Y tú, ¿Cómo estás?

“Quien no se mueve, no siente las cadenas” decía Rosa Luxemburgo.

Tenemos un miedo atroz a lo que estamos viviendo. Y no estoy quitándole la importancia que tiene. La gente que está muriendo en todo el mundo, las familias destrozadas por no poderse despedirse de sus familiares, por no hablar del tema del trabajo que estamos viviendo y vamos a vivir.

Pero el miedo está presente en todas las conversaciones que vivimos o debates que vemos a través de los medios de comunicación. Miedo y más miedo.

¿Y qué es lo que provoca?

Que estemos mas cagados que la primera vez que vimos el video de “Thriller” de Michael Jackson.

Hablamos mucho de que la sociedad va a dar un cambio radical, que seremos más empáticos, que nos hemos dado cuenta que somos seres humanos, que nos estamos enfrentando a la muerte todos los días..Se nos llena la boca diciendo que la sociedad va a cambiar, pero poca gente oigo que diga que yo voy a hacer tal o cual cosa.

Pongamos un ejemplo:

Y, ¿Tú como estas?”.

Es una pregunta normal, clara, directa, sencilla, ¿Verdad?

Que levante la mano quien no se ha extrañado cuando alguien se lo ha preguntado alguna vez. ¡¡TODOS!!.

Lo primero que pensábamos es: “¿Con qué intereses me lo ha preguntado? ¿Me ha visto mal? ¿Qué querrá pedirme?”.

Por mucho que hablemos de la transformación de la sociedad, con una simple pregunta nos damos cuenta que seguimos siendo unos desconfiados, que no creemos en el buen hacer de los demás y que rehuimos de todo aquello que sean “buen rollismo”.

Pero también, aquella que nos lanza la pregunta, acabamos agradeciéndoselo si vemos que lo hace de corazón, ya que la comunicación, ahora y antes , siempre ha sido escasa o mala en nuestra vida. No hablamos de corazón a corazón, no nos preocupamos por los demás de verdad y si lo hacemos es por algún interés oculto. Así que cuando nos encontramos a alguien que nos lo pregunta de corazón, mandamos a tomar por culo el muro que tenemos y nos abrimos a esa persona.

Y ahora que estamos hablando tú y yo, y tú, ¿Cómo estás?

Estamos en una época en la que preguntamos a todo el mundo como se encuentra.  Por educación, por cotilleo o por verdadera preocupación….Nos acordamos de gente que hace años por cualquier motivo hemos perdido el contacto y lo recuperamos preguntándole: “Y tú, ¿Cómo estas?”.

Pero cuando fue la última vez que te preguntaste mirándote al espejo:

Y tú, ¿Cómo estas?“.

Preguntamos a los demás como están, pero cuando nos lo preguntan a nosotros, nos ponemos en tensión. Por no hablar cuando alguna vez, nos lo hemos preguntado a nosotros. Lo primero que hacemos es pensar como: “Déjate de tonterías, estás muy bien…No hay nada que pensar, todo vaya genial..”.

Dicha pregunta es la invitación más importante para adentrarnos en nosotros mismos  y por eso le tenemos tanto miedo.

Respondemos con monosílabos, tipo:” Si, bien, como siempre, no hay novedades...” E intentamos cambiar de tema lo más rápido posible  Nos pica el investigar cómo estamos y más que los demás puedan saberlo.

Estamos viviendo una revolución. No hace falta describirla, ya lo estamos viviendo a través de televisión y en muchos casos, viviéndola a través de diversos aspectos en primera persona.

Estamos en medio de una revolución, porque estamos sintiendo miedo y vértigo ante lo que estamos viviendo y ante lo que vendrá. Algo que no habíamos vivido hasta la fecha. ( PD: NADIE SABE LO QUE VENDRÁ, ASÍ QUE SI TE ENFRENTAS A UN FUTUROLOGO O GURÚ SAL CORRIENDO DE ALLÍ, YAA).

Y los mejores antídotos ante esta situación son:

(Prescripción: 9 de cada 10 médicos aseguran que todos tendremos días malos a pesar de esta receta. No lo olvides, los días malos a veces ayudan mucho más que los buenos, a reconocer lo que tienes y que eres más feliz de lo que te imaginas aún sin esa entrada para el concierto o ese pantalón).

1.- Pregúntate todos los días cómo estás

Empieza por preguntártelo a ti. Por la mañana y por la noche. ¿Cómo estás? . Al igual que pides que tus amigos sean sinceros y leales contigo, tienes que serlo contigo mismo

No expresar tus emociones, no querer reconoce lo que te pasa, está y estará provocando que la mochila que lleves en tu día a día sea cada vez más grande y con ello, te cueste más andar, afrontar retos o saltar a la mínima de cambio.

Hablamos mucho del amor, de querernos todos, de ayudar a los demás, de aceptar las imperfecciones de esta sociedad para mejorarla, pero NO NOS QUEREMOS A NOSOTROS MISMOS, NI ACEPTAMOS LOS POSIBLES FALLOS QUE HEMOS COMETIDO.

Y así nos va como nos va. Sino empieza el cambio por uno mismo, ¿Cómo coño vamos a cambiar como sociedad?

Deja de buscar respuestas en los demás, y empieza a hacerte preguntas. Que ahí es dónde están las respuestas que buscas, DENTRO DE TI.

2.- Que todos los días sean una revolución.

¿Cuándo serás creativo? ¿Cuándo dominarás tu vida? ¿Cuándo empezaras a conocerte? ¿Cuándo empezaras a ser dueño de tu vida? ¿Cuándo empezarás a conocer eso que llaman felicidad? ¿Cuándo empezarás a dormir 8 horas seguidas? ….

¿Quiéres la respuesta a todas estas preguntas?

Cuando empieces a preguntarte , siendo sincero con la respuesta a ¿Cómo te encuentras?, empiezas a descubrirte, empiezas a coger el toro por los cuernos y empieza la verdadera revolución.

Cuando te preguntas todos los días cómo te encuentras y observas la respuesta, ves la realidad mucho más nítida. Sientes que sabes que tienes que hacer para darle un nuevo rumbo a tu vida.

Todos los días serán y deben ser una revolución en tu vida.  Porque sabes lo que te pasa y que no quieres que te vuelva a pasar, por eso pasarás al modo acción de manera constante. Pequeños cambios, pequeños hábitos transformados, pequeñas acciones imposibles de hacer hace un tiempo, que pones en marcha, porque sabes cómo te sientes y sabes lo que quieres.

Pregúntate, ¿Cómo estás? Y empezará la revolución en tu vida.

 

 

 

 

 

¡¡Harto de lo politicamente correcto!!

“Lo políticamente correcto casi nunca es literario” decía Ana María Matute.

No es la primera vez que lo digo bien alto ni tampoco es la primera vez que hablo de ello, pero si tengo que repetirlo, lo hago:

ESTOY HARTO DE LO POLITICAMENTE CORRECTO.

Y tranquilos, no pienso hablar de política ni nunca lo haré en el blog, pero lo que estamos viviendo actualmente en el que siempre tenemos que tener en la boca lo políticamente correcto, ya roza niveles estratosféricos.

Ya no solamente con la política, con tus opiniones en conversaciones con amigos, opinando sobre artículos que ves en redes sociales o en cualquier situación en los que puedes compartir, más vale que tengas una opinión políticamente correcta, ya que sino se te echarán encima, más rapido que los leones en el Coliseum de Roma.

“Estás loco,…en estos momentos no puedes pensar así…Tenemos que ir todos a una…¿Cómo te atreves a decir eso de una persona que es un referente?…” Y muchas más lindezas que he oído decir a la gente y que me han dicho a mí cuando me han pedido una opinión sobre un tema.

¿Qué hay gente que les falta un tornillo escudándose en el anonimato de las redes sociales? Estoy totalmente de acuerdo. Pero lo que está haciendo la filosofía del políticamente correcto, en vez de unir a la sociedad, la está fragmentando aún más.

Al igual que el cerebro necesita tener toda la información que recibe fragmentada para su mejor gestión, lo políticamente correcto hace también lo mismo con la sociedad.

Nos fragmenta y sabe en cada momento en que bando estamos. Somos de un partido o de otro… Pensamos que tal “gurú” es un vendehúmos o podemos venderle porque cree en nosotros, estás a favor mio o en contra mía…sigues una moda o no la sigues, ves “juegos de tronos” o eres el raro que no la ha visto nunca..

O estás en un bando o estás en otro.

Y claro está, solamente está la verdad, la realidad de tu bando.

“El Madrid es el mejor… El partido color rojo ayuda más a la sociedad que el azul.. Nuestro gurú nos llevará al éxito y el otro gurú es una puta mierda, no lo oigáis…” Frases así que todos hemos oido en algún momento nos hacen creer que solamente existe la realidad que nos dice un canal de televisión, un lider politico o un influencer de Instagram.

Y que yo sepa, hay tantas realidades, verdades, vidas como personas hay en este mundo. Pero aún así seguimos creyendo que solamente existe una verdad, la que nos espeta nuestro “GRAN LÍDER”.

Este “políticamente correcto” en todos los aspectos de nuestra vida, está matando muchas cosas buenas que tiene el ser humano y más que más , en estos momentos, necesitamos urgentemente.

EL PENSAMIENTO CRITICO.

Esta sociedad le falta pensamiento crítico. Ahora todo el mundo habla que el mundo va a cambiar, que todos seremos más generosos con los demás, que las empresas cambiarán, que habrá otro tipo de liderazgo… Se nos llena la boca ideando un nuevo mundo ideal como diría Disney. Pero sin pensamiento critico, todo lo que hablemos se quedará en agua de borrajas.

Podemos hablar de muchas cosas, podemos diseñar el futuro de las empresas, de la sociedad, pero si no empezamos a reconocer los fallos que hemos cometido, lo que no hemos hecho y deberíamos haber hecho, sino empezamos a reconocer nuestros fallos desde la humildad y a escuchar a otras personas que piensan diferente a nosotros… Ya podemos hablar de un mundo ideal, que seguiremos haciendo lo mismo que hemos hecho hasta la fecha

Creo que el principal valor de una persona que realmente quiere avanzar en la vida, en cualquier aspecto, tiene que ser el pensamiento critico y la humildad.

Humildad para reconocer que somos seres humanos, que todos nos confundimos y que siempre seremos mejores si se unen más personas, con diferentes ideas con un mismo objetivo.

Pero eso de reconocer que la hemos cagado, como que no va con esta sociedad.

Y otra cosa que se está cargando este “políticamente correcto” es la CREATIVIDAD.

La creatividad es la visión diferente que cada uno tiene de un tema en concreto.

La creatividad es el principio del comienzo para la innovación, para la disrupción, para romper limites, para avanzar.

¿Qué creatividad vamos a vivir, si no se nos permite o recomienda que pensemos de forma diferente?

¡¡NINGUNA!!.

Aunque todos tenemos ideas para mejorar, para innovar en cualquier aspecto de nuestra vida, ¿Por qué opción acabamos optando? Por la de callarnos, porqué desde pequeños siempre nos han dicho que nos irá mejor la vida siguiendo las leyes, obedeciendo a las personas de poder , que saliéndonos por la tangente. Además que no se nos olvide que si lo hacemos, los demás nos rechazaran y se pasa mucho frio en la soledad más allá de las murallas que el “rebaño” ha construido”.

¿Por qué creemos que no somos creativos? Porqué la presión de los demás, los comentarios que vierten sobre nosotros, entre otros muchos factores, hacen que pesen más sobre nosotros y creamos que nuestras ideas nunca ayudarán a nadie, ni a nosotros mismos.

Estamos bloqueando el avance. ¿O es que tienes todas las ideas tú?

Estamos bloqueando la posibilidad de aprovecharnos de las ideas de otras personas para avanzar, de tener experiencias que jamás hayamos podido vivir hasta la fecha…Y todo por miedo a escuchar, a ver , otras cosas que son diferentes a las que hemos estado oyendo y viendo hasta este momento.

De pequeños nos decían que suspendíamos el examen si nos salíamos de las líneas de puntos para hacer letras. De mayores nos dicen que si no somos políticamente correctos, nos sacarán “del rebaño”. Y mientras tanto piden originalidad, creatividad, ideas , innovación , disrupción, pero eso si, sigue lo establecido, sigue las normas y no levantes la voz.

¿En qué quedamos?

¿Mi recomendación? SIEMPRE CON RESPETO, PERO SIEMPRE SE TÚ. Si te dicen que eres políticamente incorrecto, no te preocupes, está hablando los miedos de los demás, cuando en tu situación está hablando tu corazón y actuando en coherencia.

Y sobre todo, todo aquella persona que te diga que seas políticamente correcto, lo que te está diciendo no es que no digas lo que piensas, sino yo te lo traduzco: “SE SIEMPRE TÚ MISMO“.

¿Estás harto de lo políticamente correcto?

 

 

¡¡La actitud LO ES TODO!!

“De todas las cosas que llevas puestas, tu actitud es la más importante”.

Me gustaría que te respondieras a esta pregunta:

¿Con qué actitud te has levantado hoy?

Y no estoy hablando por las circunstancias que estamos viviendo a nivel mundial. Sino durante todos los días de tu vida:

¿Con qué actitud afrontas todos los días de tu vida? ¿Con qué actitud te levantas para hacer frente a todo lo que venga?

Sabemos qué tenemos que hacer durante el día. Sabemos que agenda tenemos que cumplir, lo que tenemos que decir a nuestro jefe y lo que no a nuestra suegra. Pero no somos conscientes de saber con qué actitud afrontamos todo lo que nos pueda venir

Tu actitud es la forma en la que ves el mundo. Cómo ves de altos o bajos esos muros que tienes enfrente de ti.  Un poder que todos tenemos pero que realmente no nos damos cuenta de él, hasta que no vienen circunstancias como las que estamos viviendo.

Estamos momentos, aún más que más, nos damos cuenta, que no es lo que nos pasa, sino cómo reaccionamos a lo que nos pasa , la clave del éxito o fracaso ante la posible situación que nos enfrentemos.

Tu voz interior es tu actitud. Puede trabajar a favor tuya o en contra. Y todo depende las experiencias pasadas que hayas vivido. Si han sido buenas, en todo enfrentamiento contras las circunstancias, tu actitud será positiva, de ayuda, de motivación. Si han sido negativas, estarás bloqueado, con miedo y te enrollaras como un ovillo deseando que pase todo.

Para ello, os adjunto algunas de las recomendaciones que coach me han dado para afrontar momentos cruciales de mi vida, transformando mi actitud. Si a ti te pueden ayudar en este o en otros momentos, todos tuyos

.- CAMBIA LA ALIMENTACIÓN DE TU SUBCONSCIENTE. 

No te voy a hablar de comer productos real o sin procesar. Te voy a hablar que si tu actitud ante la vida, es que hasta la fecha, no has estado introduciendo las afirmaciones positivas en tu alimentación. Tanto si crees que puedes, como no, estás en lo cierto”, reza una frase muy famosa. Y todo ello es debido a que todo depende a lo que has estado consumiendo hasta la fecha: afirmaciones positivas o negativas.

Tu subconsciente acepta lo que tú dices. Así que cuida como te hablas.

.- ¿CUÁL ES TU POR QUÉ?

¿Por qué no cambia tu actitud ante la vida? Porqué no sabes realmente que quieres. Cuando sabes lo que te motiva, tu propósito, tu actitud cambiará por completo. Cuando sabes lo que te motiva, tu actitud ante los retos es de superación, de curiosidad, no de bloqueo ni de vergüenza.

.- ¿Y TÚ , QUÉ SUEÑAS?

Todos soñamos, pero ya no solo dormidos, sino también despiertos. Se llaman visualizaciones. Cerramos los ojos y nos transportamos a un futuro soñado o un futuro devastador. Como te he comentado en el 1 punto, tu actitud depende también de tus visualizaciones. Si siempre estás visualizándote en lo peor que te puede ocurrir, en lo imposible, es lo que ocurrirá.

Cambia la forma en la que sueñas, y cambiará tu actitud.

.- ¿CÓMO TE HABLAS Y CÓMO HABLAS A LOS DEMÁS?

Una vez han salido las palabras de nuestra boca, no hay vuelta atrás. Lo que expresamos es lo que siente nuestros corazones sobre nosotros mismos o sobre el mundo. Al igual que somos exclusivos a la hora de considerar a una persona amiga o no nuestra , también debemos ser elitistas a la hora de determinar qué palabras salen de nuestra boca y cuales no. Porque cada palabra que expresemos, es un ladrillo que construye nuestra actitud, no lo olvides.

.- ¿CÓMO RESPONDES A UN CÓMO ESTAS?

Uno de los métodos que tengo para aligerar mi agenda de contactos es cómo responde la gente a una simple pregunta de forma reiterada. Y la pregunta es:

¿Cómo estas?

Además de ser una pregunta que al instante la gente levanta la ceja, pensando: ¿Qué es lo que quiere realmente este tipo?”. En la mayoría de las veces, es el principio del comienzo de una retaila de quejas, miedos y excusas que mientras la persona vomita sus historia, estás pensando: “Parece que solo tiene problemas esta persona….Tiene todas las enfermedades y más…¿Pero le pasará alguna vez algo bueno?..”

Son personas que te chupan toda la energía y ganas que tenías saber de ella. Sin embargo, cuando encuentras personas que aun pasándolo mal, te responden con actitud positiva, con ganas de salir adelante, se convierten en tu inspiración. Su aliento te impregna , sus ganas de vivir te hacen ser mejor persona, volver a sonreír.

Cuida como respondes a ¿Cómo estás? porque es la oportunidad de atraer actitudes positivas a tu vida, o negativas. Tú decides.

.- ENTUSIASMO

¿Crees que vas a conseguir cosas importantes sin entusiasmo? ¿Crees que vas a superar retos difíciles hasta la fecha sin entusiasmo? ¿Crees que sin motivación, puedes conseguir lo que te propongas? . Si la respuesta a estas preguntas ha sido SI, ya me puedes decir cómo lo haces, porque no es comprensible.

El entusiasmo es el sinónimo de acción, es la llama interior que nos impulsa hacia la innovación y a transgredir los imposibles y miedos.

El entusiasmo es la mayor muestra de compromiso con nosotros mismos

.-SONRIE 

Creo que la mayor expresión de salud mental que un ser humano puede tener es la de reírse de si mismo. Pon en tu dieta películas de humor, programas de risas, de videos de niños en YouTube riéndose…Lo que te haga reir, introdúcelo en tu dieta y verás cambios radicales en tu actitud.

.- SIN MOVIMIENTO, NO HAY ACTITUD. 

Nuestras palabras determinan nuestra vida, pero son nuestras acciones las que dan forma. Mi actitud cayó durante unos días y fue el darme cuenta que no caminaba como antes , la causa de mi mala ostia. Muévete siempre, ya puede ser física o mentalmente. Da paseos, romper tus imposibles, corre aunque sea 5 minutos, haz 10 abdominales siempre que tengas un pensamiento negativo…LO QUE SEA… Es la mejor dieta contra el poder de la actitud negativa.

¿Y TÚ CREES QUE LA ACTITUD LO DETERMINA TODO?

 

¡¡La vida más interesante es la que nunca interesa!!

“El problema es que hay más gente interesada, que gente interesante”

NADIE EN ESTE MUNDO ES RESPONSABLE DE NADA.

A nadie se hace responsable de lo que le pase a los demás. Nadie se hace cargo de una situación que no haya salido como esperábamos. Nadie da un paso adelante y lidera un proyecto que puede cambiar nuestras vidas. Nadie es responsable de las consecuencias de sus actos. Todo el mundo sale corriendo

NADIE EN ESTE MUNDO ES RESPONSABLE DE NADA. 

Y mientras tanto nos echamos las manos a la cabeza cuando ocurren cosas que no esperábamos. Siempre buscando un responsable por lo acontecido pero que nunca nos miraremos a nosotros mismos. ¿Nosotros ser responsables de algo? Eso jamás. Siempre pensaremos que la culpa lo tienen los demás, y si podemos echarle la culpa al pobre barrendero que siempre limpia nuestra calle , lo haremos.

ESO DE SER RESPONSABLES DE NUESTRAS VIDA, COMO QUE NO. MOLA MUCHO MÁS PODERLE ECHARLE LA CULPA A LOS DEMÁS QUE NO A UNO MISMO.

Porque si te responsabilizas de tu vida, si te anticipas a lo que puede ocurrir, afrontas las posibles consecuencias que se puedan generar, no solamente los éxitos, es algo que no nos han enseñado y nos escudamos en eso, que no sabemos qué hacer, como hacerlo. En definitiva, que somos más vagos, queremos el éxito de forma rápida pero no las consecuencias de no alcanzar lo que nos hemos propuesto.

Y estos días una forma de responsabilidad que evadimos todo ser humano es la importancia de la vida de los demás.

Nos interesamos por la vida de los famosos. Queremos saber qué han hecho, que han dejado de hacer, con quién están o si han sido infieles a su pareja actual.

Estamos todo el día en Instagram viendo las fotos de los amigos, la cuenta de los conocidos para descubrir qué han comido , que han hecho, donde se encuentran, que trabajos tienen. .En definitiva para ver y en consecuencia creer que nuestra vida no es nada interesante respecto a la de ellos.

¿Y cómo vamos a ser nosotros menos interesantes que los demás? Hacemos lo que haga falta , para aumentar los seguidores, para que nos pregunten qué es de nuestra vida, cómo hemos hecho para hacernos la foto con esa persona o porqué nos han invitado a ese evento tan exclusivo.

Pensamos que la vida de los demás, de quien tiene más seguidores que nosotros, es mucho más interesante que la nuestra. Y no solo que la nuestra, sino la vida de la gente que tenemos alrededor.

Creemos que nos sabemos la vida y milagros de nuestros padres, amigos , pareja y mejores amigos.

¿Cómo creemos que lo sabemos? Porque cuando vienen a contarnos un problema, siempre solemos responder de la misma manera: “¿Otra vez igual? No me cuentes más, ya me se la misma historia de siempre….¿Otra vez la misma canción? Estoy cansado de oírlo..”.

¿Quién no ha oido, ha dicho algo así a alguien?

Nos cansamos de la vida de los demás muy rápidamente y por eso somos adicto a la vida de otros. A vidas que creemos imposibles a nuestro alcance, a fotografías de sitios idílicos y románticos en comparación con nuestras 4 paredes grises y el mismo careto lechuguina que vemos todos los días en casa o en el trabajo.

La vida más interesante es la que nunca interesa. 

Nos pasamos la vida creyendo que escuchamos a los demás de corazón. Que los conocemos de verdad, que sabemos las razones porque hacen lo que hacen, que pondríamos la mano en el fuego y no nos quemaríamos

¡¡QUÉ CONFUNDIDOS ESTAMOS!!.

Nos callamos nuestras historias, porque la gente nos ha dicho que no quiere oírlas. Nos callamos nuestras emociones, porque creemos que se cansarán de oírlas. Y aún así la gente cree que sabe todo de nosotros.

Dejemos atrás los putos retos de los toques de futbol con los rollos de papel o el de las fotos cuando eras pequeño. Dejemos de gilipolleces que cuando pase un tiempo las veremos y diremos: ¡¡Qué imbécil era!!.

Te propongo un reto que esta semana he puesto en marcha y me ha enseñado muchas cosas:

UNA CONVERSACIÓN SIN PELOS EN LA LENGUA CON LAS PERSONAS QUE TE RODEAN.

Investiga más de su vida. Déjales que hablen de sus miedos, de sus problemas aunque creas que los conoces, aunque creas que sabes todo de tus padres o de tu amiga favorita…NO ES ASÍ.

Déjales que se abran, así como tú tambien ábrete ante ellos. No se trata de ser un almacén de cosas que no sabias o sorpresas para luego echárselas en cara, sino también abrirte ante ellos y contarles cosas que no sabían de ti, de emociones por las que has pasado, sueños o anhelos que te gustaría conseguir o frustraciones adheridas a tu piel.

Durante esta semana he aprendido muchas cosas de personas que tengo alrededor, unas que me han sorprendido gratamente, otras que no me esperaba, así como secretos que entiendo, pero que me han dolido mucho.

Pero principalmente he aprendido dos cosas necesarias e imprescindibles siempre para el fortalecimientos de cualquier tipo de relación:

  •  No mantenemos conversaciones sinceras con nadie. Solo cuando ya hemos explotado tras habernos callado nuestros problemas o emociones.
  • Y mucho menos sabemos conversar. Lo que sabemos hacer muy bien es expresar a través de un monologo lo que queremos que los demás hagan por nosotros, quejarnos del Gobierno o del mamón de nuestro jefe, pero una conversación NUNCA es eso. Pero aún así es lo único que sabemos hacer.
  • No conocemos a nadie nunca al 99%, por mucho que nos acostemos con esa persona o convivamos con ella. Y todo porque no tenemos conversaciones sinceras, de corazón a corazón. Y luego pasado un tiempo nos lamentamos de cosas que ha hecho que no nos esperabamos, a lo mejor te decía que quería hacerlo pero TÚ NO LO ESCUCHABAS DE VERDAD.
  • Aprende primero de las personas que tienes alrededor que tendrás la historia, el aprendizaje al alcance de tu mano.

¿Te atreves a este reto? Ten una conversación sincera con una persona que tengas a tu alrededor. Déjale que hable, que te cuente su historia, pregúntale por cosas que no sabías de ella, y te aseguro que descubrirás muchas vidas más interesantes que las de los influencers de tus redes sociales favoritas.

Por favor, seamos más vulnerables, abrámonos más. Y empezaremos a dejar de hablar de la gente , para empezar a hablar con la gente. Algo que es totalmente diferente.

¿TE APUNTAS AL #1CONVERSACIÓNALDÍASINCERACHALLENGUE?

¡¡Un Cisne Negro llamado CoronaVirus!!

La perfección no se trata solo de control. También se trata de dejarlo de lado, soltarse” Pelicula Cisne Negro

Según la Wikipedia, un Cisne Negro es “una metáfora que describe un suceso sorpresivo ( para el observador), de gran impacto socioeconómico y que, una vez pasado el hecho, se racionaliza por introspección (haciendo que parezca predecible o explicable, y dando impresión de que se esperaba que ocurriera).

Es decir, que cuando pase todo , seremos como cuando viene la Eurocopa de futbol y nos convertimos todos en seleccionadores de futbol prediciendo que hubiera ocurrido si hubieran llevado a nuestros jugadores favoritos.

Lo que estamos viviendo es algo sorpresivo. Hasta la fecha, no habíamos vivido una reclusión en nuestras casas por un virus. Sorpresa que producirá y está produciendo un gran impacto en nuestra economía.  Unos dicen que se implementará el teletrabajo, otros que se conciliará mejor la vida laboral y la personal… Bueno no adelantemos acontecimientos, que tras la crisis del 2008, también decíamos lo mismo y pocos cambios hemos tenido.

Lo único que tenemos es el AQUÍ y el AHORA.

Y el ahora dice, que estamos entre 4 paredes confinados sin poder salir, hasta vete que día.

Hemos empezado haciendo una lista de cosas que tenemos pendientes. Quieres limpiar el garaje. Quieres poner en orden las fotos de tu móvil. Quieres preguntar a la gente que quieres como se encuentra. Ponerte al dia en Netflix y coger a tu pareja por banda, para comértela a besos porque tienes miedo que acabéis como el rosario de la aurora.

¿Y todo esto cuántos días te pueden durar? ¿3?¿4?.

Nos cansaremos de hacer esas cosas que creíamos que nunca tendríamos tiempo de hacer. Nos cansaremos de follar con tu pareja, de ver Netflix… Nos cansaremos de todo… ¿Y ahora qué?

Esta reclusión es una oportunidad y grande. Es un gran regalo que nos han hecho. 

Tranquilos, ya sé que estar con la suegra o tu cuñado pelmazo no es una gran oportunidad ni un gran regalo y más si siempre está con sus chistes que no le hacen gracias ni a su mujer.

Si te das cuenta, ver Netflix, follar con tu pareja, recoger el garaje o el armario, no es nada diferente a lo que estabas haciendo hasta la fecha.. Dedicarte a hacer cosas cara al exterior, no por ti, ni para ti.

Parar, y más en una sociedad que si no va deprisa siente que no avanza, es un gran regalo.

Un regalo que para unos dolerá al principio, pero para otros, lo disfrutarán desde el principio.

¿Y de qué regalo se trata?

Del poder de enfrentarte a ti mismo de una vez por todas. 

No paran de llegarme mensajes de gente que tras dos días ya se sentían agobiados en casa.

Reclamaban poder salir, hacer su vida como hasta la fecha, de ir a eventos, de tener una vida social…De “influencers” que tienen miedo que será ahora de ellos si no ponen fotos hablando de eventos, de regalos que les han hecho o de la ultima foto que se han hecho con el famoso de turno. De gente que se siente enclaustrada, porque se da cuenta que llegaba tarde a casa para no tener que aguantar a su pareja con sus quejidos de siempre. De gente que la casa se le venía encima, que no sabía estar sola…

El sentirse agobiado entre 4 paredes es la muestra inequívoca que algo va mal dentro de nosotros.  No estás a gusto contigo mismo.  Tienes miedo a estar contigo mismo .Y que yo sepa es la única relación duradera que tendrás siempre, la de uno mismo.

Este momento, el tiempo que sea, es el momento de empezar a querernos a nosotros mismos de cuidarnos y empezar a ser los lideres de nuestra vida. De ser humildes y reconocer que no estamos siendo felices con la forma de vida que estamos llevando. Que no sabemos estar solos, que siempre necesitamos gente a nuestro alrededor. Que estamos contentos de estar en casa, porque nos agobia hacer el trabajo que hacemos siempre. Que no aguantamos a la pareja que tenemos. Que vemos que el chiringuito que teníamos montado con nuestra empresa, (basado en una moda) se puede ir al traste más rapido que

Personas que han hecho todo cara al exterior, produciéndose una disonancia entre su yo interior y el exterior. Por eso esos malestares.

Es hora de verbalizar eso que sabemos que nos pasa , pero que nos da miedo afrontarlo. Y estos días son esenciales para ello.  Porque quieras o no, siempre tendrás un momento, que estarás contigo mismo, y te preguntarás:

¿Y ahora qué?

AHORA ES TU MOMENTO.

Tienes la oportunidad que siempre pedías. La de dar un rumbo a tu vida. La de dejar atrás tantas tonterías. La de ser POR FIN FELIZ.  Ahora es el momento.

La de salir de tu reclusión totalmente diferente a quien eras antes. La de salir, siendo tú. Y cuida con los bollos, que la desesperación hace mucho, van directos al culo y llega el verano.

¿Por dónde empezar?

HUMILDAD.

Somos más listos de lo que nos imaginamos. Sabemos que nos pasa, otra cosa es que no queramos ponerle sonido a esas emociones. Pero sabemos que nos pasa.  Hay que ponerle voz, además de verlo escrito.

Es una ejercicio que siempre os he recomendado ya que a mí me ha ayudado mucho.  Escribe lo que sientes todos los días, es mejor por la mañana. Pero si por la tarde necesitas escribir, hazlo.

Desahógate, quédate vacío. Escribe todo lo que tengas que escribir. ¿Hasta cuando? Hasta que no te quede nada por decirte. O utiliza el móvil y piensa que quien tienes enfrente eres tú mismo y si no le dices todo lo que sientes, lo que quieres, lo que deseas, no se marchará para volver totalmente cambiado la proxima vez.

DESAHÓGATE HASTA MÁS NO PODER.

RESUME LO QUE TE PASA EN UNA FRASE.

Stop, ante todo el sentimiento de reproche tras ver todo lo que has ido escribiendo, lo coges y lo tiras por el wáter. De lo que se trata aquí es de ver qué pasa realmente, de poner estrategias para darle un rumbo diferente a la situación y ser constantes.

Así que resume qué te pasa en una frase y hazte amigo de dicha frase. Cuanto más amigo te hagas, menos daño te hará verlo, te lo prometo.

¿QUÉ PASO DAR ?

Has puesto nombre a lo que te ocurre. Te has hecho amigo de él , porque cuando aceptas el dolor, lo transformas. Ahora se trata de crear un nuevo amigo.

SUEÑA SIN LIMITES.

Si no sabes estar solo en casa, necesitas si o si en todo momento estar rodeado de gente, escribe como te gustaría sentirte si estuvieras solo. ¿Qué aficiones te gustaría tener? ¿Cómo te gustaria pasar el día?  En definitiva un dia soñado tras haber transformado esa situación que te incomoda.

¿Y QUÉ PASO DAR, DAVID?

UNO. Si ya sé que estarás pensando que soy muy listo. Pero es que las grandes aventuras siempre empiezan con un primer paso.

No importa el tamaño del paso, importa que lo des. Porque siempre lo que más nos cuesta no es llegar a la meta, sino levantarnos del sofá y empezar a caminar.

Te aseguro que el primero paso, te llevará a conocer al segundo y así sucesivamente…

¿Te agobias estando rodeado de los tuyos y entre 4 paredes? La creatividad nunca nacerá, porque no eres tú mismo.

¿Te da miedo perder ese “personaje” que te habías creado con este parón? Porqué no eras tú mismo ni lo has sido.

Es tu momento, aprovecha la oportunidad de salir del confinamiento diferente a cómo entraste.

 

 

 

¿Cuántas veces te haces daño al cabo del día?

“La vida te trata con el mismo amor con que tú te tratas”

¿Cuántas veces te haces daño al cabo del día?

Tranquilos, no estoy hablando de daño físico ni tampoco es ninguna moda que el mundo del desarrollo personal está impulsando.

Hace unos días tuve el placer de conversar con Inés Torremocha antes de una conferencia. Le observé que llevaba una goma en su muñeca. Me comentó cuál era el motivo para llevarla y su propósito.

Propósito que me hizo pensar y que durante más de 2 semana he estado investigando:

¿Cuánto daño nos hacemos a nosotros mismos al cabo del día?

“¿Yo? Ninguna… Eso es para los depresivos, agresivos o tienen alguna tara…Yo tengo mucho amor propio y no me haría daño por nada del mundo…” Es uno de los comentarios que recibí cuando realizaba esta pregunta y que seguro que muchas veces al leer la pregunta, estarán pensando.

Pensamos que no nos hacemos daños, que nos queremos y cuidamos mucho, cuando en realidad estamos muy confundidos.

AL CABO DEL DÍA , TODOS DE ALGUNA MANERA NOS HEMOS DAÑO A NOSOTROS MISMOS

Cómo nos dijeron en la catequesis antes de recibir la primera comunión, de pensamiento, obra u omisión.

Pero tranquilos, que no me voy a poner religioso.

¿Cómo nos hacemos daño?

.- A través de los pensamientos. 

Dudando de nosotros mismos, aceptando que el miedo es mayor que nosotros, creyendo que algo es imposible sin ni siquiera haberlo intentado.

Nos estamos dañando a través de lo que pensamos y sobre todo dándole credibilidad a esos pensamientos, que no sabremos si ocurrirán.

Cuida que piensas, porque es la 1 forma de hacerte daño.

.- No siendo coherente. 

Si no ers coherente entre lo que piensas y lo que haces, te estás haciendo daño a ti mismos. Si estás perdiendo oportunidades en tu vida por miedo al qué dirán, sabiendo que es lo que siempre has  querido, estás dañándote a ti mismo.

.- Si te haces daño , estás haciendo daño a los demás. 

Si no estás siendo tú mismo, si te haces daño para no molestar a los demás, para que no piensen que eres raro, estás loco o cosas peores, no solo te estas haciendo daño a ti mismo, sino también a los demás. ¿Por qué? Porque no están viendo quién eres, qué quieres, tu esencia, tu talento, y todo porque te estás haciendo a ti mismo.

Haz un pequeño reto, a lo largo de un día, párate estés donde estés cuando seas consciente de que te estás haciendo daño a ti mismo.

Con pensamientos como: “¿Seré idiota? Si sabía la respuesta…¿Seré imbécil? Porqué digo que no cuando en realidad quería decir que SI..” No somos conscientes, pero de forma liviana y alguna vez hasta riéndonos, decimos cosas así a lo largo del día. Día a día , comentarios así van dejando costra en nuestro subconsciente.

Y cierto día , ya no de forma tan alegre acabamos diciéndonos tras un click en nuestra cabeza : “Soy imbécil, mi vida es una mierda, no sé que hago con mi vida, nadie me quiere,…¿Qué es eso de quererse a uno mismo? es una tonteria”.

¿Te has sentido así en algún momento de tu vida?

Nos han enseñado que eso de quererse a uno mismo, es de egoístas. Y el egoísmo es malo para la salud.

Nos han enseñado a hablar, pero no nos han enseñado a saber la importancia de qué decimos, cómo lo decimos.

Nos han enseñado a mantener conversaciones con los demás. A relacionarnos con los demás, principalmente para nuestra subsistencia dentro de la sociedad. Pero nadie nos ha enseñado a mantener una conversación con nosotros mismos, ya que eso de querernos, está mal visto.

Está mal hacer daño a los demás, pero peor está hacernos daños a nosotros mismos.

Así que:

.- Se consciente de lo que piensas y dices.

.- No te tomes a broma ningún pensamiento tuyo.  El cerebro no se toma nada a risa.

.- Cada pensamiento, cada acción es una forma de hacerte daño o de mimarte. Tenlo presente.

.- Si te haces daño a ti mismo , estarás haciendo daño a los demás. Ya que no sabrán quien eres de verdad.

Todos los días nos hacemos daño a nosotros mismos de una manera u otra. Se consciente, no te vayas arrepentir en un futuro de lo que empezó como una broma, se transformó en una creencia difícil de quitar.

¿CUÁNTAS VECES TE HACES DAÑO AL CABO DEL DÍA?

 

Miguel De Lucas: ” Magia es sacar adelante una familia con un trabajo duro”.

Hoy dentro de la sección “Conversaciones con…” es un placer presentar a Miguel De Lucas. 

Nacido en Terrasa, es ilusionista profesional y conferenciante motivacional, con una larga trayectoria  trabajando  para las empresas y marcas  más importantes del país. En el año 2019 fue Premio Nacional de Magia, y desde el año 2017  presenta el programa de La 2 de TVE Un país Mágico. Con este espacio cultural  recorre España  mostrando lugares fantásticos, compartiendo historias  y leyendas apasionantes.

Conocido también por sus conferencias, está incluido en el TOP 100 de los speakers más influyentes. Sus intervenciones  en foros como los TED Talks y muchos otros, constituyen autenticas experiencias:espectaculares, emocionantes e inspiradoras.

Además recientemente ha publicado el libro “Hay un mago en ti. Descubre tu magia interior” . Todos tenemos una mejor versión de nosotros mismos que puede hacer posibles aquellas cosas que en un principio parecen imposibles. Esta mejor versión de nosotros suele estar ahí escondida, refugiada y preparada solo para cuando haya un peligro, sea real o imaginario. Tener acceso a ellas nos daría una gran ventaja a la hora de afrontar el maravilloso espectáculo que es la vida, y es que cada mañana se abre un nuevo telón que nos pone en frente a diferentes actores con los que tenemos que relacionarnos.

Podéis conocer más el trabajo de Miguel a través de su Web, Facebook, Twitter e Instagram. 

.- ¿Cómo describirías al mago que hay en ti?

Yo creo que el mago que hay en ti es un concepto abstracto pero a la vez real. Es un concepto que no se puede ver pero si se puede sentir. Es la mejor versión que todos tenemos dentro de nosotros. Solo hay que mirar a nuestro alrededor.

Yo no estoy hablando de ningún super héroe. Ni tampoco de una persona que sube las montañas más altas del mundo, yo estoy hablando de padres y madres de familia que sacan adelante a sus familias con un trabajo duro. Eso si es para mí la magia.

La magia es el arte de conseguir imposibles. Y para ello primero hay que verlo, hay que visualizarlo. Para posteriormente hay que hacerlo.

Esa versión que todos tenemos dentro de nosotros que no puede llevar a alcanzar retos que parecían impensables, es la definición del mago que hay en ti.

.- ¿Todos podemos hacer magia?

La magia es algo que está al alcance de todos. Y no me estoy refiriendo a la magia como el arte del ilusionismo, sino a la magia de poder hacer cosas bonitas, de poder hacer cosas preciosas, de poder hacer cosas que en un principio parecían muy difíciles.

Yo creo que en este mundo que va tan deprisa, todos los emprendedores hacen magia. Y lo interesante de todo esto, es que cuando haces magia estas cumpliendo tus propios sueños. Algo que es evocador y bonito.

La magia está al alcance de todos, pero que efectivamente llena implícita una serie de habilidades que tenemos que saber para alcanzarla. Hacer magia es para cualquiera pero hay que trabajarla .

.- ¿Cuál fue el fracaso del que estás mas orgulloso? 

Yo siempre he sido muy emprendedor e intentado valerme por mi mismo. No he tenido fracasos muy sonados que hayan afectado a alguna de las partes más importantes de mi vida, que son el amor, la emoción y la ilusión.

En realidad los fracasos que he tenido tienen que ver con el mundo empresarial .Yo antes tenias una empresa de eventos, con la que me iba muy bien pero no era una persona feliz, que me llenara. Deshice la empresa y en mi entorno familiar se vio como un fracaso. Pero yo nunca lo sentí así, pero si me ayudó a darme cuenta que cuando alguien pone punto y final a una historia que no te hace feliz, es el comienzo de algo realmente esperanzador.

Al final todo depende de la manera en la que te tomas las cosas.

.- ¿Crees que existen las empresas mágicas?

Yo creo que hoy en día , toda empresa que sigue manteniendo puestos de trabajo con lo difícil que se lo están poniendo y la riqueza que están generando aún así, para mi son mágicas. Hoy en día es muy difícil ser empresario.

Es algo que me entristece mucho. Yo cuando tengo que grabar, la noche antes siempre tengo que estar en la ciudad que grabamos. Y me gusta salir a correr, fijándome por el camino en la cantidad de locales que ponen carteles de “se alquila” o “se vende”.  Piensas en la ilusión con la que montaría ese pequeño empresario su sueño y después de unos meses o años más tarde, tiene que poner el cartel de se alquila o se vende.  Por eso cuando paseo y veo pequeños negocios, pienso que ése es el ejemplo de hacer magia.

Un sentimiento que no me pasa con grandes marcas, es un sentimiento que quizá por afinidad me pasa con los pequeños establecimientos.

.- ¿Y cuál es la formula del éxito?

Yo creo que antes de conocer la formula , tienes que definir muy bien que es el éxito para ti. Para mi es el sitio donde uno está contento con lo que hace cada día. Así que la formula del éxito es como la formula de la magia, algo que siempre la defino como:

La actitud + La aptitud.

La aptitud son aquellas herramientas que tenemos que tener por dedicarnos a una profesión en concreto. Y la actitud es una predisposición a querer ponerlas en marcha

.- ¿Cómo crees que nos expresamos?

Creo que nos expresamos de una manera que no es suficientemente eficiente como debería ser. Yo creo que se nos olvida algo muy importante, que es el tema de las emociones. Que es algo con lo que yo trato de forma continua en el mundo de la empresa.

Nos dedicamos mucho tiempo aquello que es el contenido, pero muchas veces no a lo que queremos transmitir ni cómo lo transmitimos. Muchas veces la comunicación verbal no es la más importante y a veces con una sonrisa puede hacer más que un discurso de 20 minutos.

.- ¿Qué te ha enseñado la magia que no olvidas en tu día a día?

La magia me ha enseñado tantas cosas que fundamentalmente te diría que hace 10 años, tuve un periodo de estrés generado no por la profesión, sino por como yo lo gestionaba. Periodo que me enseño que no hay que tener prisa por conseguir las cosas y que hay que vivir siempre en el aquí y en el ahora.

.- ¿Necesitamos más magia de la que hay actualmente?

Si.

Yo creo que cuando estás a gustito en una empresa y estás bien, es un momento mágico. Y yo creo que las empresas se están empezando a dar cuenta de esto y no estoy hablando de grandes empresas.

Al trabajador se le valora principalmente por dos cosas, una es el sueldo y otra es el trato. El sueldo es algo negociable entre el empresario y el trabajador. Pero el trato es algo que no puede ser negociable , ya que siempre que tiene que ser maravilloso. Ya que cuanto mejor trates a tu trabajador, mejor va a ser la relación entre ambos, más productividad y compromiso tendrá con la empresa

No tenemos que olvidar cuando estamos pagando a un trabajador, nos están ayudando a conseguir nuestros propios sueños.

Todo es mucho más fácil de lo que nos imaginamos. Es más fácil decirle al trabajador muchas gracias, hacer una parada para tomar un café cuando nadie la tenía prevista, son pequeños detalles que generan acciones muy grandes.

.- ¿Qué conversación transformó tu vida caminando?

No te puedo decir una de forma transcendental que me cambió la vida, porque te estaría mintiendo. Pero cuando paseo con mi pareja, hablando del futuro, de nuestras decisiones, es algo fundamental para mi.

Pero también esas conversaciones con uno mismo. Esas conversaciones con la voz interior es igual de importante que una conversación con los demás.

.- ¿Cuál fue tu ultima locura creativa?

Ha sido la creación de un espectáculo en el que nadie creía. Es un espectáculo en el que relaciona el vino y el mundo de la magia. Yo soy de Zamora y ahí  es una tierra de vinos. Yo me puse a investigar y tengo una gira muy chula con este proyecto

 

 

¡¡Todos tenemos 3 Caras!!.

“Ser auténtico significa que no tienes la necesidad de aprobación de los demás para sentirte bien con lo que haces”.

A día de hoy , observo cada día más en redes sociales, como se van llenando de cursos en los que venden  cómo ser auténtico.

Se auténtico en 21 días. El camino hacia el éxito es ser auténtico. Yo te llevaré a ser auténtico…”

La experiencia me dice , que toda aquella persona que empiece diciendo “Yo te llevaré al éxito…Yo te enseñaré a ser auténtico…” sal corriendo en dirección contraria a donde está esa persona.

Los auténticos no se venden como auténticos, expresan lo que sienten, sin golpes en el pecho diciendo que son auténticos. Lo muestran y ya está.

Si crees que tienes que repetirte algo para creerte que eres ese algo, MALO.

Pero bueno, a lo que vamos. Parece que la nueva moda que viene en la temporada primavera-verano , es ser auténtico.

Pero lo que no te dicen que el ser humano tiene 3 mascaras, que hasta ser auténtico, él mismo, hasta reconocerse en el espejo del baño todas las mañanas. Y hasta llegar a ese proceso, tiene que unir o quitarse todas ellas.

Eso no te lo dicen, te dicen lo bonito, no lo malo.

¿Cuáles son esas máscaras?

1.- La máscara que ofreces a los demás. 

No eres la persona que te muestras ante los demás. Y aunque lo fueras, por el interés que te puede surgir en un determinado circulo, te muestras de una manera u otra. Tranquilo, no te acuerdes de mis familiares.

¿O no te muestras de una manera si el interés que tienes es sentimental o sexual con esa persona, que con otra persona que tienes un interés emocional de otro tipo? Seamos sinceros, SI.

Somos una sociedad que se guía por los intereses. Si puede satisfacer mis intereses, seré de una manera. Si esa persona puede jugar una carta en contra de mis intereses, actuare de otra manera. Además no eres la misma persona con tu grupo de amigos de toda la vida, con aquellos que acabas de conocer a través del curso que te has apuntado.

El mundo se mueve hacia un lado u otro en función de los intereses.

Somos una persona de cara al exterior y otra totalmente diferente en muchos casos, al interior.  Si no , ¿Por qué crees que cuando llega la noche crees no saber qué te pasa y te pasas la noche llorando o en vela?

No eres coherente contigo mismo, ni con los demás. Eso es lo que te pasa. Y la vida, tu subconsciente , cuando tienes las defensas bajas, te lo recuerda una y otra vez hasta que des el paso adelante.

2.- La máscara que ofrecemos a unos pocos.

Todos tenemos una personas que las consideramos de nuestra confianza. Aquellas que les contamos todo lo que nos pasa, lo que sentimos, lo que anhelamos y que muy poca gente sabe. Bueno decimos que les contamos todo, cuando realmente no es así.  Solo un selecto grupo de personas, que con los dedos de una mano se podrían contar.

Pero aunque hayáis hecho un pacto de sangre que creéis que nunca romperéis, aún así a esas personas no les cuentas absolutamente quien eres de verdad. Te callas que estas saliendo con una persona. Que has tenido un escarceo con otra persona que no era tu pareja, o que piensas que el novio de tu mejor amiga te ha tirado los tejos y te ha gustado. Pero eso sí, para ti son tus amig@s del alma por los que daría la vida entera.  ¡JA!.

Por mucho que creamos que contamos todo a esas personas, no es así. Contamos lo que queremos, en el momento que queremos y según los intereses que estén puesto en juego. Seamos sinceros por una vez en la vida.

3.- La máscara de ser nosotros mismos. 

Por mucho que pienses que no sabes qué has venido a hacer a este mundo, que no te entiendes ni tú, estás muy equivocado.

Sabes qué te pasa, sabes qué quieres, sabes qué sientes…Lo que pasa es que no estás acostumbrado, ni nadie te ha enseñado a expresar esas emociones o pensamientos. Lo que pasa es que tienes miedo a expresar lo que te pasa, no vaya a ser que los intereses que tenías puesto en cierto proyecto se vayan a la mierda, tu estatus a tomar por saco y lo que disfrutabas hasta la fecha, también.

En definitiva, que te echen del grupo.

Sabes quién eres, sabes qué te gusta, sabes lo que sientes, pero tienes miedo a dar el primer paso. A EXPRESARLO.

Cuando lo haces , ese miedo empieza a desaparecer. Te haces más fuerte que él. Y empieza a importante más lo que sientes tú, lo que quieres tú, que lo que realmente piensen los demás, sobre todo aquellas personas que no estén de acuerdo no con tu nuevo yo, sino con tu yo verdadero.

El ser humano actual tiene 3 caras o mascaras y aún así, quiere , exige que se le quiera como es, autentico y genuino. Pero lo peor de todo, aunque lo sabe, no quiere reconocer que tiene 3 caras que usa a lo largo del día , cuando realmente solamente es 1 la que tiene que usar, LA DE SER ÉL MISMO ANTE LOS DEMÁS Y ANTE LA GENTE QUE CONSIDERA DE SU GRUPO MÁS REDUCIDO.

¿Cómo ser auténtico sin ir a un curso exprés de autenticidad?

1.- Echa un vistazo a tu vida y con la mano en el corazón, reconoce si estas actuando de forma egoísta en qué situación, con qué personas y porqué lo estás haciendo.  ¿Por qué te callas lo que sientes? ¿A quién tienes miedo de ofender? ¿Por qué ocultas esas cosas a tus amigos? Son algunas de las preguntas que también deberías hacerte en este primer apartado.

Si después de estas preguntas, te respondes como pregunta final ¿Soy REALMENTE feliz con mi vida?, Felicidades es el principio del comienzo de quitarte mierdas e ir desnudo, porque eso es ser auténtico, IR DESNUDO POR LA VIDA. ( Por favor, no literal)

2- No te estoy diciendo que sea algo fácil, porque la sociedad por mucho que reclama muchas cosas, no está preparada para la libertad del ser humano o para tener una marca personal más importante que la de tu jefe. Igual pasa con la autenticidad, la gente quiere gente autentica, pero no está preparada para ello. Quiere gente le diga las cosas a la cara, pero cuando alguien lo hace , le tildan de cabrón para arriba. Así que no creas que va a ser un camino de vinos y rosas, porqué no es así.

Pero sin embargo, es el mayor regalo que te podrás hacer, EL DORMIR TODAS LAS NOCHES TRANQUILO sabiendo que has hecho lo que sentías que tenias que hacer, decir lo que tenías que decir    ( siempre con respeto por favor) y que luchas por lo que sientes, no según los intereses de los demás.

Sé que me estás pidiendo cuál el siguiente paso, y yo te diría, EL QUE TÚ CORAZÓN TE DICTE. 

Yo te he dicho que el 1 es ser coherente, es aceptar lo que has hecho y nunca flagelarte por ello, porque lo que estás haciendo es empezar a liderar tu vida, algo que no habías hecho hasta la fecha.

Si quieres te diga qué hice yo, te diré que mi 2º paso fue darme permiso a sentir, a hacer lo que la vida me ponía por delante. A descubrir las personas que la vida me ponía, a aprender de las caídas que iba teniendo, pero sobre todo gracias a la guía de mi corazón.

¿Te atreves?

3.- No dejes de caminar en la senda de tu intuición y de tus sentimientos. No te arrepientas de no hacer lo que te hubiera gustado hacer mientras estes en la UCI despidiéndote de tus familiares.

4.- ¿Quieres saber qué respuesta darás cuando te pregunten si eres feliz? SI, SOY FELIZ PORQUE HE EMPEZADO A SER YO MISMO. 

¿Y tú cuantas caretas has usado en el día de hoy? ¿Crees que eres original siempre en todo momento?

María Fernández: “Detrás de nuestro gran miedo, está nuestro gran sueño”.

Hoy dentro de la sección “Conversaciones con…” es un placer presentar a María Fernández.

¿Cómo hacer más grande nuestra vida? ¿Qué es la vida en realidad? ¿Cómo saber cuál es el sentido que tiene nuestra vida?

Son algunas de las preguntas que nos hemos hecho alguna vez y que todos queremos saber cómo encontrar la respuesta y dónde.

María, autora del libro “El pequeño libro que hará grande tu vida” recoge muchos método para encontrar solución a estas preguntas tan trascendentales que todos tenemos y hemos tenido en algún momento.

María es Coach, escritora y colaboradora en medios de comunicación.  Pero hablar con María es hablar con la persistencia personificada, con la importancia de tener tu foco en tus sueños en todo momento y el no escuchar la opinión de los demás y sí la de tu corazón.

Una conversación con María es tomarte una aspirina efervescente contra la monotonía y a favor de tus sueños y de la vida.

Podéis conocer más su trabajo a través en Twitter, Instagram e LinkedIn.

.- ¿Qué pensabas que era la vida, y qué es la vida para ti ahora?

Yo creo que siempre he tenido el mismo concepto de vida. La vida nos pone pruebas que tenemos que superar. Pruebas que muchas veces nos las entendemos en ese momento, siendo a la larga cuando nos damos cuenta que esas dificultades por las que hemos pasado, han sido lo mejor que nos podría haber pasado para nuestro crecimiento personal, para llegar a ser las personas que deseamos llegar a ser.

Y creo que ese concepto de la vida siempre lo he tenido. Tengo que decirte que a día de hoy, soy todavía más consciente de ello. Cuando ocurre algo que no es lo que tenía previsto, no ha ocurrido como me gustaría que ocurriera, siempre le doy la vuelta al calcetin. Siempre intento ver la contrapartida a ese evento, que aparentemente “no bueno”.

Pero además tengo que decirte que nunca he perdido la ilusión por la vida a pesar de esos contratiempos. Y tengo que decirte que ultimamente lo tengo más integrado a nivel celular. Ya que cuantas más pruebas pasamos, cuanto más dejamos que la vida nos desafie y nos desafiamos a nosotros mismos, más fuertes, más sabios, más valientes… más fuertes nos volvemos.

.- ¿Qué es la vida: lamentos y lloros o creatividad?

A veces hay lamentos, lloros y esfuerzo pero siempre que tengan un tiempo finito.

No podemos huir del dolor. No podemos huir de lo que nos infringe el dolor pero si está en nuestra mano, superar esa fase del dolor lo antes posible y eliminar el sufrimiento.

Por lo tanto, creo que la vida es una mezcla de creatividad con momentos de sacrificio.

Ganar la batalla a la vida es reducir el tiempo de sufrimiento y alargar el tiempo de creatividad. Ya que detrás de la creatividad, están las soluciones a todas esas cosas que nos están agobiando.

.- ¿Qué has aprendido a través de este libro? ¿Cómo ves a la sociedad actual?

Gracias a el libro, me ha ayudado a ponerme en contacto con muchos lectores, con muchas personas que se han dado cuenta que necesitaban un libro que fuera un aliado, un cómplice, en definitiva un libro que no juzgue al lector. Simplemente un libro que les acompañe en su transformación.

Es un libro que apuesta por la luz del lector, ya que todos tenemos un punto que brilla, un punto de fuerza. Y es lo que pretendía yo cuando lo estaba escribiendo.

Me ha hecho descubrir este libro que todas las personas tienen un pequeño anhelo, una pequeña ilusión en su corazón. Hasta a veces tienen un gran conflicto interior que tienen que superar para llegar a ese objetivo y que necesitan que alguien les de la mano.

Todo el mundo tiene anhelos y algún conflicto interior que hace que no puedan llegar a ese sueño. Algo que me reafirma que todos los seres humanos somos mucho más parecidos de lo que creemos.

.- ¿Y por qué tenemos miedo a los sueños?

Porqué nos desafían. Nos van a empujar muchas veces contra nuestro mayor miedo. Detrás de nuestro gran miedo, está nuestro mayor sueño.  Por lo tanto, los sueños nos asustan porque nos van a desafiar. Pero no solo nos desafían , sino que a veces nos enseñan el miedo que tenemos al fracaso o el vértigo que nos produce el miedo que tenemos al éxito.

En la medida que nosotros conquistemos ese miedo, ver el mensaje que tiene para nosotros, para luego luchar y actuar por nuestros sueños, ahí habremos ganado.

.- Si te digo COMPASIÓN, ¿Qué me dices?

¿Compasión o Con Pasión?

Es una palabra que para mí es muy importante. Es el vincularte a otro ser humano. Es entender porqué actúa como actúa.  Es no juzgar la punta del iceberg, sino descubrir el motivo de su actuación.

Para mí la compasión es tratar a los demás con el mismo amor con el que nos tratamos. Se trata de no ser duro con los demás. En la medida en la que somos tolerantes, somos benévolos con los demás, también lo estamos siendo con nosotros mismos.

Es una forma de relacionarte con el mundo desde el amor, desde la comprensión.

Creo que la comprensión y la compasión nos hacen grandes a nosotros. Es una de las emociones que mayor vibración tiene. Ya que un ser humano es sabio, un ser humano tiene un nivel de conciencia elevado cuando se mueve a través de la compasión con bandera.

.- ¿Cuál es tu proxima locura?

Mi 2º libro. Aunque a lo mejor no es tan locura pero para mí si.

Yo creo que la locura es mi vida. Me intento desafiar todos los días. Me doy oportunidades para conocer a gente nueva, para experimentar vivencias personalmente que luego utilizo para ayudar a mis clientes.

Hago todo lo posible para alcanzar mi objetivo profesional y llegar lejos profesionalmente. Pero luego, mi parte emocional y personal que delego en la vida. Me dejo sorprender y me abandono a ella.

Me abandono a ese control y saber que cada cosa que te pasa es para alimentar tu propio crecimiento y disfrutar de la vida.

.- Si echas la vista atrás, ¿Qué ves? y ¿Qué te gustaria ver adelante?

El otro día estaba con mi madre manteniendo una conversación. Le comenté que si volviera a ser niña y si me mirase a la niña que fui, desde la mujer que soy a día de hoy, si esa niña se sentiría orgullosa de mí; si le gustaría lo que viera. Y mi respuesta fue que si.  Y casi me emocioné al tomar conciencia de ello.

Creo que estoy donde quería estar . Aunque la cima es infinita, me estoy convirtiendo en la persona que quería ser

¿Y mi futuro? Creciendo todavía más. Ayudando a los demás, acumulando sabiduría, seguir queriéndome como me quiero en la actualidad, ya que cada uno de nosotros somos la posesión más valiosa que siempre tendremos en nuestras manos.

Teniendo fuerza, valentía y perspectiva para afrontar lo que venga.

.- ¿Cuál es la mejor inversión que has realizado en tu vida?

En mi marca personal y en formarme como coach.

Yo me fui de mi trabajo y aposté todo a una sola carta, que era dedicarme al mundo del desarrollo personal.

Esa apuesta al 100% fue lo mejor que he hecho. Dejé de escuchar las opiniones externas, escuché mi propia voz, que era lo que anhelaba, lo que sentía que había venido a hacer. Y ha sido lo mejor que he hecho.

Por el camino he recibido muchas críticas. Que si estaba boicoteando mi vida, que si tenia que buscar un trabajo que me diera una remuneración, pero yo aposté todo a una carta, al mundo del desarrollo personal. Y aunque el camino ha sido más largo y más empinado de lo que yo creía, lo repetiría mil veces.

.- ¿Y es la inversión en uno mismo, la mejor inversión que todos debemos realizar?

Desde luego.

Es alucinante, porque yo no entiendo como no hay más asignaturas de inteligencia emocional, de empatía, de compasión, de felicidad, de espiritualidad….en los colegios.

¿Para qué nos sirve saber quiénes fueron los Reyes Godos si luego nosotros no somos nuestros propios reyes en la vida?

.- ¿Cuál es el libro que más has regalado?

Aprendiendo de los mejores” de Francisco Alcaide. Es un libro muy completo, es un libro que se puede leer en aleatorio. Tiene muchos personajes de referencia con píldoras de sabiduría. Abarca casi cualquier concepto tanto de la vida personal como de la vida profesional.

Y como autor, me declaro fan de Raimon Sanso.

.- ¿Hay que darle gracias a todo en la vida?

Yo por ahora le estoy dando gracias a casi todo.

Las gracias solamente las das una vez que has superado la piedra. Hay momentos muy difíciles en los que quizá te cuesta dar las gracias a algo que te esta atormentando.  Pero cuando eres más grande que esa piedra, agradeces.  ¿Por qué? Porqué tu nivel de consciencia se ha elevado a través de ese obstáculo que has superado.

.- Una reflexión para los lectores del portal. 

Siempre que hablamos tú y yo , siempre hablamos de un tema, unos días hablamos de la compasión y ahora estoy metida en otro sitio. Pero yo dejaría como broche final, que todo sirve, tanto lo bueno como lo malo. Que usemos todo lo que la vida nos envía. Que nos dediquemos a ser mejores personas cada día. Que no nos comparemos con el resto, sino con nuestra versión anterior de nosotros mismos. Que seamos seres humanos que nos aliente la mejora continua.

Así que usemos lo bueno y lo malo de la vida para que un día nos levantemos por la mañana, nos miremos al espejo y nos digamos: “Estoy dónde quería estar y además me he convertido en la persona que quería ser”.

 

 

Una losa llamada ÉXITO.

Sólo existe un éxito: poder vivir tu vida a tu manera” decía C.Morley.

En esta sociedad y mundo 2.0 en el que tenemos al éxito hasta en artículos como “¿Como tener éxito a la hora de irse a la cama?”, pensar que el éxito te puede deprimir es de tontos.

SI, EL ÉXITO PUEDE LLEGAR A DEPRIMIRTE.

Y todo depende de qué definición tengas tú de éxito.

A lo largo de más 300 entrevistas, he conocido a muchas personalidades y todas tenían el éxito como denominador común.  Denominador común que a un porcentaje de ellos, les ha hecho hasta querer quitarse la vida y algunos de ellos hacerlo.

A día de hoy si preguntas con qué concepto relacionarías el éxito o qué hacer para alcanzarlo, muchas personas me han respondido cosas como estas: ” Tener muchos seguidores en redes sociales y si los tengo que comprar, los compro…Tener una start up y poderla vender a Amazon. Que me inviten a dar muchas conferencias aunque la verdad que le tengo pavor a eso de hablar en publico…”

Te parecerán contestaciones impensables, pero son actuales, reales.

Respeto tu concepto de éxito y lo que vas a hacer o intentar hacer para conseguirlo. Pero la mayoría de ellos suelen acabar al término de la primera caída en su consecución con frases tipo: “Mi vida es una mierda, no he conseguido lo que esperaban de mi, ya mi futuro es una puta mierda, ya no seré conocido…”

Estamos creando no una generación, sino una sociedad de competitivos por el éxito que lo único que estamos creando al final y al cabo, son frustrados con su vida porque creen que no alcanzarán el estatus que se merecen.

A lo mejor pensarás que es un artículo en el que he comentado ya cosas anteriormente, pero es que cada vez veo más adictos al éxito que la sociedad nos propone y no al que ellos sienten que es.

Vamos a hacer un repaso a diferentes aspectos del éxito que nos propone esta sociedad y dime si te sientes identificado en alguno:

.- Dinero.

“Ten dinero en la cuenta…Ahorra para cuando seas mayor…No te gastes todo el dinero..” Muchos de nosotros hemos oido este tipo de comentarios de nuestros mayores. Provocando que nuestra relación con el dinero sea de avaricia, de amasar la mayor cantidad de él porque creemos y así nos lo han hecho creer que es lo que nos dará el éxito y la felicidad en la vida para el resto.

Y si para colmo ves en televisión programas que hablan de niños de 15 años haciendo sus fiestas con un presupuesto para una noche que es igual que el tienes tú para 15 días de vacaciones, ya te subes por las paredes de la envidia que tienes.

Me gustaría que tras finalizar este artículo, te hicieras un favor. Preguntante: “¿Qué es lo que realmente es importante para ti?”.

La gente que se preocupa por salir en Mujeres Hombres y Viceversa, no tienen el propósito de encontrar el amor, tienen el propósito de salir en televisión. La gente que se preocupa por llegar al Congreso de los Diputados no tiene el propósito de ayudar no sólo a quién le han votado sino a toda la sociedad. Tienen el propósito de seguir en el escaño cuanto más tiempo mejor.

Tener un propósito, una causa justa es ir mucho más allá que los propósitos que te has impuesto el 1 de enero.  Es saber que tu existencia en este mundo tiene un PORQUE.  Ese algo que no sabes que te hace levantarte todas las mañanas con una sonrisa y enfrentarte a los retos con alegria y curiosidad, ya que sabes que tienes un propósito por el que luchar.

¿De qué tratan en si las crisis existenciales?

De eso mismo de preocuparnos por tener un estatus económico, de tener la pared llena de títulos, de tener el mayor número de seguidores en redes sociales, pero en el fondo, no tener ni puta idea porqué estamos haciendo lo que estamos haciendo si en el fondo no produce una tristeza que ni que contar.

2.- TITULITIS.

“Estudia, ¿Has ido a por el titulo? ¿Qué será de ti cuando yo no esté y no tengas ningún titulo en tu haber..?”. Todos lo hemos oido en alguna ocasión en propias carnes o con nuestros hermanos . Seguimos pensando que para optar a un puesto de trabajo es necesario la obtención de un titulo para poder trabajar. (Nota: Si, si me tienen que operar no quiero a nadie sin ningún titulo ni una dilatada experiencia. Seamos claros).

Sin embargo hay emprendedores, españoles también, no sólo las historias idílicas de Steve Jobs, que no han ido a la universidad y me parece que les va mucho mejor que a todos nosotros juntos.

Conozco a conferenciantes y formadores de éxito que no tienen ningún titulo que pueda certificar lo que pueden hacer y sin embargo lo hacen. ¿Por qué? Porqué su propósito es ayudar a los demás a través de su experiencia, no les importa el titulo, sino lo que pueden provocar.

Si piensas que un titulo te puede dar la autoestima que te falta, mal vamos

Una persona, una identidad, no puede determinar lo que sabes o tu pasión. Así que no lo olvides.

3.- PRESENTE. 

El éxito es vivir el presente. Eso que tanto nos da miedo porque pensamos que nos daremos cuenta la vida de mierda que llevamos. Y es así.

Vivir en el presente, es vivir sin expectativas, sin egos, sabiendo que solo tenemos una cosa presente y segura, que el ahora es lo único que hay y siempre habrá.

Nos centramos en el trabajo, en relaciones amorosas, en sueños de futuro olvidándonos del presente. Olvidándonos de nosotros mismos , de nuestra salud, ..y todo por algo que no sabremos si va a ocurrir o no.

Recientemente conocí a una persona que me contesto: “David, el éxito para mí es el aquí y el ahora, vivirlo. Y ahora estamos hablando tú y yo, así que disfrutemos de este éxito”.

¿Y tú serías capaz de decirlo?.

4.- ¿EL ÉXITO ES LA PERFECCIÓN?

¿Cuántas personas conocemos que cuando no hacen las cosas de forma perfecta, se sientes frustradas, irritadas y creen que ya no son dignos del éxito? Unos cuantos.

Desde que oí que tenías que sentirte orgulloso de tu primera vez, de tu primer libro, de tu primera idea aunque fuera realmente horrorosa, el miedo a hacerlo perfecto se fue de mí.  Nunca será perfecto para ti, siempre creerás que se pueden hacer mejor las cosas y mientras ves el tiempo pasar y el éxito que podrías alcanzar por esa 1ª versión, desaparecer.

5.- ¿EL ÉXITO ES UNA META O UNA CONSECUENCIA?

Si piensas que el éxito es algo que alcanzar, te estarás perdiendo el camino hasta llegar a él. Además el éxito es un reconocimiento a tu trabajo, al camino que emprendiste un día y que a día de hoy has conseguido alcanzar metas y romper límites que hasta la fecha pensabamos que eran imposibles.

El éxito no es un derecho que la vida nos debe. El reconocimiento es algo que otorgan los demás por el impacto de tu trabajo, no porque les pongas una pistola en la cabeza exigiendoles que te lo den por todo lo que has hecho hasta la fecha.

Y recuerda, cuánto más des a los demás, más recibirás. No exigas antes de dar.

Como veras, el éxito no trata de número sino la consecuencia de tu PORQUÉ.

¿Has conseguido un éxito que te ha llegado a deprimir? ¿Por qué crees que fue o es asi?.