Eduardo Baviera:” Somos lo que hacemos y sentimos lo que pensamos”.

Hoy dentro de la sección ” Entrevistas motivantes para nuestro desarrollo personal y profesional“, es un placer, presentar a Eduardo Baviera.

Eduardo junto a su hermano, Eduardo, y otros médicos, han creado Clínicas Baviera  en 1992 y Clínicas Londres desde 2004.

Comenzaron su andadura profesional, creando en un piso de Valencia una consulta oftalmológica. En la actualidad cuentan con más de 70 clínicas entre España y Europa.

Eduardo ha escrito el libro ” Ideas que funcionan” (http://www.eduardobaviera.com/).  En él, nos cuenta el nacimiento de las clínicas, las capacidades emprendedores que existen en estos momentos, dando más importancia a la actitud que a la aptitud para avanzar con constancia. Como lo denomina él, es un canto a los Emprendedores corporativos. Aquellas  personas que aunque no han puesto en riesgo su patrimonio personal para crear una empresa, si ponen ilusión, compromiso, entusiasmo, empuje de participar en la misma aventura que el empresario.

En sus empresa, hace que todos los empleados son “emprendedores corporativos“, que después en la entrevista, nos comentará qué significa, pero consigue que no se limiten solamente a su trabajo, sino  que se comprometen mucho más.

GRACIAS EDUARDO, porque nos demuestras que con valores, como confianza, humildad, flexibilidad, perseverancia y ambición sana entre otros,  son imprescidinbles en cualquier ámbito de la vida y sobre todo para conseguir el éxito. Gracias por ser un líder humilde.

Estoy a vuestra entera disposición para acompañaros en el camino de la busqueda de aquella motivación que guíe vuestra vida. Podéis contactar conmigo a través de Facebook, email del blog y Twitter (@sherpapersonal).

.- ¿Quién es Eduardo Baviera?

Un tipo normal que cree en los “sueños posibles”.

.- ¿Cuál fue el principio del comienzo de Clínicas Baviera? ¿Sentisteis que llegaríais hasta dónde estáis en la actualidad?

Todo empezó en 1994 cuando mi hermano Julio, dos médicos y yo fundamos lo que hoy es Clínica Baviera. En ese tiempo mi hermano ya era un afamado oftalmólogo en Valencia que desarrollaba su profesión en una pequeña clínica ubicada en un piso y yo trabajaba en la consultora Price Waterhouse en Madrid. El ya operaba de miopía a sus pacientes pero ese año aparecieron los primeros láseres para la corrección de la miopía y la técnica comenzó a hacerse popular. Entonces los cuatro pensamos que podíamos hacer algo grande, no sabíamos el qué pero lo que estaba claro es que teníamos muchas ganas de hacer algo importante.

Buscamos un edificio emblemático en Valencia y creamos el modelo de Clínica Baviera. Dejamos de ser una clínica personalista y pasamos a ser una clínica integra y multi-médico (buscamos a profesionales preparados que atendieran y ofrecieran un servicio de la máxima calidad). Luego comenzamos a expandirnos por España, replicando el mismo modelo y hoy tenemos 47 clínicas repartidas por toda la geografía española, 22 clínicas en el extranjero y 14 clínicas dedicadas a la medicina y cirugía estética.

Nunca pensamos que llegaríamos hasta aquí pero si de alguna forma sabíamos que teníamos la oportunidad de hacer algo importante y eso sin duda nos ayudó mucho. Y lo que es mas importante seguimos sin saber donde llegaremos en el futuro pero confiamos en nuestros principios para seguir adelante.

Nunca pensamos que íbamos a tener tanto éxito, por supuesto teníamos mucha ilusión y ganas pero no pensábamos que íbamos a ser internacionales, ni que también diversificaríamos nuestra actividad dedicándonos a la estética.

.-¿La persona de éxito aún llegando a la cima, se estanca o persigue nuevas metas?

La semilla del fracaso en muchas ocasiones está en el éxito. Nunca hay que estancarse y siempre hay que perseguir nuevas metas.

Para lograrlo se necesita motivación constante y para conseguirla a mi me ha funcionado el siguiente cocktel: emoción (nunca sabes lo que te depara el futuro, ¡que emoción!) , optimismo (el futuro siempre es mejor que es pasado aunque no te lo creas) y sentido del humor (disfruta trabajando y pásalo bien, ¡esta en tus manos!) .

.- ¿Cuál es la semilla del éxito?

Más que la semilla del éxito yo hablaría de la “brújula del éxito” que es la que debe guiar a cualquier compañía. Ayuda tus clientes todo lo que puedas; eso te hará diferente, y sin darte cuenta encontrarás el camino.

 .- ¿Qué significa para ti, esta frase: “más vale una pequeña acción que una gran intención”?

Significa que muchas veces confundimos objetivos con resultados. Un gestor tiene que trabajar sobre objetivos y acciones concretas y esperar los resultados. Parece simple, pero muchas veces se confunde.

Los gestores tenemos la obligación de actuar, pero también el derecho a equivocarnos. Un buen gestor es aquel  que acierta más que falla y, sobre todo, que acierta en las decisiones más importantes.

.- ¿Cuáles son los valores que rigen a Clínica Baviera?

Tenemos muchos, pero uno importante es el famoso: “Bueno, bonito y barato”.

  • ·         “Bueno”: calidad médica y asistencial, ya que ponemos todo nuestro esfuerzo en hacerlo lo mejor posible.
  • ·         “Bonito”: la comunicación con nuestros clientes, pues nos esforzamos en cuidar la imagen al máximo y en cada detalle.
  • ·          “Barato”: se traduce en costes óptimos y precios razonables, es decir ofrecer lo mejor al mejor precio.

.- ¿Qué reflexiones dirías a una persona que quiere emprender su vida hacia el sueño que tanto anhela?

Le diría que tenga humildad, que sea perseverante y flexible, que tenga confianza en si mismo y, sobre todo, que no complique mucho las cosas.  Muchas veces pensamos que lo simple es poco brillante y las personas tendemos a complicar demasiado los procesos. Es todo lo contrario, lo simple es más fácil de explicar y de entender y es más eficiente, además podrás trasladarlo mejor al resto de tu equipo. Por eso es importante establecer unos protocolos sencillos y eficaces.

.-  ¿Por qué unas ideas funcionan y otras no? ¿Qué ingredientes tiene que tener una idea para que triunfe?

Más que de ideas a mi me gusta hablar de “oportunidades”. Cualquier proyecto en la vida o en la empresa debe estar basado en la selección y ejecución de buenas oportunidades. El mundo se encuentra lleno de buenas oportunidades aunque no es fácil encontrarlas. Mi consejo es ser paciente y observador. Se necesita esperar, estar atento y preparado. Cuando se haya visualizado tu oportunidad hay que escribirla, aunque sea en una servilleta de papel. Eso te permitirá revisarla, compartida y tener perspectiva. Establece un horizonte temporal y empieza a trabajar en ella.

.- ¿Hay que poner delante la actitud a la aptitud en estos momentos que vivimos?

Tener determinadas aptitudes es muy importante porque te permite tener la “habilidad” de desarrollar determinada labor. Pero sin duda es imprescindible tener una buena actitud; esto sin duda es mucho más importante sobre todo cuando diriges algo.

 .- ¿Por qué nos da miedo triunfar en la vida?

Supongo que más que miedo al triunfo tenemos miedo al fracaso y para triunfar en la vida hay que arriesgar, y a veces la cosa sale mal y se pierde.

 Por eso es importante que cuando evaluemos cualquier oportunidad, midamos también el riesgo que implica. Este análisis nos ayudará a seleccionar aquellas oportunidades que más beneficio aporten, con el menor riesgo posible. Es lo que en Clínica Baviera llamamos “riesgo razonable”, aquel que podemos asumir.

.- ¿La perseverancia y flexibilidad son indescriptibles para subir la montaña de la vida?

Si, son fundamentales. Si tienes un problema y crees que tiene solución, sé perseverante. Ten una actitud firme y constante en conseguir el objetivo. Si crees que el problema no tiene solución, sé flexible: adáptate y espera. Las personas rígidas parecen fuertes pero son frágiles cuando cambian las condiciones. Y siempre en algún momento, las cosas cambian.

.- ¿Qué eso que tus trabajadores los hayas convertido en emprendedores corporativos?

Significa que es muy importante motivar y valorar al equipo que te rodea, hacer que el trabajador sienta que su trabajo es importante y que aporta mucho a la compañía. Así conseguiremos que se implique realmente en el proyecto empresarial. Eso es precisamente lo que hemos intentado hacer en Grupo Baviera y lo que llamamos “emprendedores corporativos”, es decir que el trabajador sienta la empresa como suya y no se limite a cumplir exclusivamente sus obligaciones, sino que se comprometa mucho más.

.- ¿Qué satisfacciones personales os da el participar en la acción social, que tiene Clínica Baviera, en países como Kenia, Irak o Brasil?

En Clínica Baviera colaboramos con varias ONGs y estamos muy orgullosos de poder ayudarles. Sobre todo colaboramos con Stop Ceguera, esta ONG la fundó uno de nuestros doctores, el Dr. Villada, Director Médico de Clínica Baviera Albacete, y ya ha devuelto la vista a más de 3.000 personas. Actualmente, sus principales acciones se esta centrando en operar de cataratas a las personas ciegas de Burkina Faso. Es impresionante saber que en algunos países una intervención tan habitual como la eliminación de las cataratas es un lujo prácticamente inalcanzable para la mayoría de la población.

.- ¿Qué es un triunfador humilde? ¿España está llena de triunfadores humildes?

Para mi la humildad es una gran virtud. Si eres soberbio, orgulloso o vanidoso, despreciarás el conocimiento exterior y antes o después fracasarás. Si eres humilde te va mucho mejor en la vida ya que te ayudará a disfrutar de tus logros y a relativizar los fracasos.

Además, generarás confianza y las personas se encontrarán bien contigo. Te ayudarán. En España hay muchos triunfadores humildes sin duda alguna el mejor ejemplo es Amancio Ortega, el dueño de Inditex.

 .- ¿Qué es para ti la austeridad? ¿Hemos derrochado demasiado este tiempo atrás? ¿Tenemos que vivir con lo necesario?

Para hablar de austeridad yo suelo hablar también de ambición. La ambición es el deseo ardiente de conseguir algo y la ambición buena es aquella que persigue una aspiración positiva.

La austeridad es renunciar a lo innecesario y no despilfarrar. Es equilibrio y generosidad. La ambición estimula, mientras que la austeridad controla y equilibra.

Ambición y austeridad son fuerzas contrarias que, combinadas adecuadamente, consiguen el equilibrio perfecto.

Puede que estos años de crisis nos estén ayudando a valorar lo verdaderamente importante y a prescindir de lo superfluo.

.- ¿Cuál es tu palabra favorita?

Más que palabra sería frase: “somos lo que hacemos y sentimos lo que pensamos”

.- ¿Qué y quienes te motivan a día a día?

Me motiva mucha gente; mi mujer, mis hijos, mis padres, mi hermano Julio, mis colegas de trabajo… pero sobre todo intento motivarme a mi mismo con optimismo y sentido del humor. La vida es breve, y dado que tenemos que luchar a tope, mejor que sea viendo la vida en positivo.

.- Una reflexión para los lectores del blog

Caminante no hay camino, se hace camino al andar y al volver la vista atras se ve la senda que has de volver a pisar…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: