¿Existen las malas decisiones?

“En ocasiones las malas decisiones te colocan en el lugar correcto”

Hace unos días me reprochaban que la vida que tenía , era la consecuencia de las malas decisiones que había tomado durante un tiempo determinado.

Durante todo el viaje de vuelta no paraba de hacer una pregunta:

¿Cuándo es una mala decisión, la opción por la que has optado?

Una mala decisión hubiera sido seguir optando por la forma de vida que estaba llevando hasta la fecha. Seguir haciendo caso a lo que los demás decían que tenia que hacer para ser un “hombre de provecho”: La conclusión fue que, si hubiera seguido optando por la vida que estaba llevando, ahora no estaría viviendo todo lo que estoy viviendo y aprendiendo, pero sobre la vida que estaría llevando sería… mejor no imaginarlo.

Pero esa reflexión que me hicieron, en forma de reproche, me ha hecho pensar en una pregunta constantemente

¿Cuándo una decisión, es buena o mala?

Todos creemos que en algún momento de la vida hemos tomado una mala decisión.

Puede ser desde tomar esa ultima copa que sabíamos que nos iba a matar la noche, desde tener algo con esa persona que sabíamos que nos iba a traer problemas,…hasta aceptar algún trabajo porque estaba acorde con los deseos de los demás, pero no con nuestras emociones.

TODOS HEMOS CREIDO EN ALGÚN MOMENTO, HABER TOMADO UNA MALA DECISIÓN. 

Lo que hemos hecho, hecho está. Porqué que yo sepa, hasta la fecha no se puede retrasar las agujas del reloj según tus intereses.

¿Pero qué determina cuándo una decisión es buena o mala?

Primero son las personas de tu alrededor quienes determinan si la opción que has tomado es buena o mala.

¿Y quiénes son ellos para determinar el resultado de una opción? ¿Son adivinos?. Principalmente te lo dirán por tú bien, según ellos. No quieren te pase nada malo, que no seas un “paria” de la sociedad. Y aunque quieren tu bien, lo que tienen ganas también es de decirte: “¿Ves? Te lo dije yo, si es que no me haces caso”.

Quieren dominar tu vida. Quieren no perderte. Quieren no te salgas de lo que hasta ahora para ellos era la rutina junto a ti. Te dirán que quieren tu felicidad, pero si te confundes, si dudas, si flaqueas, y más si lo expresas, lo primero que te dirán es :”¿Ves? Te lo dije yo, si es que no me haces caso”.

Segundo es el tiempo. Pero en una sociedad en la que el tiempo está basado en dos circunstancias, en el ya y en el vecino. Si no consigues los resultados esperados ( expectativas elevadas por tu ego, por ganas de joder al vecino y que todos te tengan envidia) a la voz de ya y si puede ser para antes de ayer, piensas que tu decisión ha sido errónea.

Si tiene que llegar, llegará. Te guste o no. Claro que no me hubiera gustado vivir los miedos, vergüenzas, caídas que he vivido hasta llegar a hablar hoy contigo o las cosas que he hecho y estoy preparando, pero el tiempo pone a cada uno en su sitio. Y es el que determina si fue o no una buena decisión.

Pero a día de hoy, sigo pensando que no existen buenas o malas decisiones. (Nota: Estoy hablando de decisiones del día a día , si te vas a pasar a la otra habitación del hotel por el balcón, SI ES UNA MALA DECISIÓN).

No hay buenas ni malas decisiones, solo son resultados obtenidos por haber escogido  un camino a transitar.  La vida es la suma de las experiencias vividas en función de las decisiones realizadas.

Si no optas por ninguna, a parte de bloquearte, no estarás viviendo, sino sobreviviendo y dejando tu poder en mano de los demás.

Pero sí aún así, no sabes cómo gestionar esa mala decisión que has tomado, sigue estos pasos:

1.- ¿Cómo te sientes?

Exprésalo sin tabúes, sin miedos. Como decían las madres: “La vergüenza para robar“.

Creo esencial para que el proceso de “sanación” por tu mala decisión fructifique, es empezar expresando como te sientes. Si no, lo único que harás es ir de mal en peor.

2.- ¿Qué coño ha pasado realmente?

Déjate de excusas, de echar la culpa a los demás o lo que quieras, todo por no ser dueño de la situación. Después de aceptar tus emociones, foco en lo que realmente ha pasado. En la realidad, en los datos concretos, en la verdad indiscutible.

Si necesitas la ayuda de alguien para ser lo máximo objetivo con la situación, adelante.  Focalizarte en la realidad, es el principio del comienzo a la hora de transformar la misma

3.- Repite conmigo: ¡¡No hay una mala decisión!!.

No dejes que nada ni nadie te consuma por el resultado de la opción escogida. Si te dejas llevar por las emociones negativas que te rodeen, no podrás ver posibles opciones a la situación actual o pequeños detalles que hubieras pasado por alto.

No eres lo peor, no eres un incrédulo, no eres un iluso…No eres nada de eso de lo que estás pensando…Solo eres una persona que optaste por un camino y que te has encontrado con un resultado.

Así que no seas duro contigo por favor. Si quieres compárate con la gente que no hace nada con su vida y está criticando la tuya por haber hecho algo, que ellos nunca harían por el miedo que tienen a ser y lo fácil que es aparentar ser.

No has fracasado. Estás aprendiendo, ¿Te queda claro?

4.- ¿Por qué coño te arrepientes?

NUNCA LO HAGAS. Has seguido a tu corazón. Has seguido a tu instinto y él te ha llevado a ese resultado. ¿Por qué arrepentirse?

Nos arrepentimos porque pensamos que hemos perdido el tiempo, porque pensamos que somos unos ilusos por haberlo intentado o por creernos que lo conseguiríamos.

No es que no vayas a conseguirlo, es que ese resultado , te está diciendo: “Aún te falta algo más para conseguirlo, por aquí no es el camino”. Así que no te arrepientas nunca de hacer algo  que sentías y querías hacer.

