¡¡La felicidad en el trabajo!!

Buscamos la felicidad, pero sin saber dónde, como los borrachos buscan su casa, sabiendo que tienen una” decía Voltaire.

¡¡SOLAMENTE PODRÁS LLEGAR A SENTIRTE FELIZ CON TU TRABAJO, CUANDO HAYAS SIDO FIEL A TI MISMO!!.

Mientras tanto, lo demás, serán puras mentiras que no servirán para nada.

Fin de la cita.

Una de las premisas del ser humano siempre ha sido la búsqueda de la felicidad. Aunque no supiera que es eso de la felicidad, tenía que buscarla, no iba a ser menos que los demás.

Felicidad que queremos que impregne cada uno de los rincones de nuestra vida. Felicidad que disipe los miedos, que elimine las caídas de nuestra vida y nos lleve en “palmitas” hasta el éxito jamás imaginado por nosotros. Eso si, sin el mayor de los esfuerzos posibles, por favor.

Antaño, bueno no hace tanto tiempo, se confundía motivación con felicidad. Se pensaba que cuánto más nos pagaran , mas felices seríamos y más produciríamos. Estando contento la empresas y nosotros por el sueldo que nos llevaríamos.

Aunque costó, se dieron cuenta que los seres humanos son mucho más que un sueldo y un bonus a final de año.

A día de hoy se nos dice, que tenemos que primero a la hora de emprender un sueño, ocuparnos por el propósito, la visión, la meta…del mismo, en definitiva, del PORQUÉ, y a posteriori ir a por el CÓMO y con el con QUIÉN.

Cuando en la vida real, no hacemos eso.

Primero nos importa con QUIÉN nos vamos de viaje, con QUIÉN vamos a vivir esa experiencia y luego ya decidiremos DÓNDE nos vamos. Da igual la meta, disfrutamos del camino, de la compañía, pero sobre todo, estamos en paz, porque somos nosotros mismos, nos respetan y quieren por como somos. No creen que porqué nos ofrezcan unas maquinas recreativas, un futbolín o poder comer en sillones blancos, vamos a ser más felices gracias a esas herramientas, y olvidándonos de ser nosotros mismos.

¿Qué ayudan esas cosas? ¡¡DESDE LUEGO!!.

Pero creo que todavía no se va al fondo de la cuestión

Mucha gente, siempre desde fuera, se “tira de los pelos” cuando observan a personas que dicen que no están motivadas en sus puestos de trabajo. Puestos de trabajo que están rodeadas de todo tipo de ayuda, tecnológicas y no tecnologicas, que la misión que tienen es la ayuda en la gestión de la vida de la persona, para que se sienta más feliz.

Pero que yo sepa gestionar el día a día , no es igual a sentirse feliz/fiel con uno mismo.

Se cree que cuánta más fácil sea la vida para todos, más feliz será, más productivo, más motivado y todo en mayor beneficio para todos.

Y cuando les dicen que se quieren marchar de trabajos así, la gente no lo entiende. Creen que están locos desaprovechando una oportunidad así.

Yo me fui de una empresa “innovadora”, porque realmente sentía que no estaba siendo yo. Y en vez de preguntarme qué me estaba pasando, la gente se echaba las manos a la cabeza, por la decisión que tomaba.

Estoy de acuerdo que ir al trabajo, tiene que ser un juego. Yo considero que me divierto, sino ya te digo que no haría lo que hago y las horas que le meto.  Porque sino es un suplicio. Si crees que te lo estás pasando bien ,que te ríes, eres mucho más creativo tanto en los buenos como en los malos momentos. Y el tiempo se pasa mucho más rapido.

Las circunstancias ayudan, impulsan.

¿Pero una máquina de café me hará ser feliz?. ¿Jugar al futbolín hará que sea más creativo o saque la rabia que llevo dentro?

En muchas ocasiones, se está utilizando, el tema de la felicidad como una moda a la que subirse, para tener “tranquilos” a los trabajadores, cuando en realidad, cuando se cierra la puerta, no se cree en ella para nada, apostando siempre, a como se hacían las cosas en antaño. No generalizo pero sé casos de primera mano. O se crean formaciones en felicidad en el trabajo, y tendrían que preguntarse primero si son fieles a ellos mismos, para formar en felicidad.

La verdadera felicidad, tanto en tu vida personal como en la profesional, empieza por SER FIEL A TI MISMO.

Ser fiel a ti mismo, no quiere decir que se te “cierren” los oídos para siempre ante las opiniones y recomendaciones de los demás. ¡¡PARA NADA!!.

Ser fiel a ti mismo, es no desviarte de tus valores, de tus sueños ,de tus ilusiones o motivaciones.

Siempre me gusta pregunta a la gente con más experiencia en la vida, una recomendación que nunca debemos olvidarnos. Y todos tienen en común una frase que dice así: “Se fiel a lo que sientes, a eso que no te deja dormir, porque es una parte esencial de tu vida”.

Ya te pueden poner la PS4 a tu lado, el mejor capuchino del mundo a tu disposición o poder trabajar en tu casa con el fibra óptica, que si no estás siendo fiel a ti mismo, no creo que te haga más feliz, ni rindas más.

Ser fiel a ti mismo, no quiere decir tampoco que solamente pueden ser felices aquellas personas que están trabajando en su pasión, en lo que les gusta, en el desarrollo de su talento. Desde luego que cuando estás trabajando en lo que te gusta, el desarrollo es mucho más fácil. Uno se implica más, no necesita motivaciones exteriores y el aprendizaje continuo sabe que debe ser su bandera.

Pero conozco también que siendo fieles a si mismos, están trabajando en trabajos totalmente opuestos a sus sueños y anhelos. Lo aceptan como algo circunstancial de lugar, pero luchan mientras tanto por llegar a ese puesto de trabajo que sienten que les daría el poder de desarrollo que sienten y quieren.

Otros podrían pensar que es una fuente de frustración esa situación, el hacer algo que sabes que no quieres o que estás quitando el puesto de trabajo a una persona que podría dar más en ese trabajo. Y estamos muy confundidos. Esas personas, saben que las circunstancias las construye uno. Que quizá no será tan fácil como cabría esperar, pero que en esos momentos, en ese trabajo, está ahí para aprender, desarrollarse, como catapulta a su sueño. Pero siempre siendo fieles así mismos.

Son las empresas, las que no ven que esa persona podría dar mucho más en otros puestos, provocando un mayor impacto para todos.

Pregúntate:

¿Cuando estás enfocado y en coherencia con lo que quieres y eres, te da igual las circunstancias que te rodean, si estás un hotel de 5 estrellas, tu jefe es un gran guru o estás en un garaje trabajando, porque sabes que estás siendo fiel a ti mismo?

Así que :

.- La felicidad en el trabajo es posible. Pero empieza en ti.

.- Si no eres fiel a ti mismo, ya te pueden poner el mejor café, que te parecerá de lo peor del mundo.

.- Ser fiel a uno mismo, es la mayor fuente inagotable de motivación, creatividad e ilusión, que jamás hayas podido conocer.

.- No sólo son felices las personas que trabajan para sí mismos o desde su pasión, también puedes ser feliz y fiel dentro de una empresa.

¿Y tú te consideras feliz en tu trabajo? ¿Por qué crees que no lo eres?.

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.