Career Coaching: Incredulidad

La incredulidad resiste más que la fe, porque se sustenta de los sentidos” decía Gabriel García Márquez.

¿Cómo estás tras la Explosión?

Después de la onda expansiva, todo se queda en calma.

La carta de despido ya la tienes en tus manos. Has firmado todos los papeles que te desvinculan de esa empresa o te has marchado de casa, para pensar lo que te ha dicho tu ya ex pareja.

La situación se ha calmado.

¿Y ahora qué? No creas que las cosas ya se hayan solucionado y que todo seguirá como antes.

Nos limpiamos el traje de la “metralla” emocional y profesional que ha provocado la explosión de esta crisis en nuestra vida.

Miramos el paisaje que ha dejado a nuestro lado.

No queremos creérnoslo.

Nos encontramos en una INCREDULIDAD asombrosa.

No queremos creer que:

.- La empresa por la que hemos dado tanto, nos ha dado una patada en el culo

.- Que todo esfuerzo, tesón y días sin dormir, no han valido para nada.

.- Que esas formaciones insípidas, esas reuniones anuales donde hay que aplaudir al “supremo jefe” y considerarlo como un salvador, sólo han valido para tener una carta de despido.

.- Que muchos agradecimientos, muchos reconocimientos pero ni una simple reunión para comentarlos la situación que estaba viviendo. Mejor hacerlo a través de una consultora externa o un sobre en nuestro lugar de trabajo, sin dejarnos comenzar la jornada de trabajo.

Vivimos en plena INCREDULIDAD, preguntándonos una y otra vez:

¿Por qué? ¿Por qué a mí? ¿Me merezco yo esto?

Cuando vivimos en una de zona de confort, nos relajamos.

Creemos que hemos alcanzado todo aquello con lo que soñábamos. No el éxito, reconocimiento o el bonus anual en función de los resultados. En el fondo, el ser humano, eso es una consecuencia que alcanza, por la estabilidad, tranquilidad, que le da un puesto de trabajo, una relación, con la incertidumbre rodeándonos.

Y cuando nos lo quitan de las manos, no sabemos qué ha pasado o por qué ha sucedido. Estamos INCREDULOS.

Porqué:

.– Ha sucedido todo sin esperarlo.

Pero aunque queramos, las cosas pasan. Creemos dominar la vida. Dominar nuestro día a día a través de nuestra agenda. De que las situaciones se suceden como habíamos esperado. Y cuando de repente, sin esperarlo, pasa algo así, nos desbarata todo. No sabemos por dónde empezar, no sabemos por donde nos ha venido la situación ni por dónde empezar.

.– Con la tranquilidad damos todo por supuesto.

Ya que estamos tranquilos, el trabajo seguirá con nosotros. Ya que creemos que somos felices, nuestra pareja estará con nosotros hasta el final de los días. En la vida no podemos dar nada por supuesto, porque siempre vendrá, cuando menos nos lo esperemos y más falta nos haga, a decirnos a través de situaciones de este estilo: “¿Te acuerdas de lo que tenías? Pues es hora que empieces una nueva aventura…Seguridad fuera…”.

.– Con la “falsa seguridad” dejamos de esforzarnos, de superarnos.

La seguridad nos hace creer que ya tenemos todo hecho. No nos esforzamos por el trabajo, porque ya hemos conseguido el contrato fijo. Creemos que ya lo sabemos todo y no hace falta más. La tenemos todos los días a nuestro lado, ¿Para qué esforzarnos más?

Pero principalmente estamos INCREDULOS, por nuestro ego.

Lo han dañado. Estaba cómodo porque todo iba bien, teníamos estabilidad, tranquilidad, se sentía en sus anchas. Te hacía creer que todo iba bien y que estabas siendo un trabajador y persona modélica. Pero de repente, ya no es “dueño” de la situación, ya no domina tu vida, porque se lo han desbaratado todo a través de la Explosión de la crisis.

¿Qué debemos hacer en esta fase?

.- Empieza a creértelo

Te lo repetiré por activa, por pasiva o en el idioma que necesites. Ha pasado lo que ha pasado.

Deja de echarle la culpa a la empresa, a la consultora, al Gobierno, a la fusión que se ha producido, o a quien sea, HA PASADO Y PUNTO

.- Tus títulos y un contrato nunca te darán una seguridad al 100%

No creas que por tener un MBA en la mejor escuela de negocios, por haber hecho un curso impartido por el gurú de turno, ya tengas la seguridad de que todo irá perfecto, viento en popa a toda vela.

A la vida, le da exactamente igual eso. Si está ahí poniéndote esas pruebas, es porque ella cree que no estás haciendo lo que realmente has venido a hacer a este mundo.

Nada te da ninguna seguridad en esta vida. NADA

.- Y si estás en una situación novedadosa para ti, es porque algo tienes que aprender.

Sé que no te valdrá la pena lo que te diré ahora mismo, que lo que tú quieres es tu empleo, que vuelva tu pareja y que las cosas sigan como están. Te entiendo y te respeto.

Pero con el paso del tiempo verás que todo tenía un porqué. En ese momento no lo verás, te dará miedo. Pero te aseguro que es el principio del comienzo, de eso que hay dentro de ti, que siempre has querido sacar pero tenías miedo.

Estás negando lo que te ha pasado, no crees que sea justo ni que te lo merezcas… Pero no creas que la situación se ha calmado…No ha hecho más que empezar.

¿Estás preparado para convivir con la RABIA?

Podéis adquirir “Liderazgo Canalla. Libera tu lado más rebelde” a través de este enlace

Anuncios

¡¡Vivimos pendientes de un Ranking!!

Un ranking te descubre qué nivel de ego tienes” David Asensio

Por favor, Respóndeme a esta pregunta:

¿Crees que tu Marca, necesita imperiosamente salir en un ranking? ¿O el mejor ranking es el que dicten tus clientes?

Yo creo que NO. Pero según lo que voy viendo en redes sociales, parece que si no sales en un Ranking no eres nadie en la vida, ni ya hablamos en el 2.0.

Llegan las Navidades, y nos encontramos cientos de ranking.

Los mejores artículos del año, los profesionales a tener en cuenta para el año 2018, los mejores blog para aprender sobre Branding, los nominados a los premios de mejor blog del año en el campo de…”

Lo único que hacen es destapar el frasco de las esencias “reales” de las personas.

Sé que muchos de las personas que se creerán identificadas en este articulo, (y si, vosotros me inspiráis, gracias), pensaran que estoy resentido porque no salgo en ninguno o no he sido nominado en alguno.

¡¡ESTAIS E QUIVOCADOS!!.

Siempre tengo la filosofía Bisbal. ¿Cuál es?

Prefiero quedarme segundo, trabajar apartado de los focos y conseguir como una hormiguita mis sueños, que no depender de lo que digan los demás de mí, para creerme alguien o sentir que todo esfuerzo está valiendo la pena.

Siempre digo que estoy en contra de la famosa frase de Jeff Bezos, que tiene sobre el Branding. Dice algo así como:” Tu marca es lo que otras personas dicen de ti cuando tú no estás en la habitación”.

Y con esto de los premios, lo llevamos al extremo.

Si no salimos entre los nominados, la liamos parda. Hasta en alguna situación mostramos actitudes “políticamente incorrectas” de un auto considerado “gurú”. Otras se llaman a las personas que ha realizado el listado, para comentarle de una forma “no educada” porque no salía en dicho listado. Y no son situaciones surrealistas, sino que están sucediendo a día de hoy.

El Branding, aquello que promulga el dar valor, el que seamos todos únicos, en el que para que te cojan en un puesto de trabajo tienes que hacer un book de fotos que ni las modelos de la pasarela de Milán, donde se promulga que hay que crear lideres, humildad y en el fondo esperamos que nadie nos lidere en la lista en la que anhelamos entrar.

¿Dónde se queda lo que promulgamos a los demás?

Todo queda en “aguas de borrajas” porque tenemos que ser considerados como el mejor blog, el mejor conferenciante o estar dentro de la terna de los mejores artículos del mes.

Depender de los resultados de un ranking es:

.- Depender de la opinión SUBJETIVA de una empres a o de una estadística, es no creer en lo que estás haciendo.

Creer que estar en una lista, es sentir que tu trabajo es reconocido, es expresar que todo lo que hacías, es por y para aparentar. Tienes que tener tu propio reconocimiento. El mayor éxito que una persona puede sentir, es irse a dormir sabiendo que ha hecho todo y más durante el día por y para su sueño. Lo conseguirá o no, pero sabe que ha dado todo por su propósito.

.- Querer ser un producto de masas y no especializarse, como se proclama.

Estar en una lista, es apostar por seguir las normas de la sociedad. Y que yo sepa el Branding, la disrupción, la autoestima,…no es lo que proclama. Una lista, nos está etiquetando, nos está diciendo que somos mejores o peores que otras personas. Las usamos para que vean que somos “alguien” ante los demás.

Conozco gente que nunca ha salido ni saldrá en una lista, ranking ni cosas parecidas. Que tienen sus clientes, su movimiento y que facturan mucho más de lo que muchos de nosotros nos podríamos imaginar.

Desmárcate de lo que digan los demás y sigue lo que dicta tu corazón. Te dará más resultados, te lo aseguro.

.- Es demostrar que solo das por aparentar y no por ser.

Sé que mucha gente pensara, que salir en un listado es la consecuencia al trabajo y esfuerzo realizado. La consecuencia del esfuerzo que hagas, tiene que ser irte a dormir feliz y si además sabes que has ayudado a una persona, ya te aseguro que se te caerá la baba en el almohadón. Cuando das a los demás, sin esperar nada a cambio, sin ningún propósito, te aseguro que conseguirás éxitos muchos mayores que los que la gente pelea por salir en una lista de esas.

El verdadero avance no se promulga, el verdadero avance no está

Y además podremos tener muchos amigos gracias a la salida en listas, pero una pregunta ¿Cuántos amigos tienes a tu alrededor que no les importa donde salgas y si quien eres?

.- Demuestra lo que es “bueno”, en un momento. ¿Pero alguien conoce una lista de lo que no nos gusta?

Sé que existe la lista de los Razzie, películas más “infumables” de Hollywood. Pero hace días preguntaba a un conocido de este mundo: ¿Tú serías capaz de hacer un listado de libros que no te han gustado durante el año?

Me contestaba que no. Que se liaría parda, que le dejarían seguir muchas de esas personas que le siguen pero que sus libros “son infumables” pero que no se ha atrevido a decirlo..

En un mundo donde se suicidan por perder una estrella Michelin o un comentario fuera de tono en redes sociales. Me pregunto: ¿Las marcas las creamos por ego o por qué realmente sentimos lo que hacemos y nos da igual lo que piensen los demás?

Por lo visto las marcas, son como las personas, adictas a “resultados inmediatos”, locas por aparentar y con ganas de refrotar a todo el mundo que somos consideramos como la marca, empresa más innovadora del año…

A través del estudio de empresas, para mi siguiente libro que saldrá el próximo febrero, he podido aprender de ellas:

.- El verdadero éxito es ayudar en la vida de los demás, a través de tus acciones y pensamientos. No a través lo que diga una revista o una clasificación.

.- Sólo tú, debes darte el premio del mejor en tu campo. Y se consigue siendo mejor que el día anterior, que el año anterior.

.- Es el verdadero valor el que marca un antes y después. El que sale de ti, el que das a los demás sin ninguna expectativa, el que te sale de tus entrañas, el que produce un verdadero cambio y demuestra que eres “diferente” a lo habitual. No el que lo hace por una estrategia, ni gracias a técnicas de SEO o marketing digital.

.- Si te “quema” no haber salido en un ranking, seguro que tu futuro no es muy halagüeño. Además de no estar realizando tu por qué en la vida.

.- Que sean los demás los que hablen de ti, no uno mismo el que sólo sepa hablar de sus “triunfos”. La gente no es tonta y acabaran cansándose de ti, por plasta.

Nunca olvides que no eres lo que digan los demás de ti y si lo que te esfuerzas por ser mejor que ayer y por dar más a tus clientes…

Podéis adquirir “Liderazgo Canalla. Libera tu lado más rebelde” a través de este enlace.

 

 

¡¡ Un Te quiero y un Adios!!

“Eres el adiós que nunca sabré decir”

Hace unos días me preguntaban:

¿A qué palabras has tenido miedo en tu vida?

Dije que a 2:

TE QUIERO y a un ADIOS.

Sin dilaciones, sin miedos al que dirían, salieron de mi boca como una bala sale de una pistola directa a su diana.

Creo que son las dos palabras más difíciles de pronunciar por un ser humano y las que más transformación producen.

Nos cuesta decir TE QUIERO.

A pesar que las películas de Disney, las de las 3 de la tarde los sábados y algún realilty que nos dicen lo bonito que es el amor, los vaivenes tan divertidos que viviremos y lo chulo que es pasar el domingo por la tarde en el sofá y una manta, tenemos un miedo atroz a decir, TE QUIERO.

Ya no estoy hablando de un Te quiero como una posible pareja, simplemente un te quiero como amigo, hermano o familiar.

Nos cuesta, y mucho.

¿Por qué?

Porque TENEMOS MIEDO.

Miedo a que nos miren raro, a ser rechazados, a que piensen que somos de otra orientación sexual, a que seamos “demasiado” sensiblones o vete a saber qué locura se le ocurrirá a nuestro cerebro como excusa para no dar el paso adelante.

¿Y mientras tanto? Una nueva oportunidad perdida de demostrar a esa persona cuanto sentimos por ella.

Sé que estarás pensando, “Pero yo lo demuestro de otras muchas maneras..No hace falta que diga nada, lo hago todo los días a través de diferentes acciones o con regalos en los aniversarios…”

¡¡ERROR!!.

A través del estudio realizado, tanto con hombres y mujeres, SI agradecían determinados hechos, sorpresas o situaciones que demostraban el amor que tenía otra persona por ellos., pero sin un te quiero de sus labios, sentían que faltaba algo.

Me viene a la mente una situación parecida para que la entendamos mejor.

Piensa en tu grupo favorito. Piensa que estas en su último concierto. Van a tocar tu canción favorita, ves como la tocan, como la sienten, como vibran, pero no oyes ni una sola letra de sus bocas. ¿Cómo te sentirías?

Así se sienten las personas cuando no oyen un TE QUIERO de esa persona. Tampoco te digo lo que uses como un mantra y rayes la cabeza de la persona, repitiéndoselo cada minuto. Pero SI cada cierto tiempo o en las ocasiones que sientas que corresponden.

Muchas veces te aseguro que tiene más valor un TE QUIERO que todas las sorpresas que le hayas dado a esa persona hasta entonces. Siempre deja más huella

Y déjame hacerte una pregunta: ¿Qué pasaría si nunca más pudieras decir a esa persona lo que sientes por ella? ¿A qué no te lo perdonarías nunca? ¿Entonces qué vas a hacer?

Vivimos con miedo al ADIOS.

Nos desvivimos en la desesperación de encontrar una seguridad. Seguridad en el trabajo, con las amistades, con la familia, con la pareja… Pensamos que si encontramos todo lo que nos dicen que tenemos que tener, y más a una cierta edad, ya seremos considerados “ciudadanos de 1ª”.

Y cuando lo conseguimos, parecemos Golum con nuestro anillo. Hacemos todo lo posible para que no se vaya de nuestro lado todo eso conseguido. Y cuando ya creemos que no se marchara de nuestro lado, llega el ADIOS.

Nos preguntamos el por qué, nos llevamos las manos a la cabeza, nos lamentamos, pero el tren está partiendo, queramos o no, es hora de decir adiós.

Tenemos miedo al adiós, principalmente por el apego. Nos hemos “encariñado” de esa situación, de esa persona o ese trabajo. Pensábamos que la vida iba a terminar junto a él, pero por lo visto no va a ser así.

No queremos imaginarnos cómo sería la vida sin esa persona. NO QUEREMOS. Nos preguntamos que será de nosotros, si podremos vivir en una situación nueva, diferente… Ni queremos imaginárnoslo.

Lloramos , pataleamos, y haremos lo legal e ilegal para que se vaya de nuestro lado..Todo porque tenemos miedo al adiós.

Un adiós supone incertidumbre, desconocimiento y dudas.

Supone que estamos “perdiendo” algo que teníamos. Que nos hacía sentirnos cómodos. Hacia algo que tendremos que ganarnos de nuevo para seguir viviendo esa “seguridad” tan soñada y anhelada.

Un adiós:

.- Enseña.

Te enseña todo lo que has vivido hasta ese momento. Los malos y buenos momentos. Lo que has hecho o no, por rutina, vagancia o miedo. Lo que creías que era imposible así como sensaciones únicas e inolvidables.

.- Aprendes a ver en qué has fallado.

No digo que te reboces en los fallos. Pero sí que aprendas de lo no realizado, de las caídas vividas y de la inanición sufrida. Porque en muchas ocasiones, ese adiós, es por “haber dado por supuesto”, que eso estaría ahí siempre.

Damos por supuesto que todo será para siempre, y la vida nos enseña que no es así. Que hasta nosotros tenemos una fecha de caducidad. Pero por no haber hecho las cosas como deberíamos haberlas hecho, por miedo, principalmente, el tiempo se ha agotado y es hora de decir adiós.

.- La vida es Hola, pero también Adios.

Somos seres humanos apegados que piensan que viviremos para siempre , con lo que tenemos y con las personas que nos rodean. Y la vida no es así. Todo lo que viene, se va. Nosotros también. La vida es cambio, es hola y también adiós. Pero aún creemos que seremos inmortales, que nada se irá de nosotros, porque ya que vienen, nunca se irán. Y las cosas tal como vienen, se van.

Aprendamos a vivir en el presente, a exprimir cada momento y a no dejarnos nada en el tintero. Porque no sabemos cuando será el adiós.

Son dos palabras que se encuentran tapadas detrás de nuestros labios. Escondidas no queriendo ser nunca llamadas a escena.

Un Te quiero, hacer descampar esta vida que vivimos llena de turbulencias. Así como un adiós, hace que salga el sol en un mundo tenebroso

Para mí son dos palabras, que muestran siempre el principio del comienzo de algo, mejor de lo vivido hasta la fecha

¿Cuántas veces has dicho te quiero hoy? ¿Por qué tienes miedo decir adiós a esa situación o persona?

Podéis adquirir “Liderazgo Canalla .Libera tu lado más rebelde” a través de este enlace.

¡¡La formúla del éxito en el s.XXI!!

La mayor parte de nuestras opiniones son creadas por las palabras y las formulas, mucho más que por la razón” decía Gustavo Le Bon.

En el siglo XXI, seguimos pensando que el éxito se consigue de la misma manera que en siglos pasados. Pero algo peor aún, que las cosas no han cambiado.

Y vaya si han cambiado. Solamente sé que no sé qué va a pasarme mañana, como para determinar el futuro de aquí a 5 años, como nos hacen creer que pueden las personas, predicen ahora.

Y no hablo de futurólogos, sino de consultores o expertos, que tienen la desfachatez de promulgar cuales serán las tendencias en un futuro de los RRHH, management o en la moda.

Creen que determinan lo que será o no éxito en dichos campos profesionales.

Tanto el éxito, como el mundo del trabajo, las próximas innovaciones o el número de goles que meterá Messi en el próximo partido, NO SE PUEDE PREDECIR.

¿O alguien iba a predecir el éxito de Harry Potter a través de una formula?

Pero aún así vamos por la vida creyendo, en los poderes “mágicos” que tienen formulas descubiertas o “inventadas” tiempo atrás.

¿Qué han hecho su valor? SI

¿Qué en esos momentos tenían vigencia? También

¿Qué los tiempos cambian y con ello las formulas? Desde luego que si

En la actualidad se sigue con devoción esta fórmula:

(Conocimientos +Habilidad)* Actitud

Y el resultado se llama éxito

A lo largo del estudio para la creación de “Liderazgo Canalla. Libera tu lado más rebelde”, del siguiente libro, que saldrá este próximo Febrero y las más de 250 entrevistas realizadas, determiné que esa fórmula, ya no era vigente para los tiempos que estamos viviendo.

Por favor, no os tiréis de los pelos ni penséis que soy un hereje. Bueno hacer lo que queráis, es lo que pienso y ahora os digo porqué lo pienso así:

.-Primero no se habla de lo que pensamos cada uno que es el éxito. Nos impulsan a todos a seguir la a pies juntillas, ya que así alcanzaremos lo que la sociedad considera como éxito. ¿Y si no me apetece? ¿O es qué sólo hay un camino para encontrar el éxito? Y estoy hablando de caminos legales, mal pensados.

.- Si hablas a una persona que tiene que tener conocimientos para empezar a tener la posibilidad de tener éxito, su cerebro se va a centrar en lo que NO TIENE y NO en lo que tiene. El cerebro juega una mala pasada. Nos dice antes de empezar, que no tenemos los conocimientos necesarios, que no sabremos dominar una situación…

.- ¿Habilidad? Si ya le dices a una persona que sin conocimientos no hará nada y sin habilidad, que tire la toalla antes de empezar, no va al éxito, va camino a la depresión. Solo consigues una cierta habilidad cuando estás motivado. Y la motivación no te llega por el conferenciante del Amor o cantando canciones de los 80, sino sabiendo todos los días POR QUÉ TE LEVANTAS. Es el principio del comienzo, para adquirir una habilidad en algo. Una habilidad consciente, no hacer las cosas por hacer, por modas o para estar a la última.

.-Y no soy ni happy flower ni un pesimista. Pero ¿Cuántas veces hemos tirado la toalla a las 1 de cambio? ¿Cuántas veces ha cambiado nuestra actitud cuando no hemos conseguido para antes de ayer eso que nos prometían? ¿Cuántas veces ha cambiado nuestra actitud al no conseguir los éxitos que nos decía ese “gurú” que íbamos a conseguir en un tiempo record..?

Venga chuico, ahora dinos ¿cuál es tu fórmula del éxito?”, sé que estaréis pensando.

Es fácil: SER UNO MISMO. ¿Cómo os quedáis?

Ya sé que no es lo que esperabais, pero tranquilos, os voy a formular lo que es la fórmula del éxito en el siglo XXI, para mí y toda la gente entrevistada:

Se divide en 2 partes:

(Escucha-Miedo): Pasión.

.- En este mundo, NO ESCUCHAMOS A LOS DEMÁS Y MENOS NOS ESCUCHAMOS A NOSOTROS MISMOS. Soy un cansino, lo sé. Pero no lo hacemos. Tenemos miedo a escucharnos. Pensamos que serán “voces” en nuestra cabeza, que mejor no hacerles caso, no vaya a ser que nos echen del “rebaño llamado sociedad”.

Al revés, hazle caso. Te está hablando ese ser diminuto que tienes dentro de ti, que has ocultado detrás de rutinas, miedos y apariencias.

Escúchalo, es el principio del comienzo, del VERDADERO ÉXITO

.- En la formula anterior, me daba cuenta, que no había emociones por ningún lado. SI tú hacías esto, y tenías esto, conseguías esto. Como si no existieran. Y el miedo así como el amor, son las dos emociones que lideran el mundo. No esperes que te de la formula de no sentir miedo, porque no la tengo. Bueno si, hacerte una lobotomía, y me parece que no te apetece, verdad? Cuando te escuchas más, aceptas el miedo, que siempre estará ahí, el resto es lo que es tu pasión.

.- Pasión, talento, lo que te pone, eso que te hace los ojos chiribitas…como tú quieras llamarlo… Cuando sabemos cuál es el motor de nuestra vida, nuestra ilusión, nada ni nadie nos podrán detener.

Pero no sólo con pasión se alcanza TU ÉXITO, hace falta la 2 parte de la ecuación:

PASIÓN+INCERTIDUMBRE+ACCIÓN: DISRUPCIÓN

.- Al igual que el miedo, la INCERTIDUMBRE la vamos a tener durante todo el camino como compañera de viaje. La vida es cambio, queramos o no. Mañana no sabemos qué va a pasar, si nos dejará nuestra pareja, cómo se habrá levantado el jefe…O cuando saltará el conejo llamado oportunidad. Si vivimos en la rutina, en lo que hacen los demás, conseguiremos lo que los demás consiguen, MÁS DE LO MISMO. Y el éxito, no es eso, sino ser uno mismo, si no descubrir caminos inhóspitos…Hacerte amigo de la incertidumbre, porque es la única que te llevará a donde nadie ha llegado. La que te enseñará de que pasta estás hecho y descubrirá talentos, habilidades que tenías ocultas por miedos.

.- Sin acción, no hay resultados. Por mucho que te digas que tienes una pasión, por mucho que estés motivado, si no hay un paso adelante, esa energía se convertirá en desilusión, frustración y preguntándote qué hubiera pasado si… ¿Te acuerdas del Pasito a pasito, suave, suavecito…? Pues yo creo que tendría que ser el Karma de todo emprendedor de sueños en este siglo XXI. Déjate de por estar en modo acción, correr una maratón cuando aún no sabes ni correr, déjate de querer hacerle las pascuas a Zara cuando todavía no sabes ni qué tipo de tienda quieres poner.. Poco a poco, pasito a pasito, te darás cuenta, cuando menos lo esperes, todo el camino que habrás avanzado.

.- DISRUPCIÓN. Ese es el verdadero éxito en el  siglo XXI. No es disruptivo y exitoso hacer un congreso con una temática de los años 90, no es disruptivo hablar de lo mismo que hablan todo pero con un acento diferente, no es disruptivo ser un directivo de una gran empresa y hablar de revolución inteligente…. El verdadero éxito es buscar los fallos a lo que se ha venido haciendo, a lo que se ha venido viviendo, que se ha ido tomando como ley imperativa a seguir.

El éxito es ser uno mismo, detectar cosas que se pueden mejorar, es luchar todos los días contra ti mismo, y no contra la competencia…Es ser coherente con uno mismo y aceptar que te has podido confundir…Es seguir tus propias leyes y no las establecidas…Es decir la verdad a pesar de que todos te digan que tendrías que “mentir”…

Ese es el verdadero éxito del siglo XXI.

Continuará…

¿Estás preparado para el éxito de este siglo? ¿Qué ingredientes de la formula crees que te faltan? ¿Por qué?

Podéis adquirir “Liderazgo Canalla. Libera tu lado más rebelde” a través de este enlace.

 

KristineLoveDj: “La magia existe, y nace de nuestras acciones”.

Hoy dentro de la sección “Conversaciones con…” para mi es un placer presentar a KristineLoveDJ

Me encanta la gente considerada como  “diferente”. Me gusta investigarlas, conocerlas, saber cómo piensan y cómo sus miradas muestran, lo que son, alguien especial.

Y una de esas personas, que recientemene conocí y me cautivó, fue Cristina.

Conocida en el mundo de la música electrónica, en el panorama internacional, como KristineLove, es una de las referentes internacional en dicho campo. Pero además quería conocerla , ya que siempre hablamos de hombres como referentes ya no sólo en este campo, sino en casi todos del mundo. Y ella es una de las referentes internacionales que España tenemos el placer de tener.

Hace unos días tuve la oportunidad de tener una conversación con ella , en la que nos mostrará que a pesar de las circunstancias, con esfuerzo, pasión e ilusión, muchos sueños son realidad, Estamos hechos de sueños y estamos aquí para hacerlos realidad

No nos distingue el sexo, las circunstancias o nuestro nombre, sino nuestra actitud ante la vida.

GRACIAS Cristina por recordarnos que las verdaderas marcas , son las que son ellas mismas. Sustentadas en la pasión, perseverancia y una sonrisa en todo momento que muestren que la confianza que tenemos en nosotros mismos. Sabiendo que lo que somos y nuestros talentos pueden y deben revolucionar el mundo como soñamos. Gracias por  recordarnos que sin pasión, somos uno mas. Y con pasión, teniendo presentes siempre nuestros sueños, somos y seremos siempre nosotros mismos. Dejando nuestro verdadero legado allá donde vayamos, de allá donde nos vayamos.

Puedes conocer más el trabajo de Cristina  a través de Twitter, Facebook e Instagram

bes que tu vida puede ser diferente y aun así no haces nada para conseguirlo? ¿Te da miedo romper los límites que tienes en tu mente? ¿Quieres poner patas arriba tu vida y conocer eso que llaman felicidad? ¿Quieres que tu empresa alcance esas cimas que siempre has soñado? ¿Crees que el ambiente de tu empresa tendría que mejorar? ¿Sabes que el antídoto a todos los problemas es el NO escuchar tu corazón? Puedes contactar conmigo a través de Twitter, en Facebook

.- ¿Quién es Cristina? ¿Y KristineLove?

Cristina vive por la música, por los  animales ,por viajar, viajar y más viajar.

Kristine Love vive solo  por la música y por todo lo que abarca y significa la profesión de Dj. Es bastante más extrovertida que  Cristina.

 .- Una definición de la música para quien no ha podido escucharla.

Solo con utilizar el sentido de  los oídos puedes y escucharla puedes: amar, reír, viajar, recordar, llorar, soñar, relajar, bailar, disfrutar… la música es un viaje en nuestra mente que te hace sentir.

 .- Una mujer en un mundo de hombres. ¿Qué experiencias, aprendizajes has tenido al respecto?

Tienes que hacerte más de valer, creértelo, ser cabezona y constante, seguir aprendiendo e intentar demostrar con trabajo y esfuerzo que las mujeres somos igual de capaces de transmitir y hacer bailar al público. Mis experiencias son más positivas que negativas con el público y con promotores. Con los compañeros quizá cuesta un poco más  algunos que te valoren pero  simplemente hay que ignorar y seguir trabajando.

 .- ¿Qué importancia tiene la pasión y la perseverancia en tu vida?

Todo, soy una persona muy pasional y eso se refleja en la cabina, cuando sientes la música tanto eso se transmite. La perseverancia es obligada para estar ahí.

 .- ¿Qué le dirías a una persona que quiere saltar hacia sus sueños y el miedo le impide hacerlo?

Miedo solo y si acaso a la muerte, mientras estemos vivos hay que disfrutar, seguir nuestros instintos e intentar cumplir los sueños. No hay nada peor que saber que podrías haber hecho algo para cumplirlo y no  haberlo intentado. Quedarte con la duda? Nunca. Siempre hay que intentarlo. Nos movemos por los sueños y es un regalo estar aquí para cumplirlos.

 .- ¿El mundo es de las mujeres?

El mundo es tanto de los hombres como de las mujeres,  no seríamos el uno sin el otro y viceversa, juntos formamos un gran equipo. Hay que respetarse, apoyarse, valorarse y quererse mutuamente!!

 .- ¿Qué marca te gustaría dejar en toda actuación que realizas? ¿Y con cada persona con la que te relacionas?

En cada actuación me gustaría dejar el recuerdo de “que bien lo pasamos, cómo nos gustó su sesión”… si se acuerdan de ti y han disfrutado, siempre es gratificante; y en la vida, me gustaría dejar el recuerdo cuando conozco a alguien de que soy una buena persona, con valores y a la que le gusta disfrutar de la vida al máximo.

 .- ¿Y si mañana se acabará el mundo de la música, qué?

La inventaría. De cualquier manera, con la ayuda necesaria, como fuera.  No concibo un mundo sin música. Qué tristeza. La música es de los mejores compañeros de vida.

 .- ¿Cuándo te diste cuenta que estabas haciendo lo que querías que fuera tu estilo de vida?

El primer día que me contrataron para pinchar, cuando acabe la sesión. Que sensación!!!

 – ¿Qué has aprendido de tus mentores que nunca olvidas?

Trabajo, esfuerzo, constancia, desmarcarte, tener tu propio sello identificativo y disfrutarlo. Nunca rendirte ni hacer caso a los que no creen en ti.

 .- ¿Qué es el éxito? ¿Y la felicidad?

Éxito en mi trabajo, es cuando la gente es capaz de pagar una entrada por  bailar tu sesión, cuando sonríen y disfrutan  escuchándote has alcanzado el éxito. Felicidad, es ver a la gente disfrutar con lo que haces y ser consciente de que puedes transmitir  a personas que no conoces con tu trabajo, en la vida, la felicidad abarca demasiadas cosas que no dependen de uno mismo.

 .- ¿Qué te hace levantarte todos los días a pesar de viajes, agenda…?

Pensar que soy una privilegiada tanto personal como laboralmente, y aunque no todo salga como quiero, o ese día este cansada o tenga un día malo , tengo que sentirme afortunada y disfrutar de ello. La vida es difícil y complicada y de momento conmigo se está portando muy bien.

 .- Una canción para aumentar la ganas por luchar por nuestros sueños

So What de Pink, tiene tanta energía y fuerza esta mujer que al escucharla te sientes imparable.

 .- ¿Tu corazón piensa en el futuro o solo tienes un presente?

Vivo siempre el presente, o al menos eso intento desde que soy consciente de lo que significa la vida para mí. Hoy estás aquí y mañana no sabes dónde estarás.

 .- ¿Qué quieres ser de mayor?

Espero poder seguir haciendo lo que me gusta y poder vivir de ello. Sería el mejor regalo.

 .- Una reflexión a los lectores del blog

Hay que intentar recorrer los caminos que te hagan feliz y evitar los que crean cosas negativas. Nunca hay que darse por vencido por muchos momentos malos que pasemos, todo pasa, ni lo malo dura siempre ni lo bueno, por eso cuando sea bueno hay que aprovecharlo al máximo, y cuando sea  malo intentar superarlo de la mejor manera posible. La magia existe, y nace de nuestras acciones.

¡¡Un buen Networking es…!!

“El networking es preguntar y escuchar para averiguar en qué podemos aportar valor”

El otro día, revisando una red social, me encontré con una imagen, de una empresa, “súper cool” en la que decía, lo orgullosos que se sentían del día que habían tenido por haber “recaudado” más de 100 tarjetas de otras empresas.

Pues sí, es bueno que existan tantas empresas juntas en un solo lugar. Pero lo que sigue dando pena, es que nos creamos alguien por recolectar tarjetas, como hacíamos en el colegio con los cromos de la nueva Liga de futbol.

Nos dicen que el Networking es la herramienta más cool a la hora de entablar relaciones en el mundo empresarial. Y las tarjetas de presentación, a recolectarlas como los Pokemon Go.

Al vuelo y que no se nos escape ninguna, que no conseguiremos el título de “Máster en Networking Mundial”.

Ves desde fuera esos eventos y ves como la gente, va “contrarreloj”, intentando quitarse de encima las tarjetas que han llevado al mismo, tipo ninja echando sus estrellas puntiagudas. Para volver a la empresa, con una colección de nuevas tarjetas y comparar con sus compañeros, quien tiene cual o si tienen alguna repetida.

¿Cómo acaba todo esto?

Con la frustración de no conseguir lo que se propone de verdad, crear nuevas relaciones que den lugar a negocios o ideas.

Quienes hacen un Networking de verdad, son los niños.

No les hace falta ninguna tarjeta, ningún traje, ni esperar nada a cambio.

Son los mejores relaciones públicas que una empresa debería tener en su plantilla.

Pero como no se pueden contratarlos, vamos a aprender de ellos y os recomiendo para ello, también el libro de Cipri Quintas “El libro del Networking. 15 claves para relacionarte socialmente con éxito”.

Nunca he creído que una relación puede empezar a través de una tarjeta. Hasta la relación que tienes con el banco, empieza a través de una tarjeta. Y me imagino que amor no le tendrás.

Esas relaciones, empiezan esperando algo a cambio. El banco quiere que llenes la cuenta con dinero, si has dado tu tarjeta esperas que te den la suya, si le has dado a la chica una tarjeta proclamando tu amor, esperas que ella te responda con un beso u otras cosas mejoras.

Siempre que damos, esperemos que nos den algo a cambio. Porque si no lo hacen, creeremos que hemos fracasado.

Eso nos pasa por vivir en una sociedad Nesquick, en las que queremos las cosas al instante y no esperamos a que los grumos se disipen. Todo para antes de ayer.

¿Qué pasaría si diéramos sin esperar nada a cambio?

Que veríamos que haríamos felices a mucha gente. Que sentiríamos que valemos para algo, al poderlos ayudar y sobre todo nos iríamos a dormir, con la sensación que el día ha valido la pena.

En una sociedad en la que la frase: “Me debes una”, corre más rápido que el coche de Fernando Alonso, apuesto por erradicarla.

¿Por qué debemos llevar la lista de favores que hemos hecho nosotros a los demás? ¿No te has sentido feliz haciéndolo y la cara que han puesto tras haberlos ayudado?

Sé que gritaras al Karma, que te devuelva con intereses, todo lo que haces por los demás. Estate tranquilo, my friend, porque lo hará, pero si lo haces de corazón, te lo aseguro.

Debemos escuchar más de lo que hablamos.

Somos cotorras andantes. Lo reconozco, quien me conoce, sabe que me gusta hablar. Pero he aprendido a escuchar mucho más de lo que hablo.

Escuchar a los demás, te ayuda a conocerlo mucho más que si les echarás el rollo tipo “discurso Fidel Castro”.

Escuchando aprendes a descifrar sus verdaderas necesidades, sus sentimientos que poca gente conoce o que hasta él mismo, desconocía. ¿Y cómo empresa, no te gustaría satisfacer las VERDADERAS NECESIDADES de tu cliente y no las que crees TÚ que tiene?

Te aseguro que tendrás mucho más éxito callado y escuchando, que no hablando y obviando cosas.

¿Os cuento un secreto? Me encanta dar sorpresas. Todo aquello que este en mi mano para hacer feliz a una persona, si yo puedo, lo haré.

Soy así

Y eso tienes que hacer con los integrantes de tu agenda.

Si sabes que a una persona le gustaría conocer otra persona que tú conoces, ¿Por qué no lo haces? ¿Por miedo a perder el poder sobre tu agenda? Hasta alguna vez, he conseguido unir a algún amigo con una amiga, gracias a que pensé que estaría bien se conocieran o de verdad querían conocerse.

Venimos al mundo a crear, a crear cosas mejores de lo que están. Y por miedos, a que invadan nuestra agenda, a que ya pasen de nosotros por haberles dado un contacto,..Sabiendo que podría producirse algo “interesante” para todos, no damos el paso, por miedo a perder.

Cuando en realidad, tendríamos que estar enfocados a ganar, no sólo tú, sino TODOS.

Así que deja el EGO a un ladito, y si puedes ayudar a dos amigos tuyos que no se conocen, sintiendo que si lo hicieran podrían ocurrir cosas interesantes, da el paso y hazlo.

¿Qué podrían dejarte de lado? Si

¿Qué solamente te podrían haber querido para les dieras ese contacto? DESDE LUEGO

¿Y qué hacemos? Nos lamentamos y ¿cerramos puertas a todas las demás personas? Pues NO. Mandas a tomar aire por el manzanares a esa persona pero sigue siendo tú, pero con precauciones desde ese momento.

Si queremos claridad y sinceridad en los demás, empecemos por nosotros mismos, por favor.

Hace unos días me asombraba de cómo había aumentado mi agenda durante todo este tiempo. Me alegraba poder tener contacto con gente que hacía tiempo consideraba “maestros” para mí.

Pero me di cuenta, que por mucho que puedas mantener contacto con gente de otras ciudades, países, que pensabas inalcanzables para ti, la mejor conexión que puedes tener con una persona, donde se generan las relaciones, se fructifican es en el 1.0

Déjate de emails de publicidad, de invitaciones a eventos que sabes que la otra persona no va a poder acudir e invítala a una café de verdad, SIN NINGUNA PRETENSIÓN ESCONDIDA y conoce DE VERDAD a esa persona.

Te aseguro que la vida te sorprenderá y surgirán más ideas, proyectos que si lo hubieras planificado.

Y siempre , da las GRACIAS. Una palabra que hemos soterrado en nuestro vocabulario por el egoísmo de alcanzar a toda costa el éxito que creemos que nos merecemos.

Un GRACIAS te lleva más rápido a esa cima que un “¿No sabes quién soy yo?

Deja de comerte los cascos pensando cómo quieres que sea tu tarjeta de rompedora en el próximo evento de Networking, y que sean tus ojos tu verdadera tarjeta de presentación.

Podéis adquirir “Liderazgo Canalla. Libera tu lado más rebelde” desde este enlace.

 

¡¡Los EgoBranding!!

“Si alguien te corrige y te sientes ofendido, entonces tienes un problema de ego

Después del “Despacito” que como un taladro ha sonado en nuestras cabezas, hoy me gustaría lanzar el mundo, un nuevo hit. Y deseo que triunfe igual o más, que el famoso Fonsi.

¿Quieres conocerla de 1ª mano? ¡¡Ahí va el lanzamiento mundial!!

TENER UNA MARCA NO SIGNIFICA QUE TENGAS UN EGO MÁS GRANDE QUE EL WANDA METROPOLITANO DEL AT.MADRID.

Sé que no rima mucho y que no es una frase que se adhiere rápido a nuestro cerebro, pero espero que se nos pegue por fin.

Todo éxito viene de la mano de sus musas, y os voy a contar las mías:

.- A través de un gran “gurú” de la disrupción, proclamaba a través de su blog, como tendríamos que conseguir que nos pagaran por dar conferencias.

Vamos por puntos:

Si enarbolas la disrupción como filosofía, no es promulgar que todos hagan o quieran ser como su ídolo. Eso se llama hacer fotocopias, no disrupción. Prostituyendo nuevamente la palabra y el significado de éxito, por un método para alcanzarlo de forma rápida y ocultando el esfuerzo que esas personas han vivido y viven hasta llegar donde están.

Si promulgas la exclusividad de cada uno de los seres humanos, no apeles a la necesidad de reconocimiento del ego, haciendo creer que si no se nos paga por conferencia, no somos nadie. Siendo ese “reconocimiento”, como el premio al esfuerzo ANTERIOR a la consecución de ese premio y no llegar a él como un “atajo”.

Si se promulga la disrupción, (que es detectar errores, no luchar contra Google desde tu móvil), se debe promulgar el aporte de valor, el emprender caminos que otras personas no han hecho, la creatividad…. Pero el de verdad, no el de a través de un método rápido y que no dice toda la verdad, de cómo han llegado esas personas a cobrar un dinero siendo las conferencias un método más para transmitir sus conocimientos, PERO NO EL ÚNICO.

UN POCO DE COHERENCIA POR FAVOR, ENTRE LO QUE SE DICE QUE SE PROMULGA Y LO QUE SE ESCRIBE.

Los demás pueden llegar a detectar que tienes una enfermedad que se llama “Vendehúmos”.

.- Una “gran” gurú del amor, que promulgaba desde sus redes, las bondades que tenemos todos desde dentro de nosotros,se demostró que su marca era marketing , ego y suerte, en partes iguales.

¿Por qué?

Porque tras mostrar de forma personal, su opinión sobre un tema político ocurrido en sus redes, la gente tras mostrar también sus ideas al respecto, en algunos casos, diferentes a la suya, acabo INSULTANDOLES, por no tener las mismas ideas.

No de una forma en prosa o con sarcasmo, sino literal.

Hace unos días comentaba en un post, que si nos metíamos de lleno a tratar un tema, que lo hiciéramos sin pelos en la lengua. Y desde aquí lo aplaudo que lo hiciera. Pero si lo haces, sabes que habrá gente que no esté de acuerdo contigo, porque hay tantas verdades como personas hay en el mundo.

Pero si proclamas unos valores…no creas que todos que te siguen piensan como tú en todos los sentidos, porque no es así. Y si lo pensabas y así quieres que sea..Creo que tendrías que mirarte si tienes algún rasgo “dictatorial”

¿Dónde queda el respeto?

Pero lo peor es la incoherencia que se demuestra insultando a tus seguidores. Demuestras quien eres de verdad y lo que promulgas en el escenario es una cosa y quien eres de verdad, es otra totalmente diferente.

Siempre he creído que cuando son momentos de crisis, son cuando se muestra la verdadera máscara de las personas, y este ha sido uno de ellos.

Y no es la primera vez que he visto a personas, que encima de un escenario o tras leer su libro, transmite una cosa y luego en el cara a cara, es de otra totalmente diferente.

Parece que tener una marca en el día de hoy, es promulgar tu “trastorno de la personalidad”. Promulgar una cosa cara a los demás, por y para el reconocimiento pero otra diferente a lo que es tu vida en realidad.

Cosa que me horroriza y me da pena.

La gente que cree así, sigue creyendo que la gente es tonta. Apela a sus situaciones de ayuda, de necesidad para alimentar sus egos, sus cuentas corriente..Pero cuando las cosas no van como a ellos le gustaría, se les “tuerce un poco el morro”, sacan la verdadera personalidad que son.

¿Dónde está la humildad y la coherencia en el mundo del Branding?

(Nota: Antes que os echéis los radicales encima, no estoy hablando de todo el mundo, por favor..)

¿Quieres saber la letra pequeña si tienes una marca o quieres tenerla?

.- Una marca es un estilo de vida. Un estilo de vida tiene que mostrar COHERENCIA. Podrás promulgarla, podrás “enmascararla”, pero cuando las personas vean incoherencias, te aseguro que no te darán una 2 oportunidad.

.- Si te metes en terrenos peligrosos, atente a las consecuencias. RESPETA que haya gente que no piense en TODO igual que tú. Y si promulgas el dialogo y el entendimiento, si muestran sus ideas, no les insultes, porque no son como tú. Eso que promulgabas que tendríamos que ser corazón y no EGO, ya nadie te volverá a creer.

.- Gestiona bien los momentos de crisis y no te dejes llevar por la impulsividad. Te puede salir muy caro. Te saldrá muy caro.

.- No promulgues unos valores de diferenciación, cuando luego estás diciendo cómo tenemos que ser como los que están arriba. Mi concepto de éxito no puede ser igual que el de allá arriba. Eso es hacer fotocopias, no ser diferente.

Mi ego SI quiere depender de si consigo ser como esa persona o no, de si consigo reconocimiento o no. Pero una marca que deje huella de verdad, depende del corazón que la mueve, NO DEL EGO QUE LA DESTRUYA.

Corazón que sabe que todos los días debe irse a dormir sabiendo que ha hecho todo y más lo que estaban en sus manos , por dar a los demás lo que él siente. Sabiendo que toda semilla tendrá sus frutos, pero no depende de ellos de forma sobrehumana.

Así que tu marca debe caracterizarse por:

.- Más corazón y menos desesperación por aparentar.

.- Más humildad y respeto con nada de ego, del malo.

¿Y tú eres un EGOBRANDING? Si quieres dejar huella de verdad, por favor, no te lo recomiendo…pero allá tú.

Podéis adquirir “Liderazgo Canalla. Libera tu lado más rebelde” a través de este enlace.

 

 

 

¿Cómo tratar un tema peliagudo?

La neutralidad acaba siendo el refugio de los tibios”.

Es una de las frases que acabo de leer y que me viene como anillo al dedo, para el tema del que me apetece hoy escribir.

LOS TEMAS PELIAGUDOS Y LA SOCIEDAD.

Vivimos unos momentos cruciales. Y son en estas situaciones, en los que tanto las personas como las empresas, nos demuestran de que palo están hechas, DE VERDAD.

En estas situaciones, hay dos factores claves, que para mí, determinan todo:

.- LA COHERENCIA

.- EL RESPETO.

La coherencia es una de las palabras, que caracterizan a las personas que dejan una huella de verdad en los demás.

Podrás estar de acuerdo o no en su forma de actuar, en cómo dice las cosas, en cómo te responde algunas veces, en cómo da las conferencias o cómo explica una situación…Podrás estar de acuerdo o no, pero lo “quieres”, porque es tal cual, sin ataduras, sin tapujos, a pecho descubierto.

¿O es que no conoces a nadie, que los demás, no tragan por su forma de ser, pero tú le conoces, y le quieres por eso, por su coherencia?

Seguro que sí.

Es bueno promulgar la coherencia, pero como he dicho, es en estos momentos, donde se ve, si es una coherencia de “vende humos” o de verdad.

¿Por qué?

En un mundo, donde importa más el número de seguidores que lo que expone, donde importa más el número de Likes que tienes respecto a tu competencia, que lo que quieres decir, la coherencia es algo que se está perdiendo a toda velocidad.

Os cuento dos casos:

Recientemente un “gurú” que promulga el amor hacia uno mismo, ponía en sus redes una foto en la que mostraba su apoyo a una situación política. Qué casualidad, que pasados pocos minutos, dicha foto, fue retirada.

¿Por qué? Si tú tienes unas ideas, ¿Por qué tienes que borrarlas? ¿No sería que tienes miedo a que algunos seguidores se marchen de tu lado? ¿No será que no quieres que tu “Marca” se vea manchada?

Hay una frase que dice: “O todos o ninguno”.

O exponemos todo en nuestras redes sociales o solo ponemos temas profesionales. Pero no juguemos al “meto la puntita”, y a ver qué pasa. O te haces un perfil profesional y otro personal, pero luego no te quejes de las posibles consecuencias.

Recuerda: O jugamos o no jugamos. Pero como bien decía la frase del principio la neutralidad acaba siendo refugio de tibios, aunque yo mejor la cambiaría, por refugio de Borregos.

En un mundo, donde se promulga tu Marca, para distinguirte ante los demás. ¿Por qué no mostramos lo que somos sin ningún tipo de miedos?

POR MIEDO A QUE SE NOS VAYAN DE NUESTRO LADO.

Si para ti, tu marca, está integrada también por lo que piensas, sientes y crees sobre determinados problemas sociales y personales, tienes que apostar todo al mismo número. No me vale “jugar con la filosofía” para transmitir tus ideas o “meter la puntita” para luego retirarla, porque te has dado cuenta de las posibles consecuencias.

Porque luego nos “lamentamos” de lo que ha podido ocurrir. Al igual que hay personas que puedan pensar igual que tú, hay otras que estén en el lado opuesto. Y como hablábamos en anteriores post, es su verdad contra la tuya, y para ellos, la inspiración que tenían contigo, lo que les hacías ser y sentirse, ha desaparecido, dejando de seguirte, dejando de comprar tus productos.

Y no valen campañas de “no sabía lo que estaba haciendo, perdón”. En este mundo, la gente no es tonta y menos les hagas sentirse tontas.

Si empiezas a pedir disculpas, por algo que has hecho, ya somos bastante mayores. No juguemos a dos bandas, o recuerda que toda acción tiene su reacción. Te guste o no.

Se coherente con tus IDEAS, y con tus ACTOS.

Optando por mostrar tus pensamientos personales o políticos, tienes que ante todo respetar a todas las personas que no piensen igual que tú. Porque por mucho que inspires a muchas personas, en eso están de acuerdo contigo, pero en otras ideas, seguramente no.

Tienes que aceptar lo que digan de ti, sus opiniones, acciones (siempre con respeto), tienes que aceptarlo, así como ellos tienen que aceptar que tu forma de pensar sea diferente a la suya, desde luego.

Porque durante estos días, he visto varias acciones, que tras mostrar sus ideas y ver la reacción de la gente, mostraban su lado “no tan ideal” rebatiendo y llegando a insultar a quienes eran sus clientes y seguidores hacia segundos.

Es en momentos críticos de la vida, cuando mostramos nuestra verdadera patita. Pero eso sí, luego no te quejes de las consecuencias.

Así que si tienes, recuerda:

.- Si tienes una marca profesional, y quieres hablar de temas que pueden generar controversia. Adelante, pero con todas las consecuencias.

.- Si se entra, se habla sin tapujos. No utilices “medias tintas”. Es lo que opinas, es lo que sientes, pues adelante. Pero déjate de medias tintas, que la gente no es tonta.

.- Respeta, porque esas personas antes que publicaras eso, eran tus seguidores, compraban tus libros, iban a tus conferencias…Eran los que te hacían ganar dinero, así que respeta.

.- Y tanto como con amigos, como en redes, si quieres hablar sin tapujos de lo que te dé la gana y no “fastidiar” tu marca, hazte un perfil personal y desfógate lo que te dé la gana. Allí solamente te leerán los que tú quieras y no afectará a tu marca.

¿O es que no sabemos con quién debemos hablar de unos temas y con quien de otros en relación a nuestros amigos?

Antes de lamentarte, mira a ver qué públicas, qué dices, porque las consecuencias se pagan. Y si vas a tumba abierta, se consecuente si tienes alguna que otra “perdida”.

Podéis adquirir “Liderazgo Canalla. Libera tu lado más rebelde” desde este enlace.

 

¡¡No a la Reinvención. Si a la Superación!!

“No tengo miedo a empezar desde cero” decía Steve Jobs.

No creo en la reinvención, tal y como se trata en el día de hoy.

Parece ser que el mundo del Management y del Coaching, han inventado la palabra “reinvención”. Se han adueñado de ella, como Colón hizo cuando llego a América.

Pero que yo sepa TODOS LOS DÍAS nos estamos reinventando en comparación al día anterior. Hasta en el mismo día te reinventas varias veces.

Hoy no era como ayer, y mañana no seré como soy hoy. Todos los días nos pasan cosas diferentes, que nos hacen ser diferentes tras las mismas.

Todos los días nos estamos reinventando, superando, tallando nuestras actitudes y aptitudes.

TODOS LOS DÍAS.

Otra cosa es que nos demos cuenta o no. Principalmente nos damos cuenta, del cambio que hemos hecho cuando volvemos a vivir una situación que antes no podíamos afrontar y ahora sí. O cuando llega el 31 de diciembre y echamos la vista atrás al calendario que estamos a punto de quemar.

Según la R.A.E, reinventar es “Volver a inventar de nuevo”.

Y yo no creo que me este inventando todos los días. No me considero un robot o una app, sino una persona.

¿Qué pasaría si en vez de reinvención, lo llamáramos superación o progreso?

Progreso es un paso hacia adelante, hacia una dirección.

Superación, es el salto de obstáculos, de pensamientos negativos, de esfuerzo, de consecución de metas.

Yo al menos me siento mucho mejor, diciéndome a mí mismo, que me he superado en relación con el día de ayer o ha habido progresos en ese proyecto que ayer me tenía bloqueado, que no que me he reinventado.

¿Y qué sientes si te dijera que Reinventarse, es ponerse una máscara en función de las circunstancias?

Nos reinventamos todos los días. Dependiendo del lugar donde estemos estaremos reinventándonos en comparación a como éramos antes de ir a ese lugar.

No somos las mismas personas cuando estamos con nuestros padres en un evento familiar, con la chica que nos gusta o con nuestros amigos tomando una copa el sábado por la noche.

No nos estamos reinventando, nos estamos poniendo MASCARAS para “remar a favor” de las circunstancias.

Queramos o no, TODOS LO HEMOS HECHO.

Y ahora la moda, son los career coaching, con su Reinvención Profesional.

Nos dicen que en estos momentos de cambios que estamos viviendo, nos preocupa encontrar un puesto de trabajo que de sentido a nuestra vida. Que sentirse motivado profesionalmente es posible, en definitivas cuentas.

A lo largo de varios libros que he leído sobre dicho tema, y  consultar a varias personas al respecto, puedo decir:

.- Nos queremos reinventar porque nos estamos comparando con los demás, ser aceptados por los demás y tener nuestro “minuto de gloria”.

Nos reinventamos porque queremos ser “cool” entrando en el mundo IT. Nos reinventamos porque es muy “fashion” dar conferencias, nos reinventamos, porque pensamos que ese “estilo de vida” nuevo, nos puede dar ese “éxito” que anhelamos.

Nos reinventamos porque estamos comparando nuestra situación, con las luces de neón y gases de colores que nos están ofreciendo desde un pulpito muy chulo.

Déjate de comparar que en muchas ocasiones, estarás mucho mejor tú en todos los sentidos, que esa persona que está ahí evangelizándote

No será la primera y última vez, que ante una persona que quiere hacer algo diferente a lo que actualmente hace, diga palabras así: “Lo hago porque me han dicho que es la última moda…aunque voy a probar…No sé si me gustará…Voy a intentarlo, porque todos mis amigos lo hacen y¡¡no me voy a quedar yo atrás!!

Tu cerebro está diseñado para encontrar siempre razones para que veas, como te dicen, que estas peor de lo que podrías estar con esa reinvención.

.- La reinvención es tomada como una estrategia cuando en realidad son herramientas.

Todos y cada uno de los libros leídos, son absolutamente casi iguales. Palabra más, palabra menos, pero todos hablan de lo mismo.

La toman como una estrategia para que no tengamos miedo a esta era de cambios que estamos viviendo. La única estrategia es ser uno mismo.

Pero absolutamente ninguno de ellos, ni conferencias que vi, la usan como herramientas para reafirmar tu propia personalidad, tus cualidades. Todo por y para ser “un borrego” más dentro de la transformación que estamos viviendo.

Si quieres tener un manual, sobre herramientas para reinventarte, os recomiendo “Reinventa tu carrera en 100 días. Vuelve a sentirte motivado profesionalmente de Maite Piera.

.– La reinvención no habla de coherencia.

Aunque a veces no queremos creérnoslo, ya somos mayorcitos para saber en lo que nos gustaría o no, invertir nuestro tiempo y esfuerzos.

Nos dicen, como herramientas que tenemos que preguntar a los demás, en lo que creen que somos nosotros buenos y si hay trabajo de eso.

Señores: ¿No somos ya mayores para saber lo que nos “pone los pelos de punta” y lo que no? Y te lo digo de antemano, sin la necesidad de que preguntes a nadie: “SI HAY MERCADO PARA VIVIR DE TU PASIÓN. Y SI TE DIRÁN QUE ESTAS LOCO”.

No creas que en este mundo eres el único que está loco por esa idea que tienes o por esa pasión. Hay mucha gente que está deseando que les muestres tus locuras.

.- La reinvención no habla del miedo.

El compañero de todo ser humano y sobre todo en momentos de incertidumbre es el miedo.

“¿Sabré gestionar este cambio que tanto me ilusiona? ¿Sabré dominar todo lo que me piden? ¿No será una locura?..”

Más y más dudas, que por mucha ilusión que tengamos, siempre estarán acompañando en una situación que no dominamos por completo.

Pero aún así, impulsamos a que se cambie, por seguir “modas” y no por coherencias.

Pero no sólo el miedo que uno tiene ante ese reto. Si no el miedo que tiene la gente de alrededor tuyo, “porque ahora estabas muy bien dónde estabas y más en estos momentos tan convulsos que vivimos” y por las empresas que ven con “recelo”, personas que aunque con experiencia, no la tienen en el campo en el que se quieren desarrollar.

Yo mismo progrese el día que empecé a escribir, y aún a día de hoy, hay gente a mi alrededor, ven con recelo mi progreso personal. Molesta ese rechazo, pero es lo que hay. Eres como eres. Simplemente feliz y orgulloso de quien eres y lo que has superado. Si te gusta bien, sino también.

Así que:

.- No lo llames reinvención cuando quiere tendría que ser coherencia con uno mismo.

.- No lo llames reinvención por seguir modas, por un éxito efímero. La única moda que tienes que seguir es la que dicte tu corazón.

.- Si tienes miedo, vas por buen camino. Es tu ego, a parte de tu familia y amigos, el que te está diciendo que seas te sigas estancando, que la felicidad es ser y hacer lo que los demás esperan de ti. No lo que tú sientes.

.- Una vida personal y profesional con coherencia, es mucho más productiva que una vida dejándose llevar por “cantos de sirena”.

.- No eres una persona o profesional que se reinventa constantemente. No eres una persona llena de “etiquetas o puestos de trabajo”. Eres un ser humano que hace lo que sabe que tiene que hacer. En constante evolución pero desde un enfoque coherente con uno mismo.

¿Te reinventas o evolucionas? ¿Sigues modas o eres tú la moda? No te reinventes, supérate.

Podéis adquirir “Liderazgo Canalla. Libera tu lado más rebelde” a través de este enlace.

 

¿Tienes Rasmia?

“La paciencia, la pasión y la perseverancia son igual al éxito” dice Pitbull

Maño que rasmia tienes. Hasta que no lo consigas no pararas”.

No creas que me estaban insultando. Al revés, me estaban alentando a seguir.

En Aragón, rasmia, significa “empuje y tesón para acometer y continuar cualquier tipo de empresa”.

Los anglosajones lo llaman Grit. Os recomiendo el libro con el mismo título “Grit. El poder de la pasión y la perseverancia”

En este mundo que desde pequeños nos han distinguido entre quienes han aprobado los exámenes y no. Y si lo has aprobado, podrás tener un futuro “halagüeño”, pero allá tú si no has pasado del 5.

Lo que te espera es un futuro negro, de fracasos y recordándonos que esos sueños, serán imposibles conseguir, ya que hemos sacado un 4 en el examen que teníamos.

¿Y qué pasa con las personas que a pesar no estar etiquetadas con una “gran inteligencia”, han conseguido romper limites, alcanzar sueños imposibles

Creemos que el éxito, la felicidad, el reconocimiento, solamente se consigue a corto plazo. Eso de a largo plazo, es para locos y que se esfuerzan, cosa que no está bien vista en esta sociedad.

¿Y qué piensas si te dijera que no me importa tu cociente intelectual, tus títulos ni tampoco quiénes son tus padrinos para alcanzar tu éxito?

¿Qué piensas si te dijera que la rasmia que tienes dentro, es el poder de la pasión y perseverancia que has imprimido a tus retos imposibles?

En un mundo donde estamos deslumbrados por el talento, las notas, títulos, tendríamos que estar con la boca abierta por aquellas personas, que su bandera es la perseverancia y la pasión que ponen en cada acción que realizan.

En una sociedad, que nos ha enseñado, que cuanto “más lloremos”, más vendrá “PAPA ESTADO”, nuestra familia, pareja o amigos a “cuidarnos” y hacer lo que sea para que nosotros estemos bien, palabras como esfuerzo, interés, práctica o esperanza están denostados de nuestro vocabulario.

Sin esfuerzo, eso que dicen nuestros padres que tenemos, talento, es simplemente lo que podríamos haber hecho y no hemos hecho porque es mejor, “que nos vengan todas dadas” que ir “hacia ellas”.

Sin esfuerzo nunca seremos productivos. Estaremos dentro de lo establecido como “normal”, pero nunca daremos ese “más” que sabremos que podríamos dar ni descubriendo que estaba detrás de la puerta nº1, llamada miedo.

¿Y cómo son las personas con Rasmia?

Hubo una vez una frase que me marcó: “David, hoy estas y mañana quien sabe. Dedícate a lo que te apasiona porque todo pasa en un suspiro”.

¿Por qué no duramos demasiado en nuestro trabajo? ¿Por qué aun durando, estamos siempre nerviosos y cabreados?

PORQUE REALMENTE NO NOS INTERESA LO QUE ESTAMOS HACIENDO. PORQUE REALMENTE NO ESTAMOS HACIENDO LO QUE SI SABEMOS QUE NOS MOTIVA.

Me voy a dormir todos los días, desde que lo que hago coincide totalmente con mis intereses, con mis motivaciones. Hasta entonces, no dormía un día bien a pesar de que estaba consiguiendo todo aquello, que la sociedad decía que tenía que alcanzar.

No te mientas, y estés diciéndote: “Es que no sé que me interesa, porque me interesan tantas cosas, que no lo sé”.

¡¡MENTIRA!!.

Si te pusieran una pistola en la cabeza (perdón por el simili) sabrías que responder y sin rechistar.

Eso es tu pasión, ahí es donde debes poner el foco en torno a tu vida.

No eres diferente a aquellas personas que sabes que están haciendo lo que les gusta. Todos nacemos del mismo lugar.

Eso que te apasiona, no cae del cielo ni a través de un test sicológico. El mío decía que tenía que dedicarme a los número, y aunque lo hice, ahora si estoy haciendo lo que me apasiona de verdad.

Descubrir lo que te apasiona, lo que te motiva, se descubre a través de la interacción con el mundo exterior, dándote la oportunidad de probar. No de tu interior.

Si le hubiera preguntado a mi interior que si tenía que dedicarme a escribir, hubiera dicho: “Si claro, y yo soy George Cloney, ¿Qué te crees?”. Pero cuando experimente el escribir, obviando el qué dirán, el qué pensarán, lo encontré.

Date siempre la oportunidad de descubrir, que te apasiona. Aquello a lo que te gustaría dedicar las 24 horas del día sin ningún tipo de problema.

Aunque yo soy más de Messi, si nos damos cuenta, tras los entrenamientos del Real Madrid, siempre enfocan los medios de comunicación, como Ronaldo se queda a mejorar sus disparos o remates de cabeza.

Es una persona con rasmia.

Cuando sabes lo que te apasiona, no te importa hacer “horas extras” que supongan un plus más en tu desarrolla. No te incomodan, las buscas.

La diferencia entre el éxito y la mediocridad, es eso, la práctica.

A más tiempo practiques, más habilidad tendrás. Y a más habilidad, más repercusión obtendrás.

Así de fácil.

Puedes tener un interés, una intención respecto a una acción.

Quieres alcanzar la meta, pero te aseguro que sin un propósito, a la 1 caída, te aseguro que tiraras la toalla, mandando todo esfuerzo a la basura.

Tener un propósito, es hacer algo por y para otras personas que no seamos nosotros mismos, por un motivo que tras realizar tu acción, quieras dejar como huella en los demás.

Recuerda: No es lo mismo dar clases, que inspirar a tus alumnos a ser mejores personas.

Eso es un propósito.

Y las personas con rasmia, tienen esperanza.

No la esperanza, de que les toque la primitiva para ser felices o considerarse de éxito. No la esperanza de que esa chica que tanto te gusta te diga si, sólo a través de la Ley de la atracción.

La esperanza de que al día siguiente las cosas vayan a ir a mejor, porque me voy a levantar del suelo y voy a ir de nuevo, a por lo que quiero.

Creo más en una persona con rasmia, que en una persona de éxito.

La persona que se esfuerza, que persevera a pesar de las circunstancias, que lucha por dejar una huella más allá de un éxito efímero en el mundo, Son personas realmente felices, con éxito de verdad.

Personas que enarbolan la bandera de la excelencia, sin perseverancia y sin importar lo que diga un examen o un test psicológico. Son los verdaderos genios para mí.

Y tú, ¿Tienes rasmia? ¿Crees que el intelecto determina tu futuro?

Podéis adquirir “Liderazgo Canalla. Libera tu lado más rebelde” a través de este enlace.