NUNCA TE ARREPIENTAS DE SER TÚ MISMO, NUNCA.

Siéntete agradecido por haber hecho lo que sentías que tenías que hacer.

5.- Y en un futuro ¿Cómo lo planteamos?

Si te enfrentas a una nueva toma de decisión importante en tu vida:

  • Recopila toda la información posible.
  • Considera varias soluciones que se podrían dar.
  •  Toma tu decisión.
  • Controla la decisión tomada.

Te sentirás bien informado ante la nueva decisión y con el control del riesgo más a tu favor. Pero te aseguro una cosa, aunque quieras tenerlo todo atado y ya no te pase más el vivir una mala decisión, ¿Qué o quien te asegura que la decisión que tomes no obtenga los resultados esperados o deseados?

Ah, creo que no tome una mala decisión. Simplemente que no he conseguido satisfacer las expectativas que esa persona tenía conmigo y por eso me lo reprochaba.

¿Cuándo es para ti una mala decisión? 

 

Anuncios

¡¡3 palabras motivadoras: VAS A MORIR!!

“Vive como si fueras a morir mañana. Aprende como si fueras a vivir siempre” decía Gandhi.

Creo firmemente que las 3 palabras que TODOS nos deberíamos repetir todos los días nada más levantarnos son:

VAS A MORIR.

Te dirán que nada más levantarte y durante el día, tienes que repetirte varias veces mantras en los que aumente tu confianza, en los que “llames” a la abundancia o al amor de tu vida.. Mantras para aumentar la confianza en ti mismo o tu bienestar personal.

Pero nadie nos dice que nos digamos todos los días:

VAS A MORIR.

Parece que decirnos que vamos a morir, aunque sea una obviedad, es algo que no queremos darnos cuenta ni ponerle sonido a ese pensamiento.

¿Por qué?

Porqué creemos que hablar de la muerte es algo negativo. Que puedes entrar en una bucle depresiva o que no trae buenas vibras.

¿Te cuento un secreto? VAS A MORIR. ¡¡Tú y todos!!.

Unos morían antes de lo que se merecían y por desgracias otros durarán más de lo que realmente , por su acciones deberían hacerlo, pero absolutamente todos vamos a morir.

Hace unos días, en un evento donde el “agua con misterio” reinaba a altas de horas la madrugada, oía conversaciones del tipo: “Bueno ya tendré tiempo para hacer realidad mis sueños, ya existirían las condiciones idóneas para hacer realidad lo que siempre he querido, pero ahora que tengo hijos, va a ser imposible…. Es que no tengo dinero para llevar a mi pareja a hacer realidad sus sueños que tanto desea… David , eso de los sueños es para la gente que no tiene “compromisos” o está loca como tú, yo ahora no me lo puedo permitir… La verdad ¿QUién me va a querer ahora con la edad que tengo? Para eso, sigo con quien estoy y ya vendrán tiempos mejores..”

Me lo decían varias personas que no superaban la cuarentena de edad y otra persona que no superaba los 30.

Estaban anteponiendo la rutina, el miedo, el qué dirán a su felicidad, a sus sueños, a descubrir la posibilidad qué había detrás de ellos. Y todo pensando que cuando se jubilarán o hubiera unas circunstancias mejores, podrían hacerlo realidad.

¡¡QUÉ ILUSOS SOMOS!!:

Nunca me olvidaré de la muerte de un amigo cuando hice Formación Profesional. Lo había visto ni una semana antes, cuando un familiar suyo me dijo que había muerto de un infarto. Y eso ya hace 6 años. No hay día, desde ese momento, que no me acuerde de él y de la situación que vamos a morir todos, tarde o temprano.

Fue una situación que me hizo cambiar mucho. Era una persona que desplazaba mis gustos, mis aficiones, mis deseos por el qué dirán y por satisfacer a los demás. Y mientras tanto mi felicidad, mi camino personal lo estaba desplazando por los deseos de los demás. Era una persona que no hablaba de lo que quería , no fuera a pensar que estuviera loco y me quitarán la ilusión con sus comentarios. Era una persona que pensaba, que ya vendrían momentos mejores, para hacer lo que realmente quería hacer.

Lamentamos la marcha de toda persona que queremos. Pensamos que es una lastima que se haya marchado tan pronto, con lo que tenía por delante por vivir, las experiencias que le esperaban. Dejémonos de tonterías, se ha marchado, le ha tocado, lo que tú quieras, pero ya no está, OUT. Y lo peor de todo, nos decimos a nosotros: “Esperemos que nos llegue nuestra vez lo más tarde posible”.

¿Y tú qué te sabes? ¿Y mientras tanto que vas a hacer, posponer tu felicidad cuando estes jubilado? Pues a este paso quizá ya no conozcamos que es eso de la jubilación. ¿Y entonces para cuándo vas a dar el paso hacia adelante? ¿Cuándo el Gobierno te diga que puedes?

No creemos que vamos a morir. Los demás caen, pero tú crees que no, o al menos eso te crees.

Y te lo vuelvo a repetir, VAS A MORIR.

Hace unos días leí una frase de Javier Iriondo, que estoy totalmente de acuerdo: “Sin drama, nunca habrá despertar”. Mientras no nos demos cuenta por cosas que pasan a nuestro alrededor o en primera persona, nunca despertaremos. Siempre pensaremos que habrá tiempo para cambiar, que habrá mejores momentos para hacer lo que siempre hemos querido , que todo vendrá pero que AHORA no es el momento adecuado.

¡¡MENTIRA!!.

Ves en televisión, en entrevistas, personas en su lecho de muerte o tras la muerte de algún ser querido, se han lamentado de no haberle dichos cuanto les querían o lo importante que eran para ellos. Y ahora que se habían marchado, ya no podrán hacerlo.

¿De qué te lamentas tú, qué podrías haber hecho y no hiciste?

Y todo porque pensamos que tendremos tiempo más adelante para hacerlo, o bueno, pensamos que lo haremos.

Mucha gente te dirá que no tienes que dejarlo todo, que no hagas el loco, que lo pienses antes de hacerlo, que ya habrá tiempo, que seguro que vendrán tiempo mejores,… Todo para que no hagas lo que ellos les gustaría hacer.

No soy quien para decirte si este artículo te ha tocado la “patata” que no dejes a tu pareja después de tanto tiempo, que no dejes tu trabajo si lo único que te hace es encabronarte y más cuando tu pasión te está esperando durante tanto tiempo… Si lo sientes así hazlo, porque yo deje atrás muchas cosas por algo, que no sabía donde me llevaría.

No es el resultado, es la oportunidad que tienes delante, y no la coges, porque piensas que eres inmortal y siempre estará esperándote para ti. ¡¡Que confundido estás!!.

No es el resultado. Es la oportunidad de por fin dormir a pierna suelta porqué has hecho lo que tenias que hacer, ser tú mismo de una vez por todas.

Es la oportunidad de vivir, de conocerte, de sentir, de aprender, de ser uno mismo, de decir lo que sientes por la otra persona.

VAS A MORIR, me ayudó a darme cuenta, que cada día cuenta, que cada día es único, diferente a los demás, y que cada día tenemos es un día más para dejar nuestra huella en los demás.

VAS A MORIR, de ti depende qué hacer a partir de ahora que lo sabes.

 

 

 

 

Marcos De Quinto: “Solo hay una vida…”

Hoy dentro de la sección “Conversaciones con…” es un placer presentar a Marcos de Quinto.

Es uno de los ejecutivos españoles que más alto ha llegado en el mundo de las grandes corporaciones globales. En 2015, tras 33 años en la empresa, fue nombrado Vicepresidente ejecutivo y Director Mundial de Marketing de The Coca-Cola Company. Para ello, trabajó en distintos paises de Europa y del sudeste y oeste de Asia, en las áreas de Marketing y Dirección General. Siendo artífice entre otros muchos proyectos, el último relanzamiento de la marca a través de la One Brand Strategy y la campaña Taste the feeling.

Una personalidad arrroladora, rebelde y poco convencional, con un estilo valiente, audaz y directo, es autor del libro “Notas desde la trinchera” su visión de la vida y la empresa.

Hace unos días tuve el placer de mantener una conversación con él. Una entrevista que rompe tabúes y se rie de los convencionalismos.

Podéis conocer más el trabajo de Marcos a través de su Twitter.

Gracias Marcos, por mostrarnos que solo hay una vida y que hay que vivirla como uno mismo.

.- Si fueras a una entrevista de trabajo, ¿Cómo te definirías ante el reclutador?

Indefinible.

.- ¿Cuál es el principio de todo sueño?

El cepillo de dientes y el pijama.

.- ¿Qué nunca olvidas qué has aprendido de los mejores?

Se aprende tanto de los mejores como de los peores. De estos últimos uno aprende lo que no hay que hacer.

.- ¿Qué no sabemos los españoles potenciar, que desde el extranjero sí se vé?

A España (y a los españoles) le falta autoconfianza. Probablemente es el resultado de toda la propaganda anti-española con la que los anglosajones nos han bombardeado. Somos mejores de lo que nos han hecho creer.

.- ¿Cómo combatir la falta de confianza que tenemos en nosotros mismos?

Leyendo más sobre nuestra historia y entendiéndonos mejor como país.

.- Rebelde y poco Convencional, te tildan personas que luego reclaman avances. ¿Qué le dirías a esas personas que tienen miedo a ser ellos mismos y sólo se quejan?

Que solo hay una vida y siempre es una pena intentar demasiado tarde a vivirla como uno mismo.

.- Inquieto y curioso. ¿Qué sería el ser humano sin la curiosidad?

Solo la curiosidad trae progreso. De no haberlo sido, aún estaríamos para descubrir el fuego.

.- Si echas la vista atrás, ¿Cómo definirías todo el camino realizado?

Duro e intenso. No querría volver a caminarlo.

.- ¿Qué practicas, valores, formas, te llevarías desde la empresa a la política?

Muchísimas. Creo que la política debería aprender bastante de la capacidad de organización y gestión de las empresas.

.- ¿Conoces eso que tanto se nos reclama alcanzar , cómo el éxito?

El éxito solo habita en los ojos de los demás. La gente envidia las medallas que luces en el uniforme, pero ignoran las cicatrices que ese mismo uniforme cubre.

.- Al igual que en el management , con el liderazgo, que se busca una definición constantemente, ¿Qué definición darías de marketing?

Marketing es todo. Bueno, casi todo.

.- ¿Qué te gustaría dijeran sobre ti, cuando no estés?

Que fui íntegro y que nada me doblegó.

.- ¿Qué valores hemos olvidado y deberíamos recordar todos los días?

La buena educación. Cada vez la creo más necesaria.

.- ¿Qué conversación transformó tu vida?

La silenciosa mirada de mi hija recién nacida se que me va a transformar la vida.

.- A la cima se llega…¿Con qué palabra acabarías la frase?

Es falso. Nunca se llega.

¿Por qué unos tienen éxito y tú solo, el fracaso?

No porque fracasaste una vez significa que vas a fracasar en todo. Sigue intentando, resiste y siempre, siempre, siempre cree en ti mismo, porque si no ¿Quién lo hará?” Marilyn Monroe

Todos queremos alcanzar el éxito.

Todos queremos ser reconocidos por ser los primeros en algo, por nuestro talento o por el tamaño de nuestros seguidores.

Vivimos en una sociedad que pide el éxito como tarjeta de presentación ante los demás. Quién no lo tiene, está destinado a las cloacas de la mediocridad.

¿Qué provoca?

Que por el éxito lleguemos a hacer millones de imbecilidades (¿Cuánta gente se muere al año por hacerse un selfie?).  Y los que no se mueren o se endeudan, se preguntan: ¿Por qué ellos lo han conseguido y yo no?

Nos encantan las formulas para encontrar y dominar algo que es nuevo para nosotros. Acudimos a cursos “olla expres” que nos van a dar las claves para alcanzar el éxito en menos de 10 horas. Vamos y lo único que encontramos , es frustración y menos dinero en nuestro bolsillo.

Hace unos días terminé de leer el libro “La formula. Las leyes Universales del éxito“. Libro que explica las razones científicas del triunfo y del fracaso de las personas.

¿Cuál es la definición de éxito que tenemos que tener en cuenta a partir de ahora?

.- El éxito no depende de ti ni de tu actuación. Depende de los demás y como perciben esa actuación. 

¿Cuántas veces ha pasado que creemos que hemos hecho la mejor conferencia, el mejor artículo, el mejor combate de boxeo y que sin ninguna duda vamos a ganar y acaba ganando el otro? ¿Cuántas veces no has entendido cómo una persona puede subirse a los escenarios y triunfar, recibiendo tú más elogios que él?

El éxito no depende de ti. SI fuera así, todos seriamos personas de éxito.

El éxito no depende de tu percepción. Depende de la opinión de los demás. De cómo se han sentido cuando has realizado esa actividad. Te quedarás asombrado como hay ciertas personas que se suben al escenario o recorren el mundo con sus actuaciones, pensando que tú lo haces mejor que ellos.

Te guste o no, son los demás, la sociedad, quien determina el éxito, no tú ni tu ego.

¿Qué leyes determinan el éxito?

1.-  El éxito se basa en la actuación , pero cuando la actuación no se puede medir, el éxito se basa en las redes.

El éxito de Rafael Nadal, del F.c.Barcelona o de los Rolling Stones, se basa en los partidos ganados o en el número de entradas vendidas para un concierto. La diferencia entre un equipo bueno y otro malo, es fácil de determinar, serán las estadísticas o los goles marcados.

¿Pero qué ocurre cuando tenemos que determinar el éxito de un sushi o de un cuadro? No hay manera

Es en estos momentos, cuando las casas de subastas, cuando los demás, quienes determinan el éxito y/o valor de esa acción.

Ahora con el comienzo de la Liga de fútbol, ¿Qué se hace? Predicciones. Se predice el éxito o fracaso de los equipos, de los fichajes realizados o de quién será la sorpresa. Y todo porqué no tenemos datos reales para determinar si ha sido un fracaso o un éxito.

2.- Recuerda que la actuación es limitada. Pero el éxito ilimitado.

Nos está diciendo que no entendemos cómo tras leer un libro haya podido vender tantos ejemplares. Nos asombra cómo otros libros, teniendo más impacto en nosotros, no sea tan conocido.

Quizá seamos respetados por los demás, pero no somos las estrellas que deseamos ser. La actuación que realicemos será la que será para todos, pero son los demás quienes determinarán si nuestro éxito es ilimitado o mediocre. Como en muchos casos, los factores psicológicos, la motivación, la visualización…

Las ganancias son ilimitadas, pero siempre dependen de lo que opinen los demás.

Por lo tanto, igual que ha hecho hoy España contra los Usa en baloncesto, ten en cuenta, que sus actuaciones son iguales o ligeramente superiores a las nuestras. Cuando te centras en eso, en no tenerles miedo a las superestrellas, sentirás que puedes vencerles.

3.- ¿Cómo crear la tormenta perfecta del éxito?

Éxito previo x adecuación = Éxito futuro.

Es muy fácil, como dice en la Biblia, “aquél que tiene se le dará y le sobrará”.

¿Por qué triunfan las 2 partes de muchos libros y peliculas? ¿Por qué los más ricos son más ricos todos los años? Por esta ley.

Pero eso si, por mucho éxito que se tenga, si se lanza una canción mala o libro insipido, no quiere decir que seguirá siendo la favorita de la audicencia. ¿O es que triunfó Operación Triunfo igual que la 1 Edición?

Depende también de la calidad, adecuación del producto, no lo olvides.

4.- Los equipos necesitan de diversidad y equilibrio, pero solo uno se llevará el merito. 

Se nos habla mucho del trabajo en equipo. Se nos dice que solos nunca podremos llegar a conseguir nada. Pero cuando estamos dentro de un equipo, ¿Quién es el que recibe todos los méritos? ¿Quién es el que recibe el premio a mejor película de los Oscar?

Siempre damos el éxito a una sola persona aunque sin el equipo haya conseguido nada. Por ejemplo el Real Madrid, ganó 3 Champions seguidas, pero le otorgamos el papel de haber sido el artifice a Cristiano Ronaldo.

Aunque siempre que vamos a un evento, nos fijamos en las estrellas principales. No son ellas quienes provocan el éxito, sino que hay mucho y muchas personas detrás que hacen posible que lleguen a su objetivo.

Las personas “estrella” son esenciales para le éxito, para el liderazgo. Pero muchas estrellas juntas, es perjudicial, ya los egos chocan y nadie pone los huevos para hacer la mejor actuación mientras tanto.

5.- Perseverancia y el éxito llega en cualquier momento. 

Siempre nos han dicho que a ciertas edades si no hemos conseguido ciertas cosas, es mejor que dejemos de intentarlo. Que si a los 30 ya no eres alguien en la vida, que te olvides. Pero la experiencia dice que mucha gente consigue llegar al éxito a edades increíbles, ya que la curiosidad, las ganas de innovación no tienen limite de edad, siempre y cuando sigamos adquiriendo boletos y presentemos nuestro trabajo al mundo.

¿Qué perspectiva tienes ahora del éxito? ¿Por qué crees que has fracasado durante este tiempo? 

José Manuel Zapata: “Que la buena musica os acompañe, por favor”.

Hoy dentro de la Sección “Conversaciones con…” es un placer presentar a José Manuel Zapata. 

¿El Alelluia de Haendel puede cambiar tanto una vida? ¿Puedes prever que un niño que no para de gritar ni en su bautizo, se convierta en un gran tenor? ¿Puedes prever que aún teniéndolo todo a su disposición, una vida soñada, dejarlo todo por la misión de que la gente se enamore de la musica que le ha acompañado desde los 18 años? ¿Crees que la felicidad es no querer más de lo que estas viviendo en el presente?

Estas y otras muchas cosas, responde la entrevista que hace unos días tuve el placer de tener con José Manuel.

De “bolos” por la Comunidad Valenciana, pasó en 4 años a recorrer escenarios como el  Metropolitan Opera House de New York, Teatro Real de Madrid,  Teatro del Liceo de Barcelona, Champs Elysees de Paris entre otros muchos  teatros maravillosos.

¿Pero qué hace dejar todo el éxito conseguido y soñado? Sigue leyendo la entrevista. No te dejará indiferente.

Podéis conocer más el trabajo de José Manuel a través de su Web, en Facebook, Twitter e Instagram.

.- Si tuvieras que pedir trabajo, ¿Cómo te definirías al entrevistador?

Como un hombre macedonia.

Muchos trocicos de muchas cosas. Mi padre decía que al final iba a ser un océano de conocimiento con un dedo de profundidad.

He hecho muchas cosas en mi vida. He hecho de todo. He sido camarero, vendedor, he estudiado Historia del Arte..Pero el trozo más gordo de esa macedonia gigante es el de tenor, el de artista.

Yo al final me definiría como artista. Es cómo me siento más.

Puedo hacer muchas cosas, pero lo que me gusta, es ser artista.

.- ¿Crees que todos podemos hacer arte?

Yo creo que si. Yo creo que todo el mundo tiene cualidades. Yo creo que todo el mundo tiene talento.

El problema es que mucha gente no echa ni 5 minutos a averiguar cuál es. Derivando su vida hacia talentos en los que realmente no son ni realmente son.

Yo creo en una herramienta que es la “autovaloración correcta”, consejo que me dio un tenor hace muchos años cuando empezaba. Me dijo que tenía que saber siempre donde estaba. Y esta autovaloración correcta es importantísima.

Claro que todos tenemos capacidades. Desde los que empezaron a pintar en las cavernas, hasta todo el mundo puede pintar, cantar…Pero eso sí, no todo el mundo va a ser Pavarotti o los Rolling Stones, pero algo que diferencia al  ser humano es eso, la capacidad de crear arte.

.- ¿Y cuál es el principio para descubrir ese talento?

Yo creo que amar algo con todas las ganas.

Cuando amas la música, que es lo que me paso a mí, escarbas dentro de ti y te das cuenta que si que estaba adentro ese talento. Sólo tienes que averiguar en que medida está, para saber si te puedes dedicar profesionalmente, amateur o una cosa intermedia.

En definitiva, es amar las cosas. Amar la música, la pintura, la literatura.

.- ¿Amar algo y haciendo oídos sordos a lo que los demás piensen?

Esa es la pregunta David.

A mi me gusta preguntar. Y me gusta que la gente que quiero y que me quiere, opine sobre lo que hago en la vida. Es verdad que siempre la última decisión la tomo yo, porque al final el que decide soy yo.

Pero cuando dice la gente que tienes que aislarte de los demás porque la gente contamina. Yo creo que la gente que te quiere, no lo hace. La gente que te quiere , te ayuda a tomar decisiones.

Yo si escucho, y me gusta mucho escuchar.

.- ¿Cómo le definirías la música a mis sobrinos de 6 años?

Depende de la cantidad de reguetón que escuche.

A los niños de 6 años les diría que la música será una de las cosas más importantes que van a tener durante su vida Que seguramente ya lo es, aunque no se den cuenta. Porque seguramente no paran de escuchar música en todas las cosas que les van pasando en la vida.

Pero al final, para el 99,999% de la población mundial, la música será el arte que los acompañará siempre. Y la música será a lo que se aferren muchas veces para sentir tristeza, alegría, para enamorarse, para pasar miedo, para el calor…en definitiva, para todo.

La música siempre estará con ellos. Será uno de sus mejores amigos durante toda la vida.

.- Si echas la vista atrás, ¿Qué ves?

Una vida plena.

Veo éxito y muchos fracasos también. Que se compensan los unos con los otros y producen una persona muy feliz, como soy ahora mismo.

No cambiaria mucho lo que he hecho. Quizá el comportamiento con algunas personas para intentar cambiar lo que ya ha pasado, aunque ya no se pueda hacer. Lo que si que haría sería es cambiar mi actitud para conciliar cuando no lo he hecho.

Pero estoy contento si miro atrás

.- ¿Cuándo hay que dar el DO de pecho en la vida?

Casi a diario te diría.

El do de pecho hay que darlo cuando me tu hija se enfada cuando está 15 días en el pueblo porqué se aburre. Hay que darlo en el trabajo…

No concibo la vida sin dar el do de pecho en cada instante. Porque cuando dejo de hacerlo, es cuando yo me meto para dentro. Cuando dejo de poner intensidad en las cosas y es cuando no me gusta lo que soy.

No me gustó nada cuando dejo de dar el do de pecho, porque el encefalograma se me empieza a poner cada vez más plano.

Creo que todos necesitaríamos estar dando siempre lo máximo posible de nosotros todo el tiempo. No solo es el trabajo o ganar el dinero, sino también muchas cosas.

.- ¿Qué hay detrás de un escenario de Opera que los demás no podemos ver?

Lo que no se ve es lo que más le gusta a la gente cuando lo ve.

Yo siempre que he invitado al Teatro Real a que vean la representación y les enseñas lo que hay detrás, la gente alucina. Porque es una maquinaria de precisión tan perfecta y alucinante, esa fabrica de emociones que es el Teatro de la Opera.

Detrás hay tanto trabajo, tanto miedo, tanta alegría, tanta emoción, trabajo en equipo, con una sincronización como en ninguna otra empresa del mundo puede llegar a hacer.

Yo digo que el producto lo montamos y lo estrenamos delante de la gente a tiempo real. Y siempre con una máxima excelencia.

Siempre lo que hay detrás de la Opera, en la caja escénica y días previos antes que la gente se siente a ver los resultados, es apasionante. Y cuando la gente consigue verlo, es fascinante. No creo que haya empresas con la precisión y el trabajo en equipo que hay en el mundo del Opera.

