Sueños.

Si una persona sabe lo que desea de la vida, cumple todos los requisitos para conseguir realizar un sueño”. Paulo Coelho.

Queridos sobrinos:

Habéis venido a este mundo loco, lleno de noticias desalentadoras, de primas de riesgos, que dicen que necesitamos pedir un rescate como náufragos en una isla desierta, o los casi 6 millones de personas que estamos parados en España.

Con este panorama, seguro que algún agorero, os hubiera dicho, que mejor os hubierais quedado un temporada más en la tripa de mama. Pero yo solamente os doy la bienvenida a la familia y a un mundo que está lleno de posibilidades.

Y es así, solamente vosotros, dueños de vuestras vidas, seréis capaces de producir un antes y después en vuestras vidas, vosotros podréis crear vuestras  propias circunstancias.

Ahora os veo dormir en  vuestras cunas y a vuestro hermano mirándoos con asombro, hasta sonreís ya con las pocas horas de vida que tenéis. Seguro que a lo largo de vuestra vida tendréis miles de sueños, anhelos que os gustaría conseguir, retos. Y sé que los conseguiréis si dais ese primer paso.

Ese primer paso, es duro, lo sé. Como esta carta que os escribo, sin valor, no la estaría escribiendo. Con el valor corriendo por vuestras venas, ya estaréis dando un paso muy importante hacia vuestros sueños.

Todos los días de vuestra vida, tener presente vuestro reto. Muchos de nosotros empezamos con ganas la consecución de nuestros sueños, pero por excusas, como “no tengo tiempo, sólo no lo podré conseguir, ya soy viejo,..” acabamos abandonando. Vosotros tenerlo siempre en vuestro día a día, nunca lo abandonéis.

Y claro que no será fácil. Seguro que vuestros padres os lo dirán, que nada en esta vida es fácil, y es así. Como bien dice un dicho:” Nadie da duros a 4 pesetas”. Tampoco os digo que todo será sangre, sudor y lágrimas. Algunas sí se os caerán, os lo aseguro, pero con confianza en vosotros mismos, superándoos día a día, y vuestra mirada enfocada en vuestro reto, sé que lo conseguiréis tarde o temprano.

Pero no lo esperéis para mañana mismo, como queremos muchos de nosotros. El éxito, no viene cuando nosotros queremos, ojala fuera así todo de fácil. Todo sería muy diferente. Sufriréis altibajos, con ganas de dejarlo, otros días con una actitud y emprendimiento, que nadie os podría parar, pero si “visualizáis” vuestro reto, la confianza no os abandona, lo conseguiréis.

No sé cuándo y dónde, emprenderéis ese nuevo camino nunca emprendido por nadie y en el que vosotros sentís que tenéis que andar por él. Muchos os apoyaran, ahí me tendréis a mí, a vuestro lado, así como a vuestra familia, pero otros muchos, nos intentaran quitar la idea de la cabeza. Nunca dejéis que nadie os aparte de vuestros sueños, nadie es dueño de vuestras vidas, solamente vosotros.

Y cuando queráis dar ese primer salto hacia lo nuevo, por muy valientes que os sintáis, os aseguro que será mucho más fácil conseguirlo, si dejáis que otros os ayuden.

Rodearos siempre de personas más expertas en esos temas, que vosotros, os aconsejaran, ayudaran, motivaran y juntos podréis conseguir metas mucho mayores de las que al principio os habíais puesto.

Como os he dicho, a los adultos nos gustaría vivir ese minuto de éxito en la vida, a la voz de ya. Nos daría igual la forma, la situación o a través de qué, pero ya, lo deseamos al instante. Pero lo que importa en la vida, no es cuando sino hacerlo bien.  Esta carta ya es la 4 versión que os escribo durante esta semana, para mí lo importante es que estuviera bien escrita, no importaba cuándo estuviera acabada.

Y es lo que os digo, cuando vayáis hacia vuestros sueños, paciencia, si confiáis en vosotros, tenéis más de mitad del camino recorrido, pero paciencia. Ir paso a paso, y sobre todo dar esos pasos bien, con seguridad y siempre con la sensación del trabajo bien hecho.

El tiempo es relativo, lo que importa es que disfrutéis del camino hacia vuestra cima y que lo hagáis por el camino correcto.

Y da igual la edad que tengáis, ir a por vuestros sueños. No os pongáis esa excusa. Voy conociendo historias personales, de gente que han conseguido sus sueños a pesar de la edad o de las condiciones físicas que tenían.  Todos pensaban que no podrían, que sería imposible, que  desistirían, pero acabaron consiguiéndolo. Así que vosotros también, nada de excusas, de edades y deciros “no podré”, podréis con eso que os pongáis de meta y con mucho más.

Si sentís que vuestros sueños, podrían ayudar a la sociedad, no dejéis que ni la sociedad ni vosotros mismos, os digan que hay barreras que nunca podréis derribar. Claro que podréis tirarlas, tenéis el ejemplo del Muro de Berlín, que ayudo a la reunificación de muchas familias alemanas, o cómo muchos avances científicos ayudan a la mejora de la humanidad.

Así que vosotros, también podréis romper todas las barreras que haya, siempre que sintáis que vuestros sueños pueden ayudar a los demás.

Ahora os dejo seguir durmiendo a vosotros y a vuestro hermano mayor, absorto viendo a “Bob Esponja”.

Nunca perdáis ese afán aventurero, abriendo los ojos a lo que la vida os da día tras día, con vuestras preguntas incesantes,  a que cuando os caís os levantáis al instante y seguís el camino, porque en eso consiste la vida, en soñar, y cada vez que uno se cae, levantarse.

Un beso a los tres de vuestro tío.

¿Has perdido la capacidad de soñar? ¿Qué sueños tienes?¿Has dado ese paso hacia su consecución? ¿Por qué no?¿Empezamos la semana dando un paso hacía ellos?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: