La última moda: El AutoMentoring.

Con el mal pastor, las ovejas se queman al sol“.

AUTOMENTORINGEn los años 90, fue la moda de “Especialista en Riesgos Laborales”. En el año 2000, vinieron los cursos de informática,.. En el 2008, con el comienzo de la crisis, empezó la moda del emprendimiento, y de ser tu propio coach….y hoy en el 2015, ha llegado una nueva moda, que ni los cazatalentos, se habían enterado… EL AUTOMENTORING.

No me gusta ser un rebelde, no me gusta meter el dedo el ojo, bueno que leches, ¡¡ME ENCANTA!!, me gusta hacerte remover del asiento cuando lees los artículos, y la verdad que últimamente tengo la sangre en ebullición con este tema.

España es un país de modas. Es así de fashion y de duro a la vez. ¿Qué la moda es hacerse un master de IT? TODOS a hacernos un master de eso.. ¿Qué la moda es un Master de Diseño en 3D? Pues todos como “borregos” a hacer el master en cuestión, que es la moda y tenemos que estar en la moda.

¿Dónde queda el preguntarnos el qué nos gusta de verdad en la vida? ¿El para qué valemos?

¿Dónde está el propósito en tu vida? A lo mejor es ser arquitecto y como todo el mundo hace cursos de IT, ¿Tú también?.. Como dirían las madres: ” Si Jorge se tira por el puente, ¿Tú también?”…

Pero llevo un tiempo leyendo artículos, sobre que uno ahora tiene que ser su propio mentor. Que eso del Mentoring es sobre uno mismo, ni más ni menos.

Para quien no conozca qué es el Mentoring, es cuando una persona te acompaña en un nuevo camino, ya que ella ha pasado lo mismo que tú en esos momentos. Puede ser en términos profesionales, que te enseñe el funcionamiento de una máquina, como a nivel personal.

¿A qué recuerdas que tú también has tenido un mentor en tu vida? Pudo ser tu padre, tu madre,  tus hermanos, tu jefa de equipo en esa tienda que tanta ilusión te hacia trabajar, un compañero de trabajo o un buen amig@ que te alentó cuando te separaste de tu pareja..

Personas que nos ayudaron en algún momento cuando teníamos miedo, dudas o vergüenza a hacer algo que sabíamos que teníamos que hacer, pero no nos atrevíamos…

De primeras quiero decir que los artículos que he leído, tienen algo en común, que dicen que los mentores, SI, que te pueden ayudar, pero como uno mismo , dicen que no hay nada…

¿Perdona?

No lo llames Automentoring, porque está en total discrepancia con el significado de la palabra. Me da igual el nombre, pero no AutoMentoring.

Cuando estamos perdidos, cuando estamos con miedo, cuando queremos entrar en un campo desconocido por nosotros, la verdad que no somos nuestros mejores mentores. Seamos así de claros. Porque si fuera así, nadie iría al psicólogo, todos nos quitaríamos los dientes cuando nos dolieran sin ir al dentista, o no existirían los psiquiatras ante traumas que tenemos, porque nosotros “seríamos” tan buenos, que nos resolveríamos los problemas, nada más que surgieran en nuestra vida. Ni tampoco existiría Yoda en la “Guerra de las Galaxias” ayudando a Luke SkyWalter para combatir a Darth Vader.

¿De qué vamos?

El ser humano es un ser que tiene un potencial mucho más del que él se imagina, pero solo, muchas cosas no puede hacerlas, queramos o no.

Un mentor te ayuda en un campo en el que tú quieres introducirte, y él tiene ya experiencia. Yo considero que tengo 4 mentores y desde aquí, siempre les estaré agradecido por muchas cosas. Me ayudan y han ayudado cuando me quería introducir en ámbitos en los que el miedo, la incertidumbre y el fracaso me daban la bienvenida , en vez de la ilusión y motivación.

Cuando estamos en esas situaciones, buscamos qué y quién nos puede ayudar. Porque si quiero adentrarme en la sabana brasileña prefiero ir acompañado de Frank de la Jungla, que no por hacerme preguntas, y sentir que puedo adentrarme solo en ella, lo vaya a conseguir. ¡¡INCONSCIENTE!!

De jóvenes nos dicen que oír nuestra voz, nuestro instinto en esta sociedad no está bien visto, que tenemos que seguir los “dictámenes de la sociedad”, si no queremos salirnos del rebaño. Pero ahora nos dicen, que seamos nuestros propios mentores, que escuchemos nuestra voz, y que aunque haya buenos mentores, que mejor seguir nuestra voz, que los demás no nos pueden ayudar.

Pues vuelvo a repetirlo, gracias a mis mentores profesionales, a mis padres, y a la gente de la que aprendo y aprenderé, porque me han enseñado más de lo que se imaginan y me podría yo imaginar.

Si hubiera seguido mi voz en muchas ocasiones, te digo que no hubiera seguido con mi sueño de mi empresa, tenía miedo a dar el siguiente paso. Y por muchas preguntas que me hacía, sabiendo que era lo que quería, si no tenía a nadie que me acompañase en el mismo, que supiera donde estaba pisando, no lo iba a hacer, por muy “machote” que pensaba que era.

¿Qué pasa, que ahora nos tenemos que olvidar de todas las enseñanzas de nuestros abuelos, padres, porque tenemos que seguir nuestro corazón? ¿Tenemos que olvidarnos lo que dicen nuestros padres, con más experiencia que nosotros, porque solo tenemos que hacer caso a nuestro corazón?

Me gusta ser rebelde, me gusta ser “Enfant Terrible”, pero tengo que reconocer dos cosas, que muchas veces he tenido que dar razón a mis padres, a mis mentores, en situaciones en las que yo pensaba que tenía razón y no era así. Pero también como en otras ellos estaban equivocados, porque al seguir mi corazón, conseguí lo que yo sentía que así era.

Ni seamos unos radicales, egoístas e inconscientes… ni tampoco unos “borregos” siguiendo al pie de la letra lo que digan los demás.

Los mentores han tenido y deben tener siempre un papel importante en nuestra vida. No sabemos los que más por mucho que nos diga nuestra intuición que demos el paso. Anda que no me he llevado leches gracias a mi intuición, por chulo, me las he llevado.

Los mentores han tenido un papel muy importante en la sociedad. Steve Jobs no sería quien es gracias sin sus mentores, Andy Stalman, Robert Kiyosaki, muchas de las personas que he entrevistado, han tenido y siguen teniendo mentores a los que escucharles en determinados momentos. Y siempre dan gracias en sus entrevistas, por los aprendizajes vividos junto a ellos.

¿Qué hubiera sido de Steve Jobs sin la aportación de sus mentores? Seguramente no trabajaríamos con Macs ni Iphone, entre otros.

Yo cuando busco a un mentor, no busco conseguir lo mismo que él ha conseguido, yo lo que quiero es aprender de él, de sus experiencias, de sus vivencias, sus miedos, fracasos, de todo.. en el ámbito en el que quiero desarrollarme, aprender y luego aplicarlo a mi camino. No seguir su propio camino.

¡¡Yo soy yo y punto!! No me molan las imitaciones.

AutomentoringYo no quiero ser Steve Jobs, no quiero ser Robin Sharma, o Rafael Nadal, quiero ser yo mismo, pero si antes de empezar, durante el camino y después de él, tengo una persona que lo ha recorrido, que me advierte, recomienda y enseña cosas que yo no veo, ¿QUÉ MÁS PUEDO PEDIR?

Nosotros mismos nos auto flagelamos cuando tenemos problemas, nosotros mismos nos hundimos más cuando tenemos miedo, ante nuevas situaciones, y ¿nosotros mismos vamos a ser quienes nos saquemos del hoyo o demos el paso adelante? ¡¡SIEMPRE es Recomendable, siempre tenemos al lado personas que nos acompañan por el camino!!

SOLOS NO PODEMOS. Si, debemos ser nosotros quien de el paso, pero no llegaremos a la meta solos.

El instinto me ha llevado a situaciones soñadas, pero también me ha dado leches increíbles. Es un bastón increíble la intuición , pero si viene acompañada de la experiencia de otras personas, te impulsa aún más.

El mentor que te cambia la personalidad, no es un mentor, es un estafador y más si te cobra por ello. Y tú por dejarte cambiar la personalidad. Tienes que ser tú mismo siempre, con tus sueños, con tus miedos, con tu poder de decisión, como he dicho antes, tú eres el único que decide, y no puedes cambiar tu sueño, porque tu “mentor” ha dicho que es imposible o se ha querido “apropiar” del mismo.

Nos dicen que nos tenemos que preguntar en situaciones criticas: ¿Cómo puedo salir yo de aquí? Y no depender de la agenda de nadie para la hora de tomar decisiones. En lo 2º estoy totalmente de acuerdo, tus decisiones no pueden esperar en muchas ocasiones de si tienen la agenda libre o no, porque el tren se marchara…. pero vuelvo a repetir, que no podemos ser nuestros propios mentores, porque no tenemos experiencia en el mundo que queremos entrar, y aunque creamos que tengamos mucha, nunca tenemos el poder de ver todos los lados de la realidad.

¿Y qué te responde, que puedo hacer yo para salir de aquí, en una situación critica? El cerebro es muy “perro” y lo que te va a contestar es “sal corriendo y déjate de tonterías“. Poco aprendizaje podemos sacar cuando no somos dueño de nuestros pensamientos.

Así que por favor, NO a la nueva moda del AUTOMENTORING, porque:

.- Aunque tu intuición, tu instinto, tus ganas, te digan que tienes que dar el paso, a pesar de las circunstancias, SI HAZLO, porque la oportunidad quizá no vuelva a pasar nunca más, pero no te creas el “sabelotodo” en ese campo, tu confianza esté en nivel estratosféricos y que eres el rey del Mambo, porque siempre, habrá gente mejor que tú, que sabe más que tú, y que te puede ayudar más que tú mismo.

.- Seamos generosos, y demos una oportunidad a aquellas personas que saben más que nosotros. Escuchémoslas. Nuestros empresarios jubilados con empresas de éxito, o aquellos que fracasaron y se reinventaron, nuestros padres que aunque pensemos que con los años “están chocheando”, sólo son personas con más experiencia, démosles una oportunidad, y seguro que nuestra vida, produciría un salto más consistente.

.- Si en la educación americana, y en muchas otras, desde pequeños, ya hay mentores para ellos. ¿Por qué nosotros, vamos a ser tan chulos, y vamos a ser nosotros nuestros propios mentores? ¡¡Así nos va!!.

.- Escúchate pero también escucha a los demás. Seguro que aprendes algo.

Más vale 4 ojos yendo hacia tu meta, que no solamente 2. No seas chulo y escucha a tu mentor. ¿O acaso rechazarías las experiencias y consejos de Amancio Ortega o Rafael Nadal si los tuvieras a tu lado?

Anuncios

2 Responses to La última moda: El AutoMentoring.

  1. Pingback: La última moda: El AutoMentoring. | Dalequedale.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: