Career Coaching: Vivir en la Coherencia

“El secreto para gozar de una imagen poderosa reside en una sola palabra: COHERENCIA”

¿Todavía estás aquí? ¿Quieres seguir leyendo cómo va a ser el principio del comienzo de tu nueva vida? ¿O es que eres un curioso, y aunque sigas queriendo que restituyan tu ego, tu honor y tu curriculum, quieres ver cuál puede ser el otro camino a tomar?

Quieras decirlo en voz alta o no, acabas de aceptar que la situación es la que es.

Los seres humanos, hacemos lo posible e imposible, para creer tener el poder de las manecillas de la vida, y poder echarlas atrás, para repetir situaciones que hemos sentido que la hemos cagado o para no ocurran algunos hechos.

Y eso de momento, solamente ocurren en las películas de Hollywood y en nuestro cerebro. Aunque todo llegara a este ritmo.

Cuando NO ACEPTAMOS LAS SITUACIONES, vivimos en plena bucle y sin salida. Nos quejamos, nos lamentamos, queremos volver a tiempos pasados, nos cagamos en nuestros EX jefes, nos lamentamos de aquella situación que dijimos NO, por nuestra lealtad a la empresa, nos acordamos de aquellos momentos que nos hemos perdido o personas que se han ido de nuestro lado, porque estábamos “comprometidos” con la empresa…

Vivimos en pleno lamento. Y lo que estamos haciendo es NO VIVIR EN EL PRESENTE.

El presente te ayuda a aceptar que:

.- Que la vida es cambio, queramos o no.

.- Que no podemos vivir apegados al pasado. Qué es eso. Pasado que solamente traes al presente pero que nunca podrás revivir de verdad, solo será siempre un recuerdo.

.- Que no puedes estar viviendo en algo, que ya sucedió. Porque mientras tanto, además, estás perdiendo subjetividad, oportunidades que tienes enfrente de ti y el poder de liderar tu vida. Que no sean las circunstancias quienes lo hagan, si no tú, quienes crean las circunstancias que tú quieres.

Tienes miedo a vivir en el presente, a aceptar lo que te ha ocurrido, porque creerás que has perdido el tiempo.

Para nada. Lo estarás perdiendo si no sacas ningún aprendizaje de lo vivido, de lo ocurrido. Como es lo que solemos hacer. Esperamos que los demás nos den las respuestas a lo sucedido, echarle la bronca a los demás por lo que nos pasa y piensas que “bonito” hubiera sido si lo hubieras sabido antes. Sabido antes, porque le hubieras dado en los morros al jefe, en vez de estar viviendo lo que estás viviendo.

Déjate de tonterías, límpiate las lagrimas, deja de pensar en el futuro (que no eres adivino y no sabes lo que va a ocurrir) , mírate al espejo y dite bien fuerte: SOLO TENGO EL AHORA Y ES EN ÉL, DONDE VOY A CREAR LO QUE YO SIEMPRE HE SOÑADO.

Porqué seamos claros: ¿Cuántas veces has dilatado tu sueño? ¿Cuántas veces has estado esperando al momento idóneo para hacer algo y nunca ha llegado?

Te pasaba porque no vivías en el presente. Esperabas a que se diera la conjunción de Venus y Marte, y eso pasará dentro de 500 años o que a tu jefe te diera el puesto, que de antemano estaba destinado a su hija..

Preferimos quejarnos, lamentarnos, que no saber donde pisar. Y para empezar a pisar fuerte en la vida, hay que aceptar quién eres, qué quieres y que sólo tienes una vida. Y cuando lo tengas integrado, empezarás a pisar FUERTE, allá donde quieras ir, aunque no conozcas todavía el camino.

Estarás empezando a ser COHERENTE, a ACEPTAR el presente. Que no quiere decir resignarte, sino empezar a ser el líder de la manada, llamada tu vida.

Ser coherente es empezar a:

.- A responder a las preguntas que siempre te has hecho pero siempre te daba miedo verbalizar las respuestas, que ya sentías.

.- Es empezar a ver la vida, como es, una serie de oportunidades, momentos a tu disposición. Que por seguir la corriente, no querías ver hasta ahora.

.- Es empezar a expresar lo que sientes dentro de ti. Algo que no habías hecho por miedo al qué dirán, a la vergüenza de sentirse desplazado porque te considerarían un bicho raro.

.- Es empezar a aumentar la confianza en ti. Cuando empiezas a dar pasos hacia caminos inhóspitos, te das cuenta que puedes, sabes y sientes más de lo que hacías hasta la fecha . Te descubres, porque hasta ahora, pensabas que eras lo que decían los demás de ti. No lo que sabía que había dentro de ti.

.- Es empezar a vivir, y no a sobrevivir como es lo que estabas haciendo hasta ahora. Estabas viviendo en función de las condiciones, deseos y circunstancias que te rodeaban. Pensando que no habría otra vida posible aunque la soñabas. Y eso es vivir, sentirte, vivirte, creerte y crearte.

Ser coherente es empezar a preguntarte:

¿Y AHORA QUÉ?

Cuando empiezas a preguntarte esto, sabes que la única estrategia que vas a seguir en el trabajo y en la vida, es SER TU MISMO. Y lo que te vayas encontrando por el camino, serán herramientas, que te ayudarán a llegar a donde sientes que tienes que llegar.

Quizá no lo consigas, te advierto. Pero no te lo reprocharás, porque al menos habrás ido de frente y de cara, hacia tus sueños y caminando junto a tu miedo.

Eso es vivir, eso es sentir el presente.

¿Seguimos?

Ahora comienza el periodo de APRENDIZAJE o como yo lo llamo VIVIR.

Aprenderás:

.- A saber quién eres de verdad.

Hasta ahora no lo sabías. Ese concepto que tenías de ti, era la suma de tus experiencias, de condicionamientos impuestos por los demás y miedos adquiridos, a los que no les has hecho frente nunca, ni tampoco se te ocurría hacerlo.

Emprender el camino hacia el trabajo en el que te quieres desarrollar a partir de ahora, es empezar a proclamar a los 4 vientos, quien eres. Les guste bien o no, pero tú eres así, y vas hacia lo que sientes.

.– A descubrir que se puede ser feliz yendo a trabajar.

Hasta a hora dependías tu estado de ánimo de cómo venia el jefe. Los domingos llorabas o te ponías malo pensando que al día siguiente tenias que ir a trabajar.

Ahora estarás buscando y haciendo lo que sientes que tienes que hacer. Ya no digo que emprendas, sino que estarás haciendo las labores que siempre has soñado o en la empresa que realmente te gustaba. Y tu actitud ante los inconvenientes que te encuentres, ante las caídas, los NOES, no será la misma con la que los afrontabas hasta ahora

Es tu momento, será duro, será complicado, dudarás, pero siempre te irás a dormir con la satisfacción del trabajo bien hecho, de darte en todo momento por y para los demás, por y para tu pasión, por y para tu disfrute.

Sabrás que estás viviendo este periodo cuando sientas que estás durmiendo como un bebe.

Podéis adquirir “Liderazgo Canalla. Libera tu lado más rebelde” a través de este enlace.

Anuncios

¡¡No todos somos Millennials!!

“La vida es demasiado corta para tener el trabajo equivocado”

Estoy asqueado y con miedo.

No es que haya visto el perfil “no bueno” de Julio Iglesias, o haya conocido a la niña de las chuches de Rajoy.

Tengo miedo del camino que estamos tomando. Asqueado porque parece que, a pesar de las leches que nos hemos dado ya muchas veces, seguimos cayendo en la misma tontería de siempre.

¿Qué pasa?

Que estoy harto de la moda de los MILLENNIALS.

Abres internet y solamente te encuentras cosas así:

El banco x se orienta hacia los millennials… ¿Cómo contratar a los millennials? ¿Quieres un Millennials en tu empresa? ¿Qué hace si tu jefe es un millennials?.. ¿Cómo los supermercados han cambiado para satisfacer las necesidades de los Millennials?..Ten una marca de Millennials… Viva los Millennials, la generación que nos salvará de la crisis”

Y para colmo, el otro día, viendo las actividades de un centro comercial del ocio francés, vi que durante todo el mes de Agosto, proyectaban películas para los Millennials.

¡¡BASTA YA!!

¿Qué pasa? ¿Qué si no eres un Millennials ya no tienes derecho a vivir ni a encontrar trabajo?

Gracias a Dios que hay dos cosas que me hacen reír:

.- La hipocresía de la Gente.

.- Y el querer subirse al carro de la gente a las modas.

Ahora vas a Congresos o simplemente entrando a Twitter, y disfrutas como personas de 50/60 años, se autoimponen el título de “Expertos en Millennials”. 

(Perdón por mi metedura de pata, los Millennials son aquellas personas que han nacido entre 1984 en adelante).

¿Alguien me puede explicar cómo puede declararse experto en algo, conocedor de sus vivencias, de su forma de pensar, cuando podrían ser sus hijos y no los entiende?

Sin palabras.

Pero luego están las empresas y “expertos”, que se quieren subir a la “moda de los millennials”, para parecer “cool” en las redes sociales o a través de entrevistas “concertadas”, atraer ese talento que se les “presupone” a los millennials.

Ya te puedes imaginar, que de lo que dicen a lo que hacen, suele haber bastante trecho.

¿Pero quiénes son esa generación que nos salvará de todas crisis y males?

Hace unos días, vi la parte que hablaba Simón Sinek en una entrevista sobre este extracto de la sociedad. Video que os recomiendo que veáis varias veces.

Me encanta observar a los seres humanos.

Como bien dice Simón, son la generación más insatisfecha e infeliz de la historia, mientras otros “GURUS” los llaman como la generación más preparada de la historia, y como Noe, nos salvarán de todo los males.

Yo puedo estar muy preparado, con miles de Máster del Universo, pero como sea un insatisfecho de la vida, MAL VAMOS.

¿Por qué dice que aún estamos a tiempo de transformar esa generación “salvadora”?

.- ¿Cómo nos han criado?

Delante de mío

David, mi hijo ha dejado su trabajo, porque aunque tenía un buen sueldo, todos los beneficios para conciliar su vida y todas las posibilidades dentro de la empresa, le he dicho lo dejará porque no se sentía motivado… Y míralo el pobre de él, no sabían aprovechar su talento

Si se lo hubiera dicho a mi padre eso algún día, hubiera tenido un autógrafo de su mano en mi cara.

Siempre lo he dicho, las generaciones post-guerra, han criado a sus hijos, para que no sufrieran ninguna de las calamidades que ellos hayan podido sufrir durante su infancia. Esta muy bien, se agradece.

Pero por ejemplo, cuando yo digo que me he pegado 4 años de mi vida, hasta que una editorial viniera a por mí y publicase un libro con ellos, me miraban con ojos de asombro y diciéndome: “Yo no aguantaría tanto tiempo, lloraría antes de la frustración..”.

NO querer que los demás sufran lo que hemos sufrido nosotros, hace que no se conozca la palabra sacrificio, esfuerzo, el levantarse ante una caída…O tener un propósito y luchar por él hasta la extenuación.

.- Tecnología

Sitúate. Estamos en un concierto o en las fiestas de tu pueblo. Están poniendo la canción maldita del verano. Y si te sale de la escena. ¿Qué observaras?

En vez de estar disfrutando, viviendo, gritando a pulmón abierto la canción,…lo que se hace es estar con el móvil al instante, para que vean todos tus seguidores que “guay” eres.

Tras acabar la canción, que a lo mejor, ese grupo no lo vuelves a ver más en tu vida, lo primero que dices es: “Mira, la Pepa me ha estado mirando el video…Que se joda y vea lo feliz que soy…”.

¿Y qué pasa cuando nadie lo ha visto, aún siendo las 4 mañana? Pues te vas a dormir, habiéndote olvidado del concierto y “cagandote” en todo el mundo porque no has recibido un Like.

Oía estos días conversaciones de Millennials: “Tía, que no te sigue nadie, no eres nadie en la red… Jo, ya no me sigue Pepe, tengo que hablar con él…”

¿Qué pasará cuando a esas personas se les “recomiende” no usar el móvil en el trabajo o en una reunión de trabajo?

¿Puede depender la autoestima de una persona de quien le sigue o no? ¿Puede depender el estatus de una persona, de los videos que suba durante sus vacaciones o de la ropa que se ha comprado? ¿Qué les pasara cuando “tropiecen” ante una piedra que la vida suele poner?

.- Impaciencia

Cuando hemos pagado un curso que nos decía “Conseguirás los mismos resultados que yo” y no ocurre…Cuando nos apuntamos al gimnasio y no tenemos la “tableta de chocolate” como el del anuncio en el tiempo estipulado por el entrenador, cuando no se consigue la moto que nuestros padres nos habían prometido por sacar buenas notas…. ¿Qué ocurre?

Que tiramos todo lo conseguido hasta la fecha, todos los avances, porque no se ha “satisfecho” lo que nos habían prometido en el tiempo prometido.

¿Contratarías a una persona impaciente que si no consigue la cuenta de ese “posible cliente”, sabiendo que lo siguiente será su desmotivación por un “tropiezo”?

.- El ambiente

En un ambiente, como bien me gusta decir de “YO LA TENGO MÁS GRANDE QUE TÚ” en cuestión de aparentar, de aumentar el número de seguidores, donde los valores se han esfumado y sólo importa el éxito, aunque sea efímero… ¿Qué podemos esperar?

Antes de seguir:

(Antes que se me eche la gente encima. Como sabéis me gusta siempre testar todos los artículos con personas, detalles, informaciones y habiéndolos vivido en primera persona. Así que es lo que he hecho. Si, no todo el mundo de esa franja de edad es como se dice en el video y explico yo. Estoy contigo, te lo compro, pero que hay mucha gente también que cumple a rajatabla todo lo que te he comentado)

Así que:

.- Yo pregunto: Ahora la moda es lo de los Millennials… ¿Y quienes no estamos dentro de esa franja de edad, qué hacemos? ¿Ya no servimos para nada? ¿Qué pasará con los Millennials cuando ya no estén de moda?

Basta ya de obsesión por las modas, que dentro de nada los Millennials ya no existirían y acabaremos diciendo cualquier tontería.

¡¡UN POCO DE COHERENCIA, POR FAVOR!!

No supongamos súper-poderes a personas, que ni muchos de ellos saben lo que es el esfuerzo.

.- La vida no está en las redes sociales, en los Likes ni en los stories que subes. La vida es sentirla, es caerte, es llorar, es abrazarte, es preguntar de corazón a la persona que está a tu lado…

La vida hay que vivirla, y con la dependencia en redes sociales, estamos sobreviviéndola, encerrándonos en nosotros mismos a través de perfiles para hacer creer lo “cool” que somos.

.- La paciencia es uno de los valores que hemos perdido esta sociedad. A toro pasado, es fácil hablar, lo sé. Cuando estás esperando alguna noticia, ya te puede venir a alguien a decir tranquilo, que te lo comes.

Pero la paciencia hace darte cuenta de lo que eres capaz por un sueño. Pasé lo que pase, vas a dar todo por y para él. Estas enfocado hacia un propósito, dándolo todo por él. ¿Qué estamos enseñado a personas que cuando no consiguen algo, hacemos lo posible para lo consigan y no sufrir sus pataletas?

Por favor, tenemos una generación preparada, dispuesta a revolucionar el mundo. ¿Pero que hay fallos que tendremos que solucionar para que nos lleven a niveles aún más altos de desarrollo?, TAMBIÉN.

Antes de hablar,  de dar poderes “extraordinarios”, de levantar “egos”….un poquito de por favor.

Podéis adquirir “Liderazgo Canalla. Libera tu lado más rebelde” a través de este enlace.

 

 

 

 

¡¡Dar valor, no es dar fotocopias!!

“Cuando el amor se reprime, el odio ocupa su lugar”  decía Havelock Elis

Por favor, repitan conmigo:

DAR VALOR A LOS DEMÁS, NO ES FOTOCOPIAR LO QUE HACEN OTROS.

Y por fotocopiar no digo, que ya cambiándole el formato de la letra del panfleto, ya sientas que es algo nuevo y novedoso. NO, no, no hablo de eso, hablo de copias absolutamente literales y aún así pienses que es algo tuyo, diferente e innovador.

Esta semana me han llegado dos situaciones de “proyectos fotocopia”:

.- Una persona, había lanzado a bombo y platillo un taller Premium, a base de PDF y sesiones de coaching con la persona responsable, sobre Autocoaching

Ya hace tiempo escribí un artículo en el que daba mi opinión sobre una moda que empezaba a despuntar, que era el Automentoring. No creo nada que comience con el prefijo Auto-

Si el ser humano, fuera su propio mentor, si el ser humano pudiera ser su propio coach, te aseguro que ahora no estaríamos hablando nosotros, no habría una industria de la felicidad, ni habría libros de coaching ni de motivación.

Apretaríamos un botón y ya sacaríamos un informe de la situación con la solución, la pondríamos en acción y ya todo solucionado. Pero me parece que hasta ahora las cosas no han ido así.

Pero hay una cosa que está entre nuestros hombros, que se llama cerebro que está diseñado para salvarnos el culo en determinadas situaciones.

¿O crees que cuando hay cambios en tu vida, tu cerebro te dice y alienta que los hagas? Me parece que no, más bien te alienta a que te tapes con la manta y esperes a que pasen.

El coaching es el acompañamiento de una persona para el desarrollo de tus habilidades. Si me dicen que voy a hacer un curso de Autocoaching, ¿Para qué necesito un profesor?

Voy a dejar de lanzar preguntas que empiezo a sulfurarme y con estos calores, mala es la combinación.

Lo peor de todo esto, es que la gente se dedica a ayudar a la gente, y con estas acciones, dan a entender que la gente es “poco lista”.

Me parece bien que todos queremos comer y pagar nuestras facturas, pero por favor, UN POQUITO DE POR FAVOR.

.- He recibido por whatsapp que una editorial importante, publicaba con el mismo nombre que había publicado hace un par de años una gran amiga, un libro que lo publicitaban como algo novedoso e innovador.

¿No saben mirar si había algo así ya en el mercado? ¿No han investigado y han visto que esa marca ya estaba registrada? La persona que lo ha escrito lo publicita como algo nunca visto, cuando sabía desde hace años, que la otra persona tenía un formato con el mismo nombre, la misma metodología y el nombre del libro era ése.

¿Sigo?

Me encanta leer los libros de emprendimiento y marca, sobre todo los españoles.

Todos hablan en algún apartado de sus libros o de las conferencias, que tenemos que dar valor, ser diferentes a los demás, si realmente queremos triunfar en la vida, en el campo profesional que hayamos elegido.

Cada letra, cada frase, nos impulsan a que nos salgamos de lo establecido, que impulsemos nuestra marca, que pensemos más con la imaginación que con la experiencia, que digamos NO, ya que es el preludio del éxito…

¡¡Qué bonito todo, como nos motiva, que chulo debe ser salirse de lo establecido…”!! comentamos para nuestros adentros.

¿Y qué acabamos haciendo?

Haciendo fotocopias de lo que creemos que nos puede dar dinero, ya que ha triunfado antes. Y esperamos que a nosotros, en su justa medida, nos pase también.

La innovación, la creatividad…que la hagan otros que yo quiero ser el número 1 en ganancias económicas.

Están muy bien las “Marcas blancas” en los supermercados, pero si eso es lo que estamos impulsando, digámoslos, cuando yo creo que lo que estamos impulsando a través de libros y conferencias, que nos convirtamos todos en “Marcas Gourmet”.

Nos apropiamos de términos de personas que tuvieran los “dos valores” de salirse de lo establecido y crear aquello en lo que creían. Nos apropiamos de nombres que triunfan e inspiran a miles de personas que lo pensaron durante días y noches, Nos apropiamos de métodos que han ayudado a personas,  con esfuerzo, tesón y constancia.

Pero nosotros nos apropiamos de todo eso, y decimos que es nuestro, que somos los creadores de algo diferente, innovador y que va a resolver la vida de muchas personas.

¿DE QUÉ VAMOS?

Promulgamos la innovación, ser diferentes, ya que es la única forma de progresar, de crear cosas, y lo único que hacemos es FOTOCOPIAR a los demás.

Seguro que ahora alguien estará lanzándose ideas así: “Es que no somos creativos, es que eso del talento es para algunos elegidos, es que no sé crear ideas...”

¿Sabes lo que pasa? Todas esas personas a las que se copian, no son más creativas que tú, no son más valientes que tú, no tienen más talento que tú, lo que pasa es que FUERON VALIENTES Y DIERON UN PASO ADELANTE, SE COMPROMETIERON CON ELLOS MISMOS, CON SU PROYECTO Y NO PARARON HASTA CONSEGUIRLO.

Así es como se consigue el éxito, eso que se nos enseña que tenemos que conseguir, siendo valientes, y diciéndonos SI a nosotros mismos.

Diciéndote Si, las ideas surgen dentro de ti, ves la realidad de otra manera, creas cosas que hasta ese momento pensabas que eran imposibles para ti, luchas por tus sueños, das a los demás tu esencia, CREES EN TI… Y todo eso siempre se repercute en los demás, en tu negocio, en tus sueños.

Si haces lo que los demás hacen, NO DARÁS VALOR, DARAS MÁS DE LO MISMO. Y que yo sepa eso no es lo que quieres que piensen los demás de ti, ¿Verdad?

Basta ya de tonterías, y hagamos lo que promulgamos. Es la única forma de que haya un progreso de verdad y no ficticio.

Y no pasa porque copies en un campo profesional, y no consigas resultados. A lo mejor si probarás en otro, verías que en él, eres tú y si das el valor que te diferencia respecto a los demás.

¿Cuántas fotocopias ves a lo largo del día? ¿Aprendes de los mejores o de marcas blancas?

Podéis adquirirLiderazgo Canalla. Libera tu lado más rebeldea través de este enlace.

 

¡¡Sin Sentido Branding!!

El secreto para gozar de una imagen poderosa reside en una sola palabra: COHERENCIA“.

Si no tienes tiempo, y quieres saber en resumidas cuentas, de que voy a hablar, te lo digo:

SOMOS BORREGOS CREYENDO QUE JEFF BEZOS TIENE TODA LA RAZON DEL MUNDO, CUANDO NOS DICE QUE NUESTRA MARCA ES LO QUE LAS OTRAS PERSONAS DICEN DE NOSOTROS CUANDO NO ESTAMOS EN LA HABITACIÓN.

Pero como lo dice él, todos respondemos, sí señor. Y así nos va.

¿YA?

Creo que no es la primera vez lo digo en el blog, o al menos en mis conferencias sobre Branding, siempre lo remarco.

Sé que algunas personas se rompen las vestiduras cuando digo esto, y algunos auto-denominados “expertos” del Branding ponen el grito en el cielo cuando lo digo, y la verdad, me encanta. Ver como se ponen de distintos colores a lo largo de la conferencia.

Pero todo tiene un POR QUÉ.

¿Empezamos?

Si en todo momento dependemos de lo que opinen los demás de nosotros, ¿Dónde queda nuestra esencia?

En la basura.

Lees artículos, ves libros, acudes a congresos, ves empresas, te invitan a formaciones…y siempre sales con la misma sensación:

Más de lo mismo”.

Si el gurú de turno ha dicho que mañana la moda es el amarillo, todos escribirán del amarillo. Si el gurú de moda, ha dicho que para llegar a B, tenemos que seguir el método a la pata coja, que él siguió, todos a la pata coja.

Lo hacemos, porque creemos que será una forma “rápida e indolora” de llegar al éxito. Porque creemos que siguiendo los pasos que ha emprendido, llegaremos hasta donde él está. Y Cuando lleguemos, si llegamos, él ya estará en otra cima, mucho más alta de donde estemos nosotros.

Seguimos modas, porque queremos ser como los impulsores, queriendo llegar a sus niveles de fama, popularidad, pero nunca transformaremos nada, porque no estamos siendo nosotros mismos.

Somos puros acólitos.

Cuando seguimos modas, estamos diciendo NO a nuestra personalidad, a nuestra esencia, en nuestro potencial, decimos NO a nuestra intuición y creyendo que no podemos hacer las cosas mejores, como las hace esa persona.

Claro que puedes, pero tienes miedo a ser. Prefieres aparentar ,que ser.

A todo el mundo se le llena la boca diciendo que una marca es una huella, pero si haces lo que los demás hacen, ¿Qué huella estarás dejando?

Una que se disipará tan rápido como pasa el Ave por las estaciones.

Tener una marca no es desmarcarse, no es saltar de una pecera para ir a otra más cool, no es seguir las pautas que te diga el profesor de turno o los dictámenes de la asociación de turno creada ex proceso por la moda surgida….

ESO NO ES EL PROCESO DE CREAR UNA MARCA… ESO ES SEGUIR UNA MODA…ESO ES SER UNO MÁS, EN UNA CAJA LIMITADA POR LA SOCIEDAD, LIMITADA POR LOS MIEDOS.

Tener una marca es saltar de una cuna, llamada sociedad hacia un océano inhóspito, pero que te dará siempre más resultados que en un sitio delimitado.

¿Qué tienen en común David Muñoz, Monkey Garage, Rolling Stone y Apple?

Que HACEN LO QUE SABEN QUE TIENEN QUE HACER. Y ya puede ir a favor de corriente o en contra, QUE LES DA IGUAL, es lo que SABEN QUE TIENEN QUE HACER.

Es su marca, es su distintito, es su filosofía. Enarbolan el verdadero significado de disrupción, de ser diferentes, de saberse únicos.

No hacen las cosas para parecerse a alguien, no siguen los mismos métodos que sigue todo el mundo y solo se lanzan hacia una meta, cuando está en coherencia con ellos mismos.

La verdadera marca, la verdadera transformación en uno mismo, y en los demás, SOLAMENTE SE PRODUCE DE DENTRO A AFUERA, Y NO PONIENDONOS LA MASCARA DE MODA A TRAVÉS DE LIBROS, CONFERENCIAS O TALLERES.

Eso siempre acaba siendo un simple parche, que cuando se cae, se aireara la herida, escociéndonos como hasta ahora.

Cuando estas siendo tú mismo, cuando estás mostrando tus valores con coherencia, alguien me puede responder a esta pregunta:

¿Por qué tienes que tener miedo a lo que puedan decir de ti en Redes Sociales? ¿No tendría que darte igual, si siempre has sido tú, si tus seguidores sabes quién eres y lo que promulgas?

Es una muestra más, que se habla mucho de diferenciación, de impulsar nuestra singularidad, pero lo que tenemos es miedo a que nos puedan quitar de alguna manera, lo que hayamos podido crear… Seamos políticamente correctos, no vaya a ser que se nos vaya el chiringuito hasta la fecha.

Tampoco estoy impulsando, que seamos una metralleta de insultos, vejaciones y demás, pero sí, que si somos coherentes entre lo que decimos y hacemos, lo que piensen de nosotros, los demás, NOS LA TENDRÍA QUE BUFAR.

Tener una marca propia, COHERENTE, con humildad y pasión, es formar parte del mundo en el que vivimos, pero sabiendo que no somos uno más, sino aceptando nuestra individualidad. Y a quien no le guste que no mire.

Una marca no es un proceso que empieza a través de 1 pregunta, comprando seguidores o pensando que ya no necesitas un C.V. para encontrar trabajo. Empieza sintiéndote a ti mismo, con tus “no virtudes” y tus virtudes, con miedos y confianzas, con tus metas y caídas… Es el principio del comienzo.

Nunca podrás crear una marca, ni nada en este mundo, hasta que estés en coherencia contigo mismo. Mientras tanto, usarás herramientas, estrategias prestadas, para alcanzar algo, que está de moda, pero que en el fondo, al 99% no está en coherencia con quien eres tú.

¿O es que cuando te crean una marca, la vives con tanta pasión, estudias tanto, la disfrutas como si la hubieras hecho tú?

¡¡NO!!.

Una marca que triunfa, una marca que deja huella, nace y vive siempre de forma líquida. Es decir, vive en función de emociones internas, de sus deseos, sueños… no de las externas.

Así que por favor, si tu sueño es que tú, tu marca triunfe, MIRATE DELANTE DEL ESPEJO Y GRITA A LOS 4 VIENTOS:

MI MARCA COMIENZA EN LA COHERENCIA Y TERMINA HACIENDO LO QUE ME APASIONA.

¿Los demás? Que te la bufen

¿Los pasos a seguir? El camino te los mostrara.

Así se crea una marca de verdad.. ¿Y para ti?

 

 

 

¡¡Entre lo que vemos y lo que sentimos!!

La inteligencia busca, pero quien encuentra es el corazón” decía George Sand.

coherenciaTodos los problemas que tiene la sociedad, todos los problemas que creemos que tenemos, todos los libros que lees de motivación, todas las conferencias que asistes, tienen una cosa en común…

¿Cuál?

Que nos hablan del gran problema de esta sociedad.

¿Y cuál es?

Cuando nos encontramos en el precipicio que produce en cómo vemos el mundo y cómo resulta qué es en realidad. Es el conflicto entre lo que hay entre tu mente y lo que tu mente está encontrando fuera de la cabeza.

A todos nos gustaría creer una cosa y encontrárnosla tal cual la pensamos, fuera de nuestra casa. Pero las cosas no son así.

Cuando creemos que estamos en “coherencia” entre lo que pensamos y lo que nos encontramos fuera de nuestra mente, todos los libros, conferencias, artículos que leamos, nos servirán como herramientas para fortalecer nuestra vida, y alcanzar las metas que nos propongamos.

Cuando nos dicen que el desarrollo personal, que la motivación o el liderazgo, por muchos libros que has acudido, conferencias que has asistido, no han servido, que todo es un vende humo, (que habrá situaciones que sí lo sean). ¿Qué pasa?

Que en realidad, hasta que no seas coherente contigo mismo, nada te servirá.

Ya he hablado de una palabra muy importante para mí. COHERENCIA.

Sin coherencia, no vamos a ningún lado. Bueno sí, a no parar de preguntarnos ¿Por qué me pasa lo que me pasa?

Y aquí viene otra palabra importante, TOLERANCIA.

Conozco a muchas personas que se han hecho la pregunta, que anteriormente te comentaba.

No paraban de preguntarse, por qué sentían lo que sentían, por qué les pasaba siempre las mismas situaciones… Pero en vez de indagar y ser coherentes consigo mismo, descubriendo el PORQUE de sus emociones, deciden seguir su vida, esperando que todo pase. Creyendo que todo es una locura transitoria.

Tenemos que ser tolerantes con esas personas. Piensas que la vida será mejor para ellos así, obviando que tienen algo que resolver y dejándose llevar por lo que estaban haciendo hasta el momento que pararon y se dieron cuenta de sus emociones.

Seamos tolerantes. Pero te digo una cosa, por mucho que quieras escaparte de la vida, siempre te pondrá la misma situación o parecida, para que pares e indagues de ti.

Por mucho que quieras, no vas a escapar. Te lo digo en primera persona, que es así.

Pero si aún así, optas por seguir con tu vida rutinaria e intentar no descubrir, el por qué de esos lloros, insomnio o nerviosismo… Seamos tolerantes y dejemos que sigan su vida.

Al igual que hay gente que opta por obviar esas sensaciones. Hay otros que dan un paso adelante, y como buenos aventureros se adentran en la jungla de las emociones desconocidas.

También tenemos que ser TOLERANTES con ellos. ¿Por qué?

Quieren conocerse, saber quiénes son, que propósito llevan dentro de ellos, romper las cadenas que sienten que siempre han llevado… Quieren ser felices… Si como tú, pero lo que pasa, es que no les dejas serlo, les dices que será imposible, que se dejen de locuras, de tonterías y de chorradas… Que sigan con su vida como lo estaban haciendo hasta entonces.

¿Quién eres tú para decidir sobre una vida?

coherenciaSi realmente esa persona te importará tanto, no la condenarías con tus pensamientos a la duda, al miedo o a la resignación… Porque la verdad esa persona que quiere dar el paso, en cuestión de confianza, no está muy allá por mucho que esté motivada para dar el paso… Pero si además gente que la quiere, le pone el pie para que caiga antes de empezar a andar… Pues su confianza, fe e iniciativa, se desmoronaran antes de empezar.

Así que seamos tolerantes, con quien quiere conocerse de verdad, con quien quiere dar el paso y mostrarse tal cual siente que es , con quien quiere ser simplemente ÉL MISMO en cualquier faceta de la vida, POR FAVOR.

Cuando una persona es coherente consigo mismo, es más consciente.

Consciente en lo que siente, consciente en que mañana no sabrá que habrá y tiene que exprimir las 24 horas que la vida le ha dado, conscientes que el silencio les da más información que el ruido diario, consciente de que has venido a esta vida a hacer algo más que un trabajo de 8 horas que no te hace feliz…consciente de sus sentimientos.

Estarán confundidos o no (¿Quiénes somos nosotros para decir el qué sobre una persona?), pero son coherentes con ellos mismos. Y seamos claros, es lo que siempre hemos soñado, eso es la felicidad. COHERENCIA.

Cada día descubren un regalo que la vida les da, una sonrisa que habían pasado por alto o la chispa que tiene en los ojos esa persona con la que siempre estaban todos los días hablando o que son capaces de hacer cosas hasta ahora impensables.

Sintamos más.

Da miedo sentir, y sobre todo emociones que hemos ocultado o hasta ahora desconocidas. Estoy de acuerdo contigo, da mucho miedo.

Vivámoslas sin tapujos, todo nos iría mucho mejor.

Pero dejemos de buscar respuestas, herramientas fuera de nosotros, cuando a través de las emociones, las encontraremos. A través de ellas, viviremos en coherencia, seremos tolerantes con gente que está pasando lo mismo que nosotros y te aseguro que todo sería mucho mejor.

Te estoy proponiendo que comencemos una revolución, en la que vivíamos nuestras emociones sin tapujos.

Pero es que una revolución hace falta mucha gente, es que somos una parte pequeña de la sociedad…”

Como bien decía Javier Iriondo, TÚ y YO también somos la sociedad… Así que si queremos una nueva sociedad, empecemos la revolución por nosotros mismos.

¿Te apuntas? ¿Cuándo lees libros, que esperas te solucionen la vida, estás siendo coherente contigo mismo? ¿Sabes que te pasa y aún así obvias investigar más?

Menos Verborrea y Más Coherencia.

Sin coherencia no hay ninguna fuerza moral” decía Robert Owen.

VERBORREACada día hablamos más y peor. Y los resultados que obtenemos con lo que hablamos, va acorde con ello.

Es decir, ¡¡NULOS!!.

Me he pegado una semana observando a la gente lo que habla, como habla y que “creo” que quiere decir. Y los resultados, a mi parecer, dan MIEDO.

Cada día vamos más deprisa por la vida. Gastamos nuestro tiempo en “tonterías” que nosotros mismos, y los demás, nos hacen creer que pareceremos “cultos”, unas personas ocupadas, unas personas muy “fashion”.

Gastamos nuestro tiempo en cosas para ir a la moda, para parecer que somos “lo más”.

Y con ello nuestro vocabulario.

Decimos que somos “Brand Manager de Europa”, que vamos a clases de “Zumba acuatica”,( que no sé si existe ), que hemos comido en un restaurante de 3 estrellas, que hemos ido al concierto de la revelación del mundo musical iraquí….

Verborrea que solamente es más ruido y ruido.

Y pensamos que cuanto más rápido hablemos, mejor. Seremos más “cool”, haremos creer a los demás que nuestra vida es la leche, que nos va muy bien, que somos muy felices, que tenemos una vida de riesgos, experiencias únicas.

¿Pero qué hay detrás de esa vida tan increíble?

Miedo.

Son personas que no paran de hablar, porque les da miedo escucharse. Son personas que creen cuanto más hablen, más “marca” dejaran en los demás, más dejaran asombrados a los demás. Y la verdad que lo que hacen, es no dejar una marca muy buena.

Con el paso de los años, somos más MENTIROSOS. Es duro escribirlo y más darse cuenta de ello.

Desde pequeños, nos han enseñado, a que tenemos que ser sinceros , que no tenemos que mentir, que tenemos que decir la verdad. ¿Y de mayores la decimos?

¡¡NO!!.

Me gusta mucho mantener conversaciones con las personas, creo que es la única forma de conocerse de verdad.

Pero no una conversación de palabras. Las mismas se las lleva el viento. Una buena conversación, te hace ver más de las frases y adentrarte a través de los ojos de la persona y llegar a su ser.

A corto plazo, esta “verborrea” que utilizamos, está muy bien para “engatusar” a la chica que queremos conquistar, para conseguir un puesto de trabajo, o para aparentar que todo nos va perfecto… pero las “tormentas” siempre nos acaban dejando sin nada, mostrándonos tal como somos o nuestra situación.

La verborrea, tiene un gran peligro.

Que las personas se den cuenta, que estás mostrando algo que no es. Es lo que decimos siempre, con el paso de los años, nos ponemos más y más mascaras, por y para “agradar” a los demás, “para mostrar” una cara que desearíamos, pero que no es la verdad.

Hablamos mucho, pero lo que hablamos no es real, no es de corazón.

Y cuando eso pasa, la gente acaba alejándose de ti. Acaba dándose cuenta que no eras quien decías ser. Que no tenías las habilidades que decías poseer, y que no tenías una vida de riesgo, emoción y felicidad, sino lo contrario.

En esos momentos viene nuestro ego, a decirnos : “ No pasa nada, tú vales mucho más que esas personas.. No sabían apreciarte, todo va muy bien… ya volverán y se darán cuenta…”.. Pero mientras sigues diciéndote esas cosas, las personas, situaciones se van , quedándote más y más solo.

Hablemos más con el corazón y menos con la razón.

verborreaSigues en tus treces, que volverán, pero cada vez más se marchan de tu lado. Tu pareja ya no te aguanta, cada vez tienes menos amigos, tus jefes ya solo te dan la carta del despido, pero tú sigues igual.

Lo que pasa es que por un lado está tu Ego y por otro tu miedo, al darte cuenta de lo que está pasando, que no es nada “bonito”.

Tú decides, seguir llevando una vida de “falsedad en documento mercantil” o coger la vida por las riendas, empezando a “callarte” un poco más, escuchando lo que dice tu corazón y lo que dicen los demás y a partir de ahí, empezar a resurgir como una flor sin hojas.

No somos sinceros, no hablamos desde el corazón. Lo tenemos ahogado y cuanto más, pensamos que mejor.

Hablamos que estamos bien, que todo va perfecto y mientras tanto sufrimos percances, no sabemos por qué y nos ponemos a llorar, o el corazón nos va a mil.

Escúchate más y habla menos por favor.

Reconozco que me gusta hablar, pero hablo mucho menos de lo que hacia antes. Prefiero decir algo, claro y directo, que no cosas sin importancia. Que reconozco que también las digo, y más un sábado por la noche.

Pero ¿Qué pasaría si tuviéramos todos un cupo de 1000 palabras, 2000 palabras, las que tú quieras, durante todo el día y al día siguiente, tuvieras que adquirir uno nuevo?

.- Usaríamos mejor nuestras palabras, diciendo lo que de verdad importa , a quien importa y manejando mejor las formas.

.- Dejaríamos de decir tonterías, verborreas y demás, porque sabríamos que nuestro bono, habría que usarlo de mejor manera.

.- Nos escucharíamos más y hablaríamos más con el corazón; y no con otras partes del cuerpo. La mejor conversación, la transformación de un mundo, de tu mundo, empieza por una palabra. Y esa palabra, para tener efecto, tiene que ser desde tu corazón, no desde ningún otro sitio.

.- Sabrás qué decir y cuando, y no parecerás una ametralladora hablando sin sentido.

Por favor, implántate este “bono” en tu vida, y verás la transformación que vives. Hablaras menos, pero con más transformación en ti y en los demás. Serás más clara y directa, y las palabras necias, desaparecerán de tu vocabulario.

Hablemos menos pero mejor. Escuchemos más. Hagamos más caso al corazón.

Tus conversaciones, tu gente lo agradecerá.

¿Oyes verborrea a tu alrededor? ¿La dices tú? ¿Cómo te sentirías con un cupo así de palabras?

¡¡Silencio..!!

En ocasiones, el grito más molesto es el producido por un silencio”.

silencioEl cuarto está en oscuras, sólo la pantalla del ordenador lo ilumina. Dice el reloj del ordenador que es la 1 de la mañana. Todo está callado, todo está en silencio.

Años atrás, esta situación me hubiera sido imposible vivirla. Estar en soledad, estar en silencio.

No podía vivir en silencio, necesitaba que la televisión estuviera puesta, tener el ordenador con la música puesta,… lo que fuera, todo por no oírme.

Cuando me oía, no paraba de llorar, me quedaba en una esquina de la habitación, en posición fetal, preguntándome: ” ¿Para qué?, ¿Por qué?…”

Cuando no oía ningún ruido exterior, oía mi voz y hacia todo lo posible por apagarla, por bajarle el volumen, no quería escuchar algo que en el fondo sabía que era verdad, pero que le tenía pavor a sus consecuencias.

No dejaba de llorar, el silencio me daba miedo, mucho.

Por mucho que digamos lo contrario, adoramos el ruido. La televisión, la música, conversaciones con los amigos, gritos de la gente, bocinazos de los coches desde las primeras horas del alba… Todo por nos escucharnos de corazón.

Todo por no vivir en el presente.

El silencio nos impulsa a enjuiciar lo que estamos viviendo, y no hacer lo que primero que tenemos que hacer, ACEPTARLO.

La culpa lo tienen los demás, mi familia no me ayuda, no me entiende, la culpa la tiene este gobierno que recorta…..Todos tienen la culpa menos yo…” Siempre ponemos la atención en los demás, en el exterior, en vez de empezar por nosotros mismos.

Pero es que eso da mucho miedo. Darte cuenta que tu vida no es tan idílica, que tienes miedo a levantarte y ponerte una “mascara” que ya te has cansado de llevar ante los demás… Es darte cuenta que has llevado una vida automática y que quieres ser libre.

Quieres ya no sentir vergüenza, no tener miedo a salir a la calle, que te descubran como eres de verdad , miedo al qué dirán, a quién se irá de tu lado cuando sepan que no eres como habías demostrado hasta entonces…

Esos miedos, te hacen hundirte más y más… pero ya no hay más donde cavar… El fondo ya lo has tocado. Ahora solamente hay que salir hacia arriba.

Hace poco hablaba con una persona, que me gusta hablar con ella cada vez que nos vemos, y me decía, que la gente no se da cuenta, que estamos solos, aunque tengamos mucha gente alrededor, y el silencio, es lo que me enseño, entre otras muchas cosas. Que si quería ser feliz, tenía que serlo por yo mismo, nadie me daría la felicidad.

En el presente, es cuando encontrarás la solución, la cuerda que te llevará a ver la luz que tanto deseas observar.

¿Y cómo empezar a construir esa cuerda?

Gracias al silencio, me daba cuenta, que las conversaciones conmigo mismo que me habían enredado en la situación en la que me encontraba, empezaban en mi mente.

Como bien dice Álvaro Gómez, muchas de ellas eran absolutamente absurdas. “ David, siempre serás lo que digan los demás, nunca llegarás a gustar a nadie, no vales para nada…” ¿De dónde salía todo eso? De mi, de mi cerebro.

El silencio, te ayuda a pararte. A darte cuenta que estas corriendo en una rueda de pensamientos que no te ayudan, que más bien te limitan. Esas conversaciones se hacen insoportables, por eso el silencio, te ayuda a saber que cáliz tienen y como empezar a que giren en otro sentido.

Actuamos en función a respuestas que ya hemos dado a situaciones parecidas.

¿Qué hay un problema sentimental? Yo no tengo la culpa. ¿Qué el jefe nos hecha la culpa? Yo no tengo la culpa, se habrá levantado mal. ¿ Que tu familia no te entiende? La culpa es de ellos, no de nosotros.

Como bien decía Einstein, es de locos hacer las mismas cosas, esperando resultados diferentes. Pero es lo que hacemos siempre. Siempre reaccionamos de la misma forma, de forma automática, a todos los problemas, aunque sean totalmente distintos.

El silencio te hace darte cuenta, que lo que estas haciendo, es una locura. Te hace “ver” que otras respuestas, son la solución a tus dificultades.

El silencio, te ayuda a reconducirte.

silencioTe das cuenta, que tus emociones han sido como caballos desbocados sin control, creando una huella en nosotros.

El parar, el darte cuenta de la situación, hace que tus emociones, vuelvan a su cauce, se equilibren. NO quiero decir que se olviden por completo, sino que en un estado de control sobre la mismas, la solución es más fácil que surja y tenga su efecto deseado.

Aunque todos lo deseamos, el vivir una vida, tranquila, con esa ansiada felicidad, el primer paso para conseguirla, que es estar en silencio, conocer nuestra verdad, que es la que nos proporcionara la tranquilidad, ese primer paso nos da un miedo atroz. Odiamos el silencio.

La vida es tan fácil o tan difícil como tú quieras. En el silencio te darás cuenta de muchas cosas, se abrirán heridas que pensabas que estaban cicatrizadas, de emociones que descubres, de caretas que se caen. Te sentirás desnudo ante la vida, ante ti mismo, ante los demás

Pero el silencio te dará la libertad, de ser uno mismo. Déjate el orgullo y el ego en el baño y tira la cadena. Escúchate, siéntete, vive el silencio, deja que fluyan tus pensamientos, escríbelos si hace falta.

ES EN EL SILENCIO EL PRINCIPIO DEL COMIENZO DE UNA NUEVA ANDADURA, EL CAMINO DE TU SER, DE TU FELICIDAD.

¿Te da miedo el silencio? ¿Qué estás oyendo ahora mismo? ¿Música, gritos o estás oyéndote a ti mismo?

¿Quieres Resultados Extraordinarios?

Un ganador es ese chef que toma  los mismo ingredientes que todos los demás pero produce los mejores resultados” Edward De Bono.

extraordinario¿Qué diferencia a quienes hacen algo especial en la vida de quienes no lo hacen?

Creo que todos nos hemos preguntado alguna vez esta pregunta. Y creo saber la respuesta, pero te la diré al final del post.

Llevo más de 200 entrevistas en el blog. Son personas, grupos musicales, empresarios, consultores, reconocidos a nivel nacional y muchos de ellos internacionalmente. Los seguimos con devoción, con pasión. Queremos conocer sus éxitos, su día a día, sus pensamientos, queremos imitar su aspecto exterior y conocer su aspecto interior para también imitarlo.

En el fondo, y no tan en el fondo, queremos ser esa persona. NO QUEREMOS SER NOSOTROS MISMOS. NOS DA MIEDO HACERLO.

¿Pero qué han hecho ellos que nosotros no podamos hacer?

Vivimos en una crisis psicológica. Libros como “ El secreto” , la “ley de atracción”, se han implantado en nuestra sociedad. “Pensando que estaré dentro de 1 mes en el Caribe, vendrá la atracción, me cogerá y me llevará directamente a la hamaca del hotel…” Pues sigue pensando..  ¿Pero ése es el sentido de tu vida?

Y libros así no dejan de venderse por tiempo y tiempo.

Queremos el éxito, sin esfuerzo, solo con el pensamiento. Ser como esas personas que seguimos, pero sin sudor. Por la vía rápida.

Pensamos que esas personas son unos iluminados, que tienen una varita mágica que les ha llevado hasta donde se encuentran, pero si eres español, pensaras que seguro que han hecho algo “delictivo” para conseguirlo.

Pues la verdad muchas de las personas que he entrevistado y conocido, ni han nacido en familias ricas, ni tienen un cuerpo espectacular o su formación academica, se quedo en una simple formación primaria.

¿Qué nos pasa? Creo que tenemos miedo al éxito.  Al éxito verdadero.

Como bien dice una frase: “Los débiles esperan sus oportunidades, los fuertes las crean”. ¿Y tú en qué bando te encuentras?

Todos hemos conseguido éxitos en nuestra vida. Bueno, no todos hemos ganado una carrera de Formula 1, como Fernando Alonso o un Roland Garros, como Rafael Nadal, pero todos hemos conseguido hitos que pensábamos que eran imposibles cuando empezábamos.

Sabemos que tenemos que hacer, esfuerzo, pasión, confianza, constancia, ilusión. Así hemos conseguido muchas cosas en la vida, y cuando los hicimos no pensábamos que éramos una raza superior a los demás.

¿Por qué conseguimos nuestros sueños? Porque tenemos  la actitud necesaria para llegar a ellos  y sabíamos que lo íbamos a conseguir, éramos positivos.

.- ACTITUD

.- CONFIANZA

Las personas que creen en la ley de la atracción, y pseuproductos parecidos, ven el mundo como escaso, con límites que jamás podrán superar. Todo lo contrario a las personas de éxito. Ven el mundo lleno de posibilidades, que las oportunidades no van a caer del cielo y que los límites están para superarse.

¡¡Lo que crees, es lo que creas!!

Yo pensaba, mientras estaba en el desempleo, que la vida era la peor, que jamás me llamarían para una entrevista de trabajo, y es lo que pasaba. Creía que no podría salir de donde me encontraba, y hasta que sentí que podría, no salí del mismo. Sólo me hundía más y más.

¿Crees en ti? ¿En tu sueño? Es el principio del comienzo de la creación del mismo.

Cada día oigo más: “ Pero es qué todo está inventado. Hay mucha gente que hace lo mismo que yo quiero hacer… No llegaré nunca a nada, está todo el mercado copado…” ¿Crees eso es lo que pensaba Ferrán Adría, Kike Sarasola o Fonsi Nieto entre otros? Creo que NO.

Ellos sentían que tenían que hacerlo. Sabían que eran únicos y que a pesar que su mercado estaba copado, al mostrar su talento, que aunque ya hubiera mucha gente que satisfacía esa necesidad, ellos al hacerlo de forma diferente, con pasión, lo conseguirían. Y así pasó.

Son personas que no solamente ven en una dirección, la de sus sueños. Sino que también ven el lado izquierdo, derecho, arriba y abajo del mismo, creando su sueño pero mucho más consistente, lleno de más posibilidades.

extraordinarioMiramos el mundo desde la vertiente de la escasez, del miedo, de la vergüenza  y eso es lo que conseguimos, miedo y más miedo para dar el paso hacia lo que queremos.

La ley de la atracción, el egoísmo, el miedo nos hace querer acaparar cuantas más cosas. EXIGIR, PERO NO DAR.

Las personas de éxito que he entrevistado y conocido, se caracterizan:

.- Agradecidos. Por todo lo que han conseguido, por divertirse con su pasión, porque pueden ayudar a los demás a través de lo que su corazón les dijo un día.

.- Humildes. A pesar de lo que han conseguido, sólo viven el presente y sienten que aún no han conseguido todos sus sueños. Se sienten aprendices diariamente.

.-  Aprendizaje continúo. A pesar de estar en la cima de sus carreras profesionales, estudian como si fuera el 1 día en el que tomaron su decisión.

.- Personas con Ilusión y Pasión a RAUDALES.

.- Positivos. Ven el vaso siempre medio lleno.

¿Y todas estas cosas no puedes hacerlas tú?

¡¡NO ME LO CREO.!!

Pero hay una cosa por encima de todas las cosas que distinguen a las personas de éxito, EL CORAZÓN.

Hace poco hablaba que había que vivir de corazón. Y todas estas personas, es lo que hacen. Se permitieron oír lo que les decía su corazón y dieron el paso adelante.

Muchos de ellos tomaron una decisión difícil, dejaron sus trabajos, otros sus carreras y otros se fueron de sus ciudades.. Todo por sus sueños. Era lo que les dictaba el corazón.

Sentía que hasta ese momento, sus vidas, no tenían un PARA QUÉ, y lo que estaban haciendo en esos momentos, no lo encontraban o no les llenaba.

Uno de ellos me decía que sentía que había venido a la vida a hacer lo que hacía y que eso es el verdadero éxito para él. El ofrecer su talento a los demás, lo que él siente.

Y todas estas personas, es lo que hacen.

¡¡OFRECEN LO QUE SIENTEN!! Y gracias a ello, crean riqueza allá por donde van.

Sé que estarás esperando la respuesta a la pregunta que he lanzado nada más empezar. AHÍ LA TIENES: ¡¡NADA!!.

No hacen nada diferente que nosotros no podamos aprender a hacer, que nosotros no hayamos hecho una vez.

Buscamos resultados extraordinarios, la fórmula secreta para llegar a ellos. Pero como habrás visto, no han hecho nada diferente, no han estudiado en una universidad diferente a la que tú y yo hayamos podido ir o incluso, han vivido situaciones más desfavorables que nosotros hasta llegar donde se encuentran.

¿Quieres resultados extraordinarios?

.- TÚ YA ERES EXTRAORDINARIO.  NO TE COMPARES CON NADIE. Ya haces cosas que nadie puede hacer igual que tú. Para mí por ejemplo, quien sabe planchar es una persona extraordinaria, soy un negado.

.- ESCUCHA A TU CORAZÓN. GUIATE POR TU INTUICIÓN.  Las personas de éxito, las “extraordinarias” todas hacen lo que su corazón les dicto, no lo que la sociedad les sugirió.

.- DA Y CREA. Da a los demás lo que sientes, tus talentos. Les ayudaras y crearas felicidad, haya donde vayas.

.- SE AGRADECIDO. Agradece cada momento que vives en la vida. Agradece que estés haciendo lo que sientes, que ayuda a los demás y todo lo que estás consiguiendo.

.- CONFIA.  Confía en lo que quieres conseguir. Confía en ti , confía en que todo lo que necesitas

.- LO QUE CREES, ES LO QUE CREAS. ¿ CREES EN TI, EN TU SUEÑO, EN TUS POSIBILIDADES? LO CONSEGUIRAS.

¿Todas estas cosas son algo extraordinario que no puedas hacer ni conseguir? NO ME LO CREO. ¿Quieres conseguir resultados extraordinarios? ¡¡SE TÚ MISMO!!.

 

¡¡Olvidate de tus sueños!!.

Nunca desistas de tus sueños. Sigue las señales” dice Paulo Coelho.

ObsesiónTenemos que transformar nuestro hobbie, en nuestra pasión. Tenemos que convertir esa pasión que tenemos, en nuestro trabajo, en nuestro sueño, hacer nuestros sueños realidad…”

Son muchas de las frases las he leído a lo largo del tiempo y también he dicho yo en alguno de mis post. Lo reconozco. Pero sufrí hace poco con dos momentos diferentes, el otro lado de estas afirmaciones.

Como muchos sabéis, quería montar un bonito congreso en mi ciudad, Zaragoza. Sentía que necesitaba algo diferente, que ayudaría a mucha gente. Y quería ser yo quien lo hiciera. Pero no lo conseguí. Reconozco que he aprendido mucho de todo lo vivido, pero hubo un momento que era mi salud o era el Congreso. En muchos momentos no oía las opiniones de los demás, gracias Carmen por ser mi pepito grillo.

Sentía que lo iba a conseguir, que mi pasión de montar eventos, organizar cosas, se iba a convertir en realidad y con un proyecto precioso para mi ciudad. Conseguía y conseguía cosas que jamás había pensado que haría. Tenía contacto con gente que pensaba que nunca llegaría a tener.  Pero ahora hecho la vista atrás, y reconozco que cometí algún que otro error.

Quizá no se haga, o quizá en otro momento  por fin se haga mi sueño realidad. Pero me di cuenta, que muchas veces, esa ilusión desbordante,  que tenemos por una pasión, es contraproducente.

A día de hoy, gracias al intento fallido del congreso, me salió la colaboración en otro proyecto del que estoy muy contento y orgulloso. No hay mal que por bien no venga,  como bien dicen las madres.

Ves a gente presentándose a concursos de televisión de talento. O al famoso programa de Chicote. Dicen que su pasión es la cocina o el cantar. Y lo que hacen es provocarte daño a tus oídos o a tus ojos cuando ves como cantan  o los platos que hacen.

Nos dicen que tenemos que seguir nuestra pasión hasta los últimos instantes, ser constantes y persistentes. Yo fui así con mi proyecto de congreso, pero reconozco que tenía que haber parado mucho antes. Y cuando ves a esa gente “cantar”, te entran ganas de preguntarles: “¿Tu familia tenía miedo a decirte que no sirves para cantar?”.

Los libros que leía y sigo leyendo, me decían que esa pasión que acababa de descubrir, la tenía que convertir en mi trabajo. Y aún hoy, sigo totalmente en contra de ello.  Yo quería convertirla en mi diversión, en mi misión, en la visión que tengo de la vida. Creía que mi pasión era la contabilidad, pero acabo convirtiéndose en mi losa. A día de hoy, sigo escribiendo como un pasatiempo para mí, como un desahogo, con la misma filosofía como cuando empecé aquél 1 de mayo de casi 3 años.

No sé cuál es la fórmula del éxito, de las empresas, o de los empresarios de gran éxito. Pero sé una cosa que tienen todos en común, SE DIVIERTEN. Si no me divirtiera escribir, dar conferencias, yendo hacia los retos que tengo por delante, sé que no estaría aquí mismo hablando contigo y conseguido todo lo que he conseguido hasta ahora, y lo que me queda por delante.

Todos conocemos a alguien, que está haciendo algo en su vida con lo que no disfruta, cosa que hacía antes. Pero por el qué dirán, por los resultados que ha conseguido hasta ahora, debe, aunque no quiere, seguir con ella.

El disfrutar de lo que estoy haciendo, creo que es lo que me ha llevado hasta aquí. Si lo convirtiera en una obligación, la creatividad, el ayudar, el emprender retos, se hubieran esfumado hace tiempo. Y la verdad que serían acciones que haría pero no pondría toda mi fe, cariño e ilusión en ellas.

Nos dicen que tenemos que ser obstinados, cabezones. Y como buen aragonés que soy,  aparte de ser obstinado, tengo buena cabeza.

Muchas veces me he sorprendido yo mismo, de lo cabezón que he sido con alguna decisión que he tomado. Algunas me han salido mal, claro está. Pero otras, han producido los resultados deseados.

Nos obstinamos en que esa pasión, ese sueño se tiene que hacer realidad. Que tenemos que ser los próximos ganadores de la Voz, de Master Chef, o ganar la próxima maratón de tu ciudad. Pero te ha dicho alguien que quizá no sirvas para eso.

rumboGastamos dinero yendo a clases de futbol, para convertirnos en el próximo Messi, a clases de teatro para ser la próxima Concha Velasco o ser tan fuerte como Stallone y ser el próximo Rambo. Pasa el tiempo y no lo conseguimos. Y lo que era un sueño, una ilusión, tu motivación, acaba convirtiéndose en una pura pesadilla. Porque además de que te has dado cuenta, sabes que hay otras cosas que te gustan mucho más, que te hacen más felices. Pero por el miedo a qué dirán tus familiares y amigos, por no sentirme un fracasado, por la vergüenza, sigues y sigues.

No todos somos Messi, no todos podemos actuar como José Coronado o todos tenemos el talento con la guitarra como Hendrix, solo unos pocos lo tienen.

Desde aquí conste, que no estoy cambiando mis ideas, pero promulgo que pasado un tiempo, abandones y te dediques a otras cosas,  si no ves resultados, porque como bien he dicho, yo he sido y siempre seré un buen cabezón, que me ha llevado esta determinación a metas que hace 2 años, pensaría que son una locura. Yo también he querido dejar el blog, una no, muchas veces, pero había algo dentro de mí que me decía que siguiera, que un poco más, que lo intentara, que estaba habiendo resultados, aunque yo no quisieras verlos. Había algo detrás que me decía que lo estaba consiguiendo.

Esa determinación, ese no se qué se yo, me ha llevado a momentos increíbles en mi vida. Y espero que me queden muchos más por vivir.

Siempre lo diré y te lo digo aquí y ahora:

.- NUNCA TE QUEDES CON ESA DUDA, DE QUE HUBIERA PASADO SI LO HUBIERAS INTENTADO, JAMÁS.

.- QUE TU SUEÑO SEA SIEMPRE UNA DIVERSIÓN PARA TI. QUE TE HAGA FELIZ. NO SEA UNA OBLIGACIÓN.

Si no reúnes estos dos ingredientes,  seguro que hay otra actividad que si lo hacen y lo sabes. Quizá sea hora de cambiar de rumbo a tu vida.

¿Qué sueño estás encabezonado de conseguir? ¿Has conseguido ya pequeños resultados? ¿Cuáles? ¿En qué llevas tiempo intentándolo y no lo has conseguido? ¿Por qué crees? ¿Alguien te ha dicho que lo dejes? ¿En qué estás obsesionado por conseguir? A veces no hay mal  que por bien que no venga.

Todos somos Raros.

Puedes vivir de 2 formas la vida: Lamentándote por todo lo que la vida te está dando o aceptándola tal como te viene y exprimiéndola. Tú eliges”.

ExitoEstoy delante de la televisión, viéndote. Quiero decirte que me siento muy orgulloso de ti.  Y un honor que me consideres amigo tuyo.

Has conseguido otro reto más junto a todo tu equipo. Estoy viendo en televisión, el tele maratón con motivo del año de la distrofia muscular y otras enfermedades raras. Eres el presidente de la Fundación de Isabel Gemio, creada por dicho motivo.

Este año dicen que está dedicado a vosotros. Y estoy totalmente en contra. Todos los días del año, tendrían que estar dedicados a personas como tú, y a asociaciones como la vuestra.

Para mí, todos los días, desde que te conozco, son una celebración. Nos pusieron en contacto una persona en común. “David, tienes que conocerlo, te gustará entrevistarlo..” Y vaya si fue así. Pasión, confianza, ilusión fueron características que desprendían la entrevista.

Y son características que a lo mejor no se espera de una persona, que le dijeron, que a los 27 años, iba a estar en una silla de ruedas. Una persona que todos los días sube un escalón menos, esperaríamos tristeza, desilusión y pocas ganas de vivir.  Pero para él, cada día los vive como si fuera el primero.

Pensamos que el drama que no se ve, ese drama no existe. Pero claro que existe en ti y en todas esas personas  de las que eres su presidente.

Nos ponemos una venda, pensamos que si no está parapléjico o loco, por mucho que nos digan que tiene una enfermedad, no nos lo vamos a creer. ¡¡Maldita venda!!

Si me preguntan ahora mismo que sufre, ni me acuerdo de lo que le pasa. Bueno si, tienes una enfermedad que últimamente todos deberíamos sufrir: PASIÓN POR LA VIDA.

Sé que aun teniendo dolores, no me ha faltado un mensaje de apoyo, cariño o aliento en mis malos momentos.

En todo momento, sigues luchando por tus sueños.

Tú, tu equipo me habéis hecho cambiar el significado que tenía de “ tener problemas”. Me has hecho ver que somos más fuertes de lo que creemos que lo somos. He hecho cosas que jamás pensé que haría, me he levantado de momentos, que en otras situaciones, me hubieran servido como excusa para tirar la toalla para siempre. Y hay has estado tú, en todo momento para apoyarme, cosa que tenía que haber sido al revés.

Ante un cambio en la vida tan radical como las consecuencia de un accidente  o la detección de una enfermedad diagnosticada como rara, yo y creo que muchos también, daríamos nuestra vida por terminada. No lo aceptaríamos, ni en ese momento ni nunca.

Pero aceptarlo, es el primer paso, para seguir disfrutando de la vida. Si no lo haces, no veras las oportunidades que te da la vida todos los días al despertar. Aceptar las cosas, te imprime actitud.

Actitud para luchar, para ofrecer a la sociedad todos tus talentos hasta entonces dormidos, actitud de superarte. Como bien dice Santiago Álvarez de Mon, CON GANAS, GANAS.

Y para ganar, es imprescindible la actitud. Con actitud, luchamos contra el miedo. Miedo a la incertidumbre, a que nos pasara a partir de ahora, a qué le pasara a nuestro cuerpo. El miedo hace que gane la partida el pánico, nos bloqueemos, el temor. Pero la actitud, hace que des pasos hacia adelante ante las nuevas circunstancias que la vida te da, que aprendas de ellas y les saques el mayor de los aprendizajes posibles.

Luchas por superarte día a día, luchas por ser una mejor versión de ti mismo.

Y hasta en los momentos de bajos ánimos, sigues luchando y siempre pensando que lo mejor está por venir.

Se dé la labor que hacéis con vuestra fundación. Del esfuerzo y tesón que ponéis en todo ello. Sé que acompañáis desde el 1 día, a las personas que se les comunica la noticia.

Ante ese cambio, toda la familia  está paralizada por la incertidumbre, por el qué pasará. Pero vosotros les ayudáis e inspiráis esperanza, diciéndoles que una vida mejor es posible a pesar de las pocas expectativas que tengan en esos momentos.

Al conocer vuestra situación, me habéis hecho ver que en la vida tenemos que tirar para adelante con lo que tenemos a nuestro alrededor. Esperamos a que nos caiga la lotería, tener amor o un mejor  trabajo, para dar ese paso hacia nuestras metas. Pues NO, dentro de ti, tienes muchas  más cosas de las que te puedes imaginar, que te pueden ayudar mucho más que una lotería o un amor a conseguir tu meta.

Vamos por la vida como pollos locos. Solo estamos centrados en lo material de la vida, en la satisfacción de nuestro ego. Estar a tu lado, me ha hecho no pasar por alto cosas pequeñas que son las que hacen grande a  la vida. Una risa verdadera, una conversación, un simple GRACIAS, son cosas que nos parecen insignificantes pero que son las que configuran eso que siempre buscamos, la felicidad.

imagesfunPensamos que ya está todo hecho. Que siempre estaremos solteros, que no hay trabajo, o que nuestros sueños nunca se harán realidad, pero gente como tú, tu fundación, HEROES GRANDES, me habéis enseñado dos cosas que nunca olvidaré:

.- Que todavía está todo por hacer.

.- Y que solamente tú puedes ser o escultor de tus sueños, o quienes los rompa con un martillo. Todo depende de ti.

Ya sabes que no ando muy allá de dinero, pero ésta es la aportación que quiero hacer a la gran iniciativa que hoy estáis culminado. Mi trabajo para daros a conocer y que sepan el gran trabajo que estáis haciendo.

Enhorabuena por vuestro trabajo, por dar a conocer que son las enfermedades raras. Enhorabuena porque lideras a GRANDES HEROES que hoy se les da la oportunidad que se les conozca y puedan contar su historia.

Y como bien dice vuestro lema” Todos somos raros, todos somos únicos”. Y desde hoy, me considero un RARO más.

Voy a seguir viéndote en la televisión, viendo a grandes héroes que me hacen recuperar la confianza que tenía en la vida, en el esfuerzo y en la pasión por la misma.

Que personas que están sufriendo enfermedades sin solución, que nos den lecciones de vida, es algo que nos tendría que hacer recapacitar y mucho. Por favor, quitémonos la venda, y ayudemos a estos GRANDES HEROES y convirtámonos nosotros en HEROES para los demás.

Podéis conocer más de la fundación a través de sus redes sociales en Facebook y Twitter.

¿Sabes que eres Raro? ¿Sabes que tú eres único? ¿Te unes al club de los Raros y Únicos?.