.- ¿Y por qué se abandona el mundo de la opera, por el mundo de las conferencias, de tu propio espectáculo..?

Yo sigo haciendo mi espectáculo. Porque al final son periodos vitales. Periodo en el que yo era el cantante principal en los mejores escenarios del mundo, pero yo no era feliz con ello.

Yo soy una persona muy familiar. Me gusta estar con la gente que quiero. El éxito es muy bonito. Pero es más bonito cuando lo compartes con gente que está a tu alrededor y que quieres. Y muchas veces no puedes hacerlo ya que estás continuamente con una maleta de arriba abajo por el mundo.

El nivel de exigencia de ese mundo es abismal. La gente quiere verte siempre dar el do de pecho de manera permanente. Pero cuando bajas el do de pecho porque no tienes el dia o no te apetece, a la gente le cuesta perdonar. Porqué ha pagado una entrada para ver el mayor espectáculo del mundo.  Y con ese nivel de exigencia, propio y ajeno es una cosa de difícil de llevar.

Unos lo llevan bien y otros no tan bien , como yo. Ya que para mi el éxito es la búsqueda de la felicidad, por lo tanto mi labor con la música fue durante unos años esa. ahora es otra.

Ahora quiero que se enamoren de la música que yo amo. Ya que cuando se introducen ella, les cambia la vida Los sentimientos que provoca esa música tan mal llamada “clásica”, no hay cantante pop o rock , nada llega a meterse tan adentro como la música sinfónica. Algo que no le damos una oportunidad.

Con el mundo de la empresa, después de dar una conferencia, cuando viene una persona y me dice, ya haya podido aprender algo o no con la misma es cuando me dicen que le van a dar una oportunidad a la musica de la que yo hablo.

.- ¿Qué nunca olvidas en tu día a día?

La autovaloración correcta es la cosa que más me ha ayudado en mi vida. Me ha ayudado a ver lo que va a venir. Saber cómo te percibe la gente, dónde estás … ya que te ayuda a girar el volante si te lleva a un lugar que no quieres ir. SI no sabes ni dónde estás ni como te perciben los demás…te acabas estrellando. Ya que lo he visto a mi alrededor un montón de veces

Cuando ya ves que no era cómo era antes, cuando la gente no tiene la apreciación que tenía, que hay competencia que antes no había, mejor y a menos precio… y no sabes poner el barco en dirección distinta… sabes que va a ocurrir.

Éste es el mejor consejo que me doy a mí , cada día.

.- ¿El miedo es aquél cuñado coñazo que tenemos que aguantar en las cenas de Navidad?

El cuñado termina por dar risa y a veces el miedo es horrible. Es el peor sentimiento que siente el ser humano.

Yo creo que el miedo lo he vencido a nivel profesional haciendo cosas de las que estoy plenamente seguro. Por ejemplo, todo lo que estoy haciendo “Concierto para Zapata y Orquesta” cuando me subo, no tengo miedo en ningún instante, porque soy feliz con lo que hago. Porque estoy tan seguro de lo que hago, porque con modestia creo que soy uno de los mejores en eso.

El miedo en mi vida está provocado por la inseguridad, por el no saber qué va a pasar. Y eso crea miedo y crea ansiedad. Algo que me ha pasado  durante mi carrera muchas veces. Me cagaba vivo, era un miedo irreflexivo, irreal con emociones arcaicas.

El miedo es un gran cuñado muy peligroso.

.- Una canción que te motive.

He pasado por periodo auditivos en mi vida. Y a día de hoy estoy en Johan Sebastian Bach. Y no consigo salir de ahí. Al igual que James Rhodes, te diría la chacona en re menor de Bach.

.- Una canción para alcanzar tus sueños.

Hay una canción de Chavela Vargas, que se llama “La canción de las simples cosas. El éxito está en apreciar las simples cosas.  Esas simples cosas, como dice la canción, que vamos dejando atrás y que no les prestamos atención. Y también como dice la canción, tenemos que volver a los sitios donde amamos la vida.

A mí esa canción me cambió la vida cuando la escuché la primera vez.

.- ¿Qué pondrías en una pancarta en medio del Teatro Real?

OS VAIS A MORIR TODOS, RECORDARLO SIEMPRE.

Todos vamos a morir y no lo pensamos. Nos empeñamos en ganar más dinero, en competir con el otro a codazo limpio. Se pasa esto rapido y no lo recordamos lo suficiente.

.- ¿Cuál es la mejor inversión?

En cultura, en viajar, en aprender de los demás. Yo creo que se acaban las tonterías cuando lees, cuando conoces gente diferente.

Creo que se acabaría el nacionalismo viajando , como creo que decía Unamuno.

.- ¿Qué te gustaría decirme dentro de 5 años?

Que sigo estando igual que ahora. NO quiero más de lo que tengo ahora. Estoy muy feliz ahora, no quiero más. Que he aprendido más, que he conocido más gente pero sigo estando igual de feliz.

.- Una reflexión para los lectores del blog…

Es un mantra que repito siempre, y que es que la música os acompañe siempre por favor.  Es lo único que puedo recomendar, que la música buena os acompañe siempre que es lo que cambia la vida. ¿Por qué me cago en el reguetón no lo puedes poner en la entrevista, verdad?

 

¡¡No te cruces en tu propio camino!!

“De tanto correr, de tanto tropezar y caer, de tanto herirme, hoy camino lento…pero llego más pronto” decía Victor Hugo Menacho Moreno.

Durante todo el día siempre nos estamos cruzando con cosas y personas.

Nos cruzamos siempre con esa persona al salir hacia el trabajo. Nos cruzamos con el kioskero los domingo cuando salimos a comprar el pan. Nos cruzamos con los amigos siempre camino del partido del futbol.

Siempre se entrelazan personas y situaciones durante nuestros días a días. Algunas serán positivas, otras mejor olvidarlas nada más llegar a casa.

Pero hay un cruce que no sabemos que podemos evitarlo por las consecuencias que puede traer y sin embargo, lo atraemos en los momentos cruciales de la vida.

Y es que NOSOTROS MISMOS, nos cruzamos en nuestro propio camino.

Nosotros mismos entorpecemos nuestro futuro, éxito o como tú quieras llamarlo.

Y no es porque seas torpe, es que aún sin haber dado un paso adelante, tú mismo quieres ponerte la pierna, para caerte y no seguir adelante.

Hace unos días me acordaba cómo la gente me preguntaba, cómo conseguía que mucha gente “reconocida”, me diera a una entrevista. Para algunos ” a un mindundi como yo”. Y siempre decía la respuesta y sigo diciendo la misma respuesta: “Pidiendo”.

Como dicen las madres: “Por pedir que no quede”. Sin embargo, me acuerdo que cuando empezaba a elevarse la calidad de las entrevistas, aumentaba el miedo en mí. Soñaba con poder entrevistar a una persona, sentía que se aprendería mucho con ella, pero ya simplemente el hecho de pensarlo, yo mismo me estaba entorpeciendo el camino con pensamientos tipo ” Pero sí tú eres un mierdas, ¿Quién te crees quién eres tú para que te de una entrevista?. Déjate de tonterías y quédate como estás, que estás muy bien…Deja de soñar y no te muevas de donde estas”.

Uno mismo siempre se está poniendo la pierna encima para que no levantes cabeza, sobre todo cuando la ilusión viene a tu vida de la mano de una nueva idea, proyecto o cómo quieras llamarlo.

SI optas por la opción de hacer caso a esos comentarios, te aseguro que después vendrán los lamentos, las quejas, las frustraciones y las rabias. Rabia porqué veras que otra persona si lo ha conseguido. La duda de qué hubiera pasado si lo hubieras intentado. La queja por la vida de rutina que llevas  y lo lamentos por estar viviendo una vida con la que nunca habías soñado.

Y todo porqué TÚ te cruzaste en tu propio camino.

Ponemos las excusas por delante antes de dar un paso hacia nuestros sueños o felicidad. Nos volvemos los más racionales del mundo pensando, ” que si nadie lo ha conseguido, ¿Por qué voy a conseguirlo yo? Si no da entrevista a nadie, ¿Quién soy yo para conseguirlo? Si durante tanto tiempo no me ha hecho caso, ni ha dado un paso adelante, ¿Por qué me va a decir si a mí?…”.

Las excusas , en la mayoría son puras pajas mentales que nos hacemos.

Anteponemos las excusas porque:

  • Tenemos miedo a saber la respuesta a la duda que tenemos.
  • No sabemos cómo gestionaremos si la respuesta es afirmativa.
  • Porque tenemos más miedo a nuestra propia felicidad o éxito que al rechazo. Algo que ya estamos acostumbrados si tenemos unos años.
  • Porque tenemos miedo a lo que digan los demás tras la consecución de nuestros sueños.

Todos hemos conocido a personas, que han antepuesto sus excusas a su felicidad. Y en algunos momentos nosotros mismos, por el miedo que creemos que viviríamos detrás de esa oportunidad.

Quiero decirte una cosa, por si todavía no te has enterado. Ven acércate. ¿ya? Te lo voy a decir bajito pero espero que se te quede tatuado ya para siempre. ¿Ya? .

¡¡ESTÁS VIVO!!.

Las excusas son la consecuencia de intentar imponerse al corazón. Racionalizamos, como nos han dicho que tenemos que hacer ante una nueva situación. Exponemos la situación, los problemas que creemos que tendremos y cuando tenemos toda la información , decidimos qué hacer o no hacer.

Y casi siempre gana, la razón. ¿Dónde dejamos al corazón, a eso que tienes en el lado izquierdo de tu cuerpo?

¡¡OLVIDADO!!

Y esperando que no nos vuelva a dar ninguna ilusión, porque no queremos nos arruine la vida que tenemos hasta la fecha.

Nos cruzamos en nuestro propio camino, porque creemos que la razón tiene más argumentos que el corazón. Cuando realmente, ni le hemos dado una oportunidad ni para que se explique ni ver qué pudiera pasar.

Cuando haces caso a tu corazón:

  • Aparecen las formas de alcanzar tu sueño o al menos caminos, que la razón no te enseñaba que podrían llevarte a él.
  • La razón solamente te pone un “NO PASAR” en cada una de las ideas que tuvieras y en las que te inventases, también.  Cuando el corazón te está diciendo, PRUEBA.
  • Podrás conseguirlo o no, pero te aseguro que te irás a dormir sintiendo que has hecho todo lo que tenías que hacer.
  • La curiosidad nace del corazón. Así como la creatividad. ¿De la razón? El miedo y la frustración.
  • Lo conseguirás o no, pero te aseguro que aprenderás mucho más que aquellas personas que por creer en un dato, no den un paso hacia sus sueños.
  • Te enseña que el intelecto es un dato inerte. Mientras que el corazón, es un ser viviente.

Sólo nosotros nos cruzamos en nuestro camino. Sólo nosotros somos capaces de tirar adelante o pararnos y llorar por lo que pudo haber sido y no fue.

Sólo nosotros.

 

 

¡¡Estamos hechos de consejos de los demás!!

Pídeles consejos a los viejos y a los jóvenes, pero sigue tu propio sentido común” dice un proverbio árabe.

Canta Antonio Orozco en una de sus canciones: ” El saber que sin ti no soy nada. Yo estoy hecho de pedacitos de ti...”

Yo a día de hoy, cambiaria el nombre.

La llamaría, “Estoy hecho de los consejitos de los demás“.

Nuestra vida no está formada solo por las experiencias vividas. No sólo estamos hecho de las acciones realizadas y de las decisiones no tomadas. Todo ello engloba los consejos que los demás nos dan por y para nuestro bien, por no hablar de aquellos que pedimos ante la toma de una decisión.

Una de las características de toda persona que he ido entrevistado es que hasta el momento de su cambio, siempre hacían caso más a los demás que así mismos.

Sus vida hasta la fecha estaba constituida por los consejos que los demás les habían dado sobre el devenir de su vida.

¿Qué debían hacer? ¿Qué carrera era la mejo y tenía más salidas profesionales r? ¿Qué relaciones debía tener a ciertas edades? ¿Qué se debía hacer y no en determinados momentos? ¿Trabajos que debía aceptar y cuáles debían rechazar?… Eran algunas de las preguntas que había lanzado al Universo y que fueron los demás quienes, por la falta de confianza en si mismo, acepto como verdades inexcusables a las que seguir por su bien.

¿Qué acabó ocurriendo?

Que una situación de malestar constante, de “quemado” con la vida, con el trabajo, les hacía plantearse qué estaba pasando con su vida.

Lo que estaba pasando que habían dando más poder a los demás, que a ellos mismos.

Queremos consejos, no porqué solamente creamos que los demás al tener más “experiencia o edad” sabrán más de la vida o del tema a tratar, sino porque no confiamos en nosotros mismos. Al no confiar en nosotros mismos, al tener miedo a lo que nos enfrentamos , preferimos que sean los demás quienes tomen el poder de nuestra vida, que nosotros mismos.

¿Qué pasa? Que tarde o temprano, la vida misma nos estará diciendo: “No es el camino que tenía pensando para ti”. Y todo porqué habías dado más poder a los demás que a ti mismo.

Les damos el poder a los demás, ya que si se confunden, les podremos recriminar con más gusto qué es lo que han hecho con nuestra vida. Que ellos son los culpables de nuestra infelicidad. Cuando realmente el único culpable de todo lo que te está pasando, ERES TÚ MISMO.

¿Qué pasa, que cuando creíamos que las cosas iban bien, a qué no le recriminabas nada a quién te dijo que tomarás esa decisión? ¿Y ahora que las cosas no van como estaban yendo , la culpa es de los demás? ¡¡DEJA DE MENTIRTE, POR FAVOR!!.

En la niñez y en la juventud, nos dicen que es recomendable pedir consejo a los “mayores”. Ya que al ser jóvenes, no tenemos ese Know-how que los demás podrán tener, esas experiencias y sobre todo no quieren que nos pase nada malo. Pero lo peor de todo, es que creemos que cuando lleguemos a mayores, ya no pediremos consejo, nos guiaremos por nuestros propios pensamientos y vivencias.

¡¡Qué confundidos estamos!!.

Cuando somos “mayores” seguimos buscando los consejos de los demás. ¿Qué no? Vamos a ello.

¿Qué buscas cuando lees artículos en los que nos dicen cómo alcanzar el éxito, mejorar las relaciones o alcanzar un gran número de seguidores?

Quieres los consejos de los demás para alcanzar lo que está establecido como “conveniente” por la mayoría. EN realidad no quieres alcanzar, lo que “deberías” estar alcanzando y recorriendo, que es tu camino, tu felicidad y con ello tu éxito.

¿Y qué pasa cuando lo conveniente y lo que se debería se separan? Al igual que las placas tectónicas que forman el planeta Tierra, se produce un terremoto en tu vida.

Unos optaran por las “pastillas” para dormir o calmarse pensando que será un periodo de estrés. Otros pensarán que ya se pasará, que es una locura o tontería y que sigamos haciendo la vida que tenemos hasta la fecha. Pero otros sin embargo, aquellos que no tienen el valor de ponerse delante del espejo y empezar a reconocer qué les está pasando, porqué y qué quieren de verdad en su vida, acabarán por otras opciones mucho más trágicas.

Optamos por los consejos de los demás, PORQUE NO CONFIAMOS EN NOSOTROS MISMOS. Claro que está bien aprender de los demás, tener gente que te inspire. Pero las cosas tienes que vivirlas tú, tienes que sentirlas tú, tienes que caerte TÚ y levantarte por ti mismo.

Eso es vivir. ¿Lo otro? Es ser un borrego más, creyendo que echando la Lotería nacional, tú vida ya cambiará sin que tengas que hacer nada más.

Pero lo que ocurre, es que ni en la escuela ,  ni en ningún sitio, en la “madurez”;nos han enseñado ni a pensar por nosotros mismos, ni a tener iniciativa, ni a confiar en la confianza.  Pero sobre todo , que hemos venido a SER no a CREER QUE SOMOS DIFERENTES DILUIDOS ENTRE LA HOMOGENEIDAD DE LA SOCIEDAD.

Recuerda que LOS CONSEJOS NO EXISTEN. Solamente es una expresión con palabras bonitas, de las experiencias vividas por esa persona. Simplemente y llanamente. Es una expresión de un momento de su vida, que en ese momento quizá se ha podido repetir en la tuya.

Te lo vuelvo a repetir: Está expresando su experiencia. Y como es SU experiencia, no tiene porqué ocurrir lo mismo contigo aunque la situación sea parecida. Porque si te das cuenta, seguro serán momentos diferentes, tú piensas de una manera, la sociedad es de otra… y aún ¿Por qué acabas creyendo que son la verdad absoluta?

Así que:

.- Está bien escuchar las experiencias de los demás. Puedes sacar ideas para ti. Pero te lo repito, tienes que hacerlas tuyas. Tienes que llenar tu vida, de tus experiencias, no de los demás.

.- Siempre serás uno más, si sigues las opiniones de los demás.

.- Los consejos de los demás no tienen porque ser la verdad absoluta, porqué seguro que son momentos diferentes, formas de pensar diferente aunque puedan ser situaciones similares.

.- SI haces lo mismo que los demás, piensas igual que los demás, ¿Crees que así serás señalado como alguien que causó un impacto diferente?

.- Si estás pidiendo muchos consejos, es qué no confías en ti mismo para nada.

.- Nunca olvides quién eres, qué quieres, porqué eso es tu marca, es tu diferenciación.

.- Los avances siempre se han producido haciendo caso omiso a los consejos de los demás.

¿Qué relación tienes con los consejos? ¿De qué crees que estás hecho?