¿Y tú qué propósito tienes para el año?

Quien tiene un sueño conoce a lo que tiene que renunciar con el propósito de avanzar”. John Maxwell.

Hoy me he ido a cortar el pelo. Como me gusta me laven la cabeza con el champú ese olor a caramelo. Casi me quedo dormido.  Pero no he me dormido, había una mujeres al lado que estaban hablando del año que habían pasado y lo que deseaban para el 2012.

Si abrimos estos días los periódicos, revistas o vemos la televisión, no paraban de bombardearnos con  frases del tipo,: “los propósitos del año, ¿ Qué esperas del año entrante? ¿Te propones ir al gimnasio?”. A todos los propósitos que hagamos este fin de semana, tenemos que unir los que hicimos el año pasado.

Empezaremos la lista con frases como: “tengo que aprender ingles, tengo que perder peso, tengo que ser mejor con mi familia… “, en vez de “ quiero perder peso, quiero aprender ingles, quiero ser mejor persona..”

Los “quiero..”, en vez de decir, según la inteligencia emocional, es  en el hemisferio derecho donde sale el control de nuestra voluntad para hacer lo que queremos, los “quiero..”. Así que mi recomendación, que cuando empieces hacer la lista de tus propósitos, las haga desde los “quiero”. Te será más fácil cumplirlos, lo se por propia experiencia.

Muchos de los deseos que queríamos el año pasado, no eran tan fuertes como pensábamos en esos momentos, acaban siendo una ilusión sin cimientos. Esta semana que viene estará mi gimnasio lleno de gente que no conozco, pasarán 2 semanas y ya volveremos a estar los mismos de siempre. ¿Realmente esos propósitos que tienes son tan fuertes como para luchar por ellos con todas tus fuerzas?

Porque de verdad si realmente te importa, no te importara ver los resultados en un corto espacio de tiempo, esperaras lo que tengas que esperar, pero lucharas por conseguirlo. Te darás cuenta que mientras andas por el camino hacia tu meta, estarás aprendiendo, disfrutaras de las caídas, de los pequeños resultados que iras consiguiendo.  Seguro que  habrás abandonado muchos retos al acabo de tu vida, a lo mejor eran retos inútiles, que no había que seguir con ellos, pero siempre te recomiendo que mires todo lo que has aprendido con ellos.

Sé que alguno se estará preguntando: “Bueno David, dime que tengo que hacer para que mis propósitos se cumplan”.

¿Te digo la verdad? NO TENGO NI IDEA.

En todos los libros de gestión, se explica que todo proyecto, que se tienen que formular de forma positiva,  preestableciendo unos plazos, limitando el proyecto en partes, escribirlo de la forma más concreta posible, que sean propósitos que puedas controlarlos, no quieras ser presidente de Estados Unidos, y vives en España, porque a lo mejor no te dejan ni entrar al país, son algunas de las características que tiene que tener todo proyecto.

Pero mi experiencia este año que termina, me ha dicho que hay tener en cuenta antes ciertas características a la hora de lanzarte a una propósito. 

1.- Saber lo que quieres. Y es así. Muchas veces pensamos  que queremos una cosa, pero si de verdad nos preguntáramos realmente queremos ir a por ello, saldrían respuestas, como que es lo que quiere mi pareja, me lo ha recomendado mi familia o parecido. Tenemos que lanzarnos hacia ese proyecto que realmente queramos, objetivos de verdad, no deseos

2.- Ponte en marcha. Por mucho que digas que quieres una cosa pero no te pones manos a la obra, la cosa se quedara en aguas de borrajas, es decir en NADA.

3.- Darse cuenta de los resultados que estas cosechando y adaptarte a los mismos.  Obtendrás buenos y malos resultados durante el camino. Los resultados no favorables te pueden indicar que tienes que abandonar dicho camino y encaminarte hacía otro, o dejar el reto que te había propuesto. Hay que ser flexibles, pero en muchas ocasiones por no tener los resultados que esperamos en el momento que queremos, tenemos que abandonar

Quiero añadir una cosa más en relación a los propósitos del año que estos días echando la vista atrás, me he dado cuenta y quería escribirlo, por si te puede servir a ti también. En diciembre del año pasado no tenía propósitos, no tenía una meta, no tenía nada en mi mente  de lo que quería,solamente sabía que tenía que seguir escribiendo, solo sabía eso. Para mí este año la meta ha sido todo lo que he ido aprendiendo, todo lo que he vivido, lo que he ido aprendiendo con vuestros comentarios y consejos, el camino ha sido mi meta. Este año he trabajado mucho más que cuando tenía un empleo, pero no sentía que era una obligación para mí, era algo que yo quería y sentía.  Para el año que viene podría proponerme unas cuantas metas en relación a los proyectos que tengo en marcha, pero voy a seguir con esta mentalidad, disfrutar de cada momento del año, como venga, fluir con él, y hacer lo que yo siento que tengo que hacer, no porque me lo haya impuesto.

¿Cuáles son tus propósitos para el 2012?¿Qué vas a hacer para alcanzarlos?¿Cuánto tiempo y empeño vas a poner en ellos?¿Fueron tus propósitos fuertes o fueron tan fuertes como la casa de los 3 cerditos?

Anuncios

2 Responses to ¿Y tú qué propósito tienes para el año?

  1. sheila says:

    Quiero q mi propósito para este año sea trabajar de aquello q más deseo y mejor se me da,me costará mucho conseguirlo por motivos ajenos a mi claro….pero quiero hacerlo le pese a quien le pese….no pienso dejar q nadie influya en mi decisión y q sea un obstáculo en mi camino,quiero terminar ese máster tan abandonado del 2011….No quiero plantearme propósitos inalcanzables,q luego no llegan a cumplirse y me crean frustración.
    Otro propósito podría ser empezar a decir NO…verdad David??
    No quiero deseos sino puedo hacerlos realidad….los deseos los convertiré en hechos.
    Un abrazo…

    • Hola sheila.
      Claro que conseguiras tus propósitos para el año entrante.
      Pero te recomiendo que cambies tu vocabulario a la voz de ya, casi el primero de los propositos diria yo. Si todo dependiera de los demás, el mundo sería otro, las circunstancias te hacen no tu haces las circunstancias como tendría que ser y asi me gusta que pese quien le pese quieres cambiar, no deberias cambiar, eso me ha gustado, no pienso dejar que nadie influya en mi decisión, cambia esa frase por otra mas positiva y se que lo puedes hacer, no quiero plantearme propositos inalcanzables, que quieres pues proponerte?, cambia ese vocabulario, vale?. No quiero deseos sino puedo hacerlos realidad, transforma ese texto para ti en positivo, vale?. Sabes que no quieres, pero sabes lo que quieres realmente?. Un saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: