Career Coaching: Negociación

La mejor victoria es aquella en la que ganan todos” decía Salomón

¿Cómo vamos de tu rabia?

Me imagino que ya la tendrás a unos niveles más altos que Pau Gasol.

¿Qué hacemos ahora?, estarás queriéndome preguntar. Pues tengo que decir te, que en esta situación, no vas a ser tú, el dueño de la misma.

Tranquilo, va a ser alguien que conoces. Y no voy a solucionarte yo los problemas, sino quien va a liderar todo este proceso va a ser tu cerebro.

Si eso que tienes, que cubre una cosa que llaman cabeza y que tienes entre los hombros. Pues eso, tu cerebro.

En esta fase, nos vas a parar de preguntarte:

¿Y si a lo mejor ha sido una broma? ¿Y si me bajo el sueldo a lo mejor pueden cambiar de idea? ¿Y si ofrezco una serie de ideas para que no me despidan a mí? A lo mejor a otros pueden despedir, pero a mí, no, que yo he dado mucho por la empresa…Yo no me lo merezco..

Es la fase que yo la llamo…” Y si…”

Nuestro cerebro es como aquel amigo, que se cree gracioso pero en el fondo, tiene la gracia en el culo.

Ya que ve que no podemos dominar la situación, empieza a jugar con nosotros.

Nos hace creer que podemos volver atrás. Y eso es IMPOSIBLE.

Que podemos retroceder en el tiempo. Que si lo intentamos, esto habrá sido la peor pesadilla que habremos pasado, pero las cosas volverán a su estado anterior.

Es como alguien se va de nuestra vida.

Gritamos la vida, pidiéndole que se nos lleve a nosotros, o que no aparezca el “mamarracho” que se ha ido con la chica que nos gustaba.

Como si la vida, tuviera un buzón de reclamaciones y si le “caemos bien”, nos devolverá a la situación en la que estábamos antes.

¡¡Pues me parece que no!!

Así no son las cosas.

También tiene el cerebro otra forma de jugar con nosotros. Haciéndonos creer, que todo ha sido un sueño, y que sigamos como antes.

Como no estamos aceptando lo que nos ha pasado, como “placebo” preferimos que nuestro cerebro, nos haga creer que estamos en otra realidad, y que ha sido todo mentira.

Cuando las cosas no surgen como a nosotros nos gustaría, NUNCA LAS ACEPTAMOS.

Dejemos a un lado la espiritualidad, que nos diría que tendremos que vivir las emociones a pleno pulmón y a través de dicho camino, descubriríamos el por qué de la situación.

Lo que pasa, que cuando nos “tocan las narices” o nos mueven un poco la silla donde estábamos, pues nos cabreamos. Tenemos miedo, no sabemos qué será de nosotros. Y como no estamos acostumbrados a ser dueños de nuestra vida, a coger las riendas de la misma y si el camino se ha torcido, es mejor un placebo, que cambiar de rumbo.

No queremos ver cada situación como una experiencia, porque lo vemos siempre como un fracaso. Y es lo que nos hacen creer.

Si te pasa algo malo en la vida, es un fracaso…y lo demás son tonterías”. Y en una sociedad, como la latina, que el “no éxito” es considerado más apestoso, que el sarampión, hacemos lo posible para no sufrirlo ni ser tildado de fracaso.

¿T e han despedido? ¿Has vivido un ERE y ya no estás viviendo desde la última planta del rascacielos donde estaban tus oficinas? ¿Te sientes vacío porque ya no puedes llamar a tu secretaria?

TÚ NO ERES TUS CIRCUNSTANCIAS. TÚ ERES MÁS QUE TENER SECRETARIA O UN NÚMERO DEL ERE.

Basta ya de: Y SI…

Por mucho que lo intentes, por mucho que quieras, por mucha negociación que quieras entablar, con tu jefe, con la consultora o con TRUMP, esto es lo que hay…NO TIENES TRABAJO.

Siento ser un poco bastante cabrón…pero o empiezas a aceptarlo, o la leche será aún más fuerte.

No hay ninguna negociación posible. Bueno si, cómo te ingresan el dinero o donde dejan tus pertenencias.

Cuanto antes empieces a aceptar la situación, antes empezaras a tomar las riendas de la situación y más pronto podrás ver, el camino que sientes que TÚ tienes que tomar.

Recuerda:

.- No hay negociación, si uno no quiere.

.- Cuando antes empieces a aceptarlo, antes llegará todo lo nuevo a tu vida.

.- ¿No estabas buscando el momento perfecto para dar un giro a tu carrera? ¿A qué esperas?

Te conozco, que hasta que no toques el fondo, no vas a renacer como el Ave Fénix, así que te voy a acompañar hasta el mismo fondo de tu volcán.

¿Seguimos?

Podéis adquirir “Liderazgo Canalla. Libera tu lado más rebelde” a través de este enlace.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.