¡¡Carta a los #Workalholics!!

Una buena regla para la vida es no ser demasiado adicto a una sola ocupación” decía Terencio

Creo en la importancia de una cultura empresarial que impulse la motivación, el desarrollo y el buen hacer de las empresas y trabajadores.

Creo que las empresas con una cultura empresarial fuerte, sustentada en valores de verdad, (no de postureo), son las que estarán dejando una huella de verdad tanto en trabajadores como en el clientes. Y con ello en la sociedad.

Creo que las empresas con una cultura fuerte, son las que tienen un Branding consistente y fuerte. Son las que marcan un antes y después en el cerebro y corazón de los clientes y trabajadores.

Creo en la necesidad de una cultura empresarial que englobe el día a día de un sueño profesional.

Pero también creo que se están enmascarando muchas malas prácticas a través de esta herramienta de la cultura empresarial.

A través del estudio para “Mofeta Branding. Como son las marcas que transforman el mundo”, observé que superar la edad estimada de una empresa de 5 años, dependía  entre otros factores, del buen o no uso de herramientas del Branding.

Leo en muchos artículos, libros y empresas, que el trabajo no tiene que ser considerado como trabajo, sino como un hobbies, como una diversión…como si estuviéramos en el jardín de infancia, vamos. Porque así vienes a trabajar alegre, feliz, contento, motivado.das todo de ti, y no lo consideras esfuerzo.

Vamos por partes:

.- ¿Y si mi hobbies no es trabajar para ustedes y hacer cartas astrales?

.- ¿Y si mi hobbies me apetece hacerlo unas horas y otras no? ¿Me lo va a permitir la empresa?

.- ¿Y si me canso de mi hobbies, la empresa me va a permitir conocer dentro de ella, otro tipo de hobbies?

Nos quejamos de términos como Secta, pero he llegado a escuchar a Directores de RRHH de empresas importantes: “Nada de tribus, nada de cultura empresarial que piensen, nuestro sueño es crear una secta con nuestros trabajadores”.

Una secta te hace creer que estás viviendo algo único y que jamás ocurrirá. Que fuera, solamente hay miedo, hambre y penas. Que el “líder” es lo mejor que te ha podido pasar en tu vida, queriéndote hacer olvidar, la vida que tenias pasada. Y que tu esfuerzo, servirá para hacer un mundo mejor.

¿Quién levante la mano quien no haya conocido a una empresa, líder o trabajador de empresa que crea y diga tales cosas?

¡¡TODOS!!.

Se habla mucho del estrés, de llegar a los resultados trimestrales, de hacer un número determinado de ventas…De muchos parámetros que tenemos que alcanzar si no queremos encontrarnos el día menos pensado con la carta de despido.

Y los que utilizan el tema de la cultura empresarial, a su favor y no a favor de los trabajadores o la sociedad, ese miedo al despido, a la crisis que estamos viviendo, a la era de transformaciones que estamos viviendo, lo utilizan en beneficio propio.

Para comer necesitamos trabajar. Porqué hasta ahora que yo sepa, sino te ha tocado un buen pellizco de la primitiva, eres un mortal más.

Pero una cosa es trabajar para vivir, y otra cosa es que nos hagan creer que hemos venido a vivir para trabajar, sola y exclusivamente para sus empresas.

Ir a trabajar, tiene que suponerte que estás haciendo algo más que cobrar un sueldo, aguantar la cara de tu jefe o de la amargada de tu encargadas. Que tu trabajo sirve para algo. Que no solamente estas vendiendo ropa o muebles, sino que estás haciendo felices a esas personas que la están comprando, estas aumentando su confianza en ellos.

Estoy de acuerdo con esa filosofía y así la creo. No creo que solo escriba, no crea que solo de conferencias, no crea que sólo transforme empresas, sino un trozo de la sociedad a través de lo que hago. O eso creo.

Pero de ahí a creer que la empresa va a dar la vida por ti, como tú la estás dando por ella, va un trecho.

Seamos sinceros, cuando las cosas no vayan bien, lo primero que se echará por la borda, serás TÚ.

Y ya habrás hecho más que el Ceo. Habrás vendido más que el comercial con más años de experiencia, conseguido más clientes que en todos los años de la empresa…pero cuando vienen mal dadas, ni cultura ni vivir del pasado…a la calle.

Todo lo que te decían, todo lo que te dijeron que harían por ti, TODO… se ha esfumado. Y es el principio del comienzo de la frustración, de la rabia, del preguntarte ¿Por qué di tanto de mí en algo que no me ha dado nada en los malos momentos?

Vivimos en una sociedad de la felicidad constante y donde el pensamiento crítico es para agoreros que quieren joder el momento. Y estamos muy equivocados, el pensamiento crítico, te hace ponerte en el presente y ver todo, desde diferentes perspectivas.

Mi madre siempre me dice que duros a 4 pesetas nadie da. Y ha sido un lema que nunca he olvidado y cuando lo he hecho, normalmente la “bofetada” ha sido importante en mi vida.

Sentirnos parte integrante de un grupo, no quiere decir que tenemos que dejar el resto de nuestra vida. Tener pareja no quiere decir que dejemos a nuestros amigos. Tener un nuevo amigo no quiere decir que dejemos a los otros amigos que han estado en nuestra vida en momentos peores.

Pero somos así. Nos desvivimos por lo nuevo, por lo que con una pequeña cosa nos ha hecho felices, con quien nos dice cosas bonitas y nos va a llevar al espacio como nadie lo ha hecho.

No sólo la culpa la tiene quien sabiendo tus debilidades o necesidad de dinero, dice lo que quieres oír. Sino también tú mismo, por:

  • No poner siempre en duda todo lo que te dicen. Mira los hechos, y no los dichos
  • No tener vida más allá del trabajo.
  • No confiar en ti.

Esas personas que se desviven todos los días del año y fiestas de guardar por su empresa. Que aun habiendo salido de trabajar, siguen pensando en el trabajo. Que hablan en el grupo del whatsapp del trabajo los fines de semana… NO TIENEN VIDA.

Su autoestima ha sido baja y seguirá así, si no se empiezan una labor de introspección. Tras un desengaño, se creen que una simple caricia o sonrisa, ya son la empresa de su vida o el príncipe que iban buscando. No ven, ni quieren ver más allá de lo que es el trabajo, de lo que es esa nueva pareja.

¿Y qué pasa cuando se dan cuenta que no es lo que esperaban? Que aún sabiéndolo, creen que cambiarán. Que aún sabiendo que no cambiarán, se hacen las víctimas, porque el amor es dolor, según les han enseñado.

Recuerda:

    • Conoce gente. No dependas de un solo mundo en tu vida. Si sólo tienes uno y se desmorona, con él sentirás que tu vida ha sido arrasada.
    • Siempre se critico con todo lo que te digan o quieran que veas como única verdad.
    • Una cultura empresarial sirve para motivar, alentar y trabajar juntos en pro de un propósito más allá que ganar dinero. Si lo utilizas para otra manera oculta, no conseguirás dejar huella a largo plazo en el corazón de tus trabajadores ni clientes.
    • Una vida más llena, diferente, es una vida más rica para todos los sectores de tu vida.
    • Eres mucho más de lo que haces durante 8 horas. Nunca lo olvides.
    • Un puesto de trabajo es algo eventual dentro de algo mucho más grande llamado VIDA.

 

¿Eres un #Workalholic? ¿Crees que tu empresa te querrá igual que ahora van las cosas bien? ¿Tienes más vida que tu trabajo?

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.