¡¡Algo que a todos nos marca, el amor!!

Ten en cuenta que el amor y los grandes logros, requieren de grandes riesgos” dice el Dalai Lama

Recientemente he terminado de leer el libro de Rocío Carmona “Lo que sucedió cuando me rompiste el corazón”. Libro actual, fresco y real como la vida, que me dio el último empujón a una idea que llevo tiempo viendo en las empresas y marcas con las que trato.

LO QUE A TODOS NOS HA MARCADO O MARCA, ES EL AMOR.

Seguimos a marcas de las que nos enamoramos, trabajamos en empresas de las que estamos enamorados, estamos con personas de las que estamos enamorados.

Y solo habrá un final feliz, si hay energía entre ambos, si hay una enamoramiento de verdad.

Se trata el amor, las emociones como algo muy bonito, ideal, que nos hacen más bien que daño. Pero cuando nos toca en primera persona, nos cerramos en banda a la hora de hablar de ellos.

Nos hicieron con amor y siempre las mejores cosas salen desde el amor. ¿Qué diferencia hay entre el arroz que hiciste la semana pasada y el que te salió tan soso? El amor.

¿Por qué sigues con tanta devoción a ese cantante? ¿Por qué te compras el mismo día del lanzamiento el libro de tu escritor favorito?

Porque el amor que te transmite, la energía que pone en cada acción, te llega de verdad.

A lo largo del estudio para “Mofeta Branding. Como son las marcas que transforman el mundo”, sentía que había algo más, que diferencia a unas marcas de las otras. Y si, era el AMOR.

Todos y cada uno de ellos, ponían una energía plus, que a la larga hacia que se distinguiera de la competencia.

Puedes llamarlo amor, energía, alma,…ponle el nombre que tú quieras. Pero que hay algo que te distingue de los demás, de eso no tengo ninguna duda.

Pero en esta sociedad, no queremos cantar como Alejandro Sanz “Mi soledad y yo”. Se nos dice que sufrir no es bueno, que es mejor para nuestra salud “Ojos que no ven, corazón que no siente”, en definitiva en convertirnos en “hombres de acero”. O si estamos en soledad, y aparece el amor, en cualquiera de las formas posibles, gritar como Marlango, “Vete”.

En definitiva, nos han dicho que el amor “Duele” como canta Elefantes. Por eso ahora la moda de los coach de parejas, es impulsar que todos somos naranjas completas, como si no necesitásemos a nadie para ser un poco más felices.

Y quien diga lo contrario miente.

Las empresas quieren enamorar (NO MANIPULAR) a sus clientes. Nosotros enamoramos a nuestra posible pareja. O a nuestros futuros trabajadores.

TODO DEPENDE DEL AMOR.

Cuando no “enamoramos” a nadie, nos preguntamos como dice Christina Rosenvinge , ¿Quién me querrá?. Y en vez de hacer un camino de introspección, preferimos comprar seguidores para redes sociales, subirnos a carros de “modas” que sólo nos darán pan para hoy y hambre para mañana.

Cuando estamos enamorados de verdad, (podrá salir bien o mal la historia, pero así lo sientes), sabes que esa persona, empresa o producto, es lo que estabas buscando. ¿Quién no ha dicho alguna vez, “Eres, como canta Antonio Orozco?

Pero todo empieza estando “Loco de Amor” como dice David Otero, pero con nosotros mismos.  Tampoco estoy impulsando aquí que nos queramos más que nos quieren nuestras madres. Para nada.

Pero cuando empezamos a querernos a nosotros mismos, ya podrá venir una sorpresa en forma de decepción personal, de producto que no satisface nuestras expectativas, que no lo veremos como un drama, sino como una evolución de nuestra vida personal o profesional. Nos hace afrontarlas con actitud y no con emociones descontroladas, ni actitud de víctima.

Para las marcas y profesionales que sigo estudiando, cada día no es un lamento, sino el sonar de los Tambores de guerra, como dice Manuel Carrasco. Sonido de aliento, que desde su amor, su energía, su confianza, su coherencia, siempre como tú quieras llamarlo, saben que un nuevo día es una nueva oportunidad de enamorar a sus clientes, de conquistar los corazones del mundo que saben que les espera.

Las personas y empresas que desprenden amor allá donde van, siempre desde un trabajo interno, están trabajando en un sueño, en un propósito. Son ellos mismos, no van siguiendo la “manada” o la “moda” de esos momentos. SI te gusta bien y sino también. Y por eso enamoran, porque son ellos mismos.

Nos enamoramos de lo que creemos que nos puede dar una vida diferente a la actual, de lo que nos puede hacer sentir emociones hasta nunca vividas. Nos podremos enamorar de una marca que no gusta a nadie, de una persona no muy agraciada, pero si a nosotros nos ha “llegado”, dará igual lo que opinen los demás, es nuestro amor lo que importa de verdad.

¿O es que crees que irá algún lugar si crees que te enamoras de una marca simple y que sólo lo haces por estar tranquilo? Sabes que no irá a ningún lado.

Entre otra de  las características, tanto en el libro de Rocío, como en las marcas estudiadas, además de quieras o no, la vida siempre te pone lo que es para ti, tenían una banda sonora que los acompaña durante todo el camino.

Tienen un concepto del amor, no basado en un “mundo ideal” como Disney, sino más realista, de confianza, aprendizaje. De caídas si, pero también, de subidas y de aliento. Un amor más “Indie”.

El amor sin música, es como el arroz con leche sin canela. Algo insípido.

Nos preguntamos como esas personas o marcas han provocado una “Avalancha” como dirían los Héroes del Silencio. Como lideran nuestros corazones y nuestras preferencias.

Ya sabes la “fórmula secreta” de muchas empresas y personas en la vida, EL AMOR.

Enamorémonos de las raíces y no de las flores, así en otoño sabremos qué hacer

¿Estás dispuesto a empezar a amarte y a enamorar?

